Fiscalía acusa formalmente a Zapata y otros 5 coimputados

Se los acusa de legitimación de ganancias, falsedad ideológica, uso indebido de bienes y servicios públicos, entre otros delitos.
jueves, 28 de julio de 2016 · 00:15
ANF y ABI  / La Paz

La Fiscalía presentó ayer la acusación formal ante el Juzgado de Instrucción Anticorrupción de El Alto en contra la exgerente de la empresa china CAMC, Gabriela Zapata, y otros cinco coimputados por los presuntos delitos de legitimación de ganancias ilícitas, falsedad ideológica, uso de instrumento falsificado, contribuciones y ventajas ilegítimas y uso indebido de bienes y servicios públicos. 

La comisión de fiscales solicitó que la acusación formal se remita ante el Tribunal de Sentencia de turno de la ciudad de La Paz, para que sea el que  dicte auto de apertura de juicio, a fin de emitir sentencia condenatoria en contra de los acusados de conformidad al artículo 365 del Código de Procedimiento Penal, condenándolos con la pena máxima.

"El Ministerio Público ha logrado colectar elementos suficientes para sostener la acusación fiscal y tener éxito en la sustentación de la misma ante el Órgano Judicial. En consecuencia,  hemos considerado pertinente presentar la acusación fiscal en el caso conocido públicamente como Zapata, en el marco de los plazos establecidos por ley para la etapa preparatoria”, señaló el fiscal departamental de La Paz, Edwin Blanco.

Detalló que contra Zapata pesan delitos de asociación delictuosa, legitimación de ganancias ilícitas, falsedad ideológica, uso indebido de bienes y servicios públicos, uso de instrumento falsificado, contribuciones y ventajas ilegítimas,  en grado de autoría. 

Mientras tanto, la acusación para la exjefa de la Unidad de Gestión Social del Ministerio de la Presidencia, Cristina Choque, es por delitos de asociación delictuosa, uso indebido de influencias, incumplimiento de deberes y uso indebido de bienes y servicios públicos, también en grado de autoría, al permitir que Zapata use oficinas y vehículos de ese despacho para fines ilícitos.

 También en grado de autoría fue acusado Jimmy Morales, exfuncionario de la Unidad de Gestión Social,  por los delitos de uso indebido de bienes y servicios públicos, asociación delictuosa, incumplimiento de deberes, al realizar un depósito de 30.000 dólares a la cuenta de Zapata. 

En la acusación figura también Ricardo Alegría, por los delitos de asociación delictuosa, legitimación de ganancias ilícitas, ambos en grado de autoría, porque entre noviembre de 2013 y febrero de 2014, realizó cinco depósitos  que suman al menos 10.000 dólares a la cuenta de Zapata. Además, incurrió en el delito de uso indebido de bienes y servicios públicos en grado de complicidad por ingresar varias veces a las oficinas de la Unidad de Gestión Social, incluso  como servidor público dependiente de ese despacho, para recibir personas y contribuir a los fines ilícitos de Zapata. 

De acuerdo con la documentación, Alegría, Zapata y Choque sostuvieron extensas reuniones en ese despacho estatal desde el 30 de septiembre de 2011. 

En la acusación formal también figura Carlo Marvin Ramírez Aramayo, socio de Zapata, por los delitos de asociación delictuosa, en grado de autoría, además de uso indebido de bienes y servicios públicos, en grado de complicidad. 

La comisión de fiscales estableció que entre 2011 y 2013, el imputado ingresó en reiteradas oportunidades a la Unidad de Gestión Social, algunas veces solo y otras con  Zapata. De acuerdo con la investigación, Ramírez hacía uso y beneficio personal de las oficinas de Gestión Social para facilitar la comisión de esos delitos.

 El Ministerio Público formuló también acusación contra el abogado Wálter   Zuleta, por los delitos de asociación delictuosa, por sostener reuniones en la Unidad de Gestión Social con los coimputados. También está acusado por uso indebido de bienes y servicios, además de contribuciones y ventajas ilegítimas, en grado de complicidad, por concretar la entrega de 50.000 dólares a favor de Zapata por parte de una tercera persona en oficinas de Gestión Social.
 
Fiscal General pide a Perú reciprocidad

El fiscal general del Estado, Ramiro Guerrero, pidió a las autoridades peruanas actuar con la misma reciprocidad y entregar en frontera a los exabogados de Gabriela Zapata, Wálter Zuleta y Williams Sánchez porque son acusados de delitos ordinarios, como hizo Bolivia con el empresario Martín Belaunde. 

"Lo que más bien debería hacer el vecino país de Perú es ponerlos en frontera a estos personajes para que sean procesados por la justicia boliviana, así como Bolivia actuó en el caso de (Martín) Belaunde. Ellos deberían ponerlos en frontera”, dijo  Guerrero en declaraciones a la prensa. 

Dijo que no corresponde la solicitud de asilo para ambos juristas porque, en primer lugar, Zuleta y Sánchez son investigados por delitos comunes y ordinarios; en segundo lugar, salieron de Bolivia de manera, ilegal así como se encuentran en Perú.

4
14

Comentarios