Tras nueve años de mantener cascos azules en Haití, Evo asegura que sirven para el “reparto imperial”

'En el fondo es para enfrentar, para derrotar a gobiernos del pueblo', dijo Morales.
jueves, 08 de septiembre de 2016 · 18:28

ANF

El presidente Evo Morales expresó este jueves que los denominados Cascos Azules, de NNUU, son una manera de garantizar "el reparto imperial” y la derrota "de gobiernos del pueblo”. Sin embargo, durante nueve años, autorizó que Bolivia envíe militares a Haití para que integren esos batallones y actualmente existen 21 uniformados en ese rol en siete naciones.

"El reparto imperial sigue vigente, ya con las intervenciones de OTAN y a veces Naciones Unidas, los Cascos Azules, so pretexto de defender los derechos humanos, so pretexto de enfrentar a gobiernos de dictaduras, (pero) en el fondo es para enfrentar, para derrotar a gobiernos del pueblo”, señaló Morales en un acto en Cochabamba.

Morales agregó que cuando "el imperio” ya no puede enfrentar a los "gobiernos izquierdistas”, entonces se ordenan "intervenciones militares, bases militares para el control de un país, una región, un continente”.

El Gobierno de Morales autorizó en total el envío de más de 3.000 militares bolivianos para que se integren a los Cascos Azules que realizaron acciones de paz y estabilidad en Haití, entre 2006 y 2015. Los contingentes eran condecorados por las autoridades cuando retornaban al país.

En años anteriores, tropas bolivianas participaron también en destacamentos de Cascos Azules en la República Democrática del Congo y Angola, en diversos períodos, y 15 países africanos y de otros continentes enviando personal militar para trabajos de observación, supervisión y otros. En las actividades de los Cascos Azules murieron cinco militares bolivianos.

"Toda su participación ha sido exitosa”, dijo en 2015 el ministro de Defensa, Reymi Ferreira, cuando concluyó la misión boliviana en Haití y anunció que Bolivia mantendría posteriormente "actividades de observación con los Cascos Azules de Naciones Unidas en algunos países de África como el Congo y Etiopía”.

Actualmente existen 21 oficiales militares bolivianos en cargos de especialistas de Cascos Azules en República Centroafricana, Haití, Congo, Ruanda, Liberia, Sudán del Sur y Costa de Marfil, según la página oficial de NNUU.

La participación boliviana fue calificada como "excelente”, únicamente junto a dos otros países, India y Pakistán.

Las Fuerzas de Paz de NNUU, conocidas como Cascos Azules debido al color de los mismos, son cuerpos uniformados encargados de mantener la paz en áreas de guerra civil, guerra externa y otros conflictos, además de monitorear acuerdos de paz.

Actualmente existen tropas de Cascos Azules en Camboya (retiro de minas personales), Haití (acciones de paz), República Centroafricana (defensa de mujeres y civiles en riesgo), Mali (acciones de paz), Congo (reducción de enfrentamientos) y varios otros países.

Militares y policías de numerosas naciones aportan a los Cascos Azules, entre los que destacan Brasil, Bangladesh, India, Nigeria y Jordania, que envían cientos o miles de uniformados. Están bajo directa supervisión del secretario general Ban Ki-moon. EEUU solo tenía 80 Cascos Azules en 2015.

2
16

Otras Noticias