Asaltantes de Brinks escapan de la Policía por segunda vez

Los agentes llegaron a otra hacienda del brasileño Mariano Tardelli, donde los atracadores se escondieron; se confirmó que dos de ellos están heridos.
sábado, 8 de abril de 2017 · 00:00
Página Siete / La Paz

 Los asaltantes brasileños escaparon de la Policía  por segunda vez. Los agentes llegaron ayer hasta una segunda hacienda en Santa Ana de Chiquitos, donde los delincuentes se escondieron con ayuda de algunos comunarios. Hay cinco pobladores arrestados.

Hoy se cumplen nueve días del atraco a mano armada que protagonizaron los delincuentes extranjeros contra cuatro personas que llevaban 1,3 millones de dólares en un vehículo de Brinks. El hecho ocurrió en la ruta Bioceánica  hacia Puerto Suárez (Santa Cruz). 

En ese tiempo hubo dos operativos policiales: el primero dejó cinco policías heridos  y del segundo los delincuentes escaparon.

 Ayer, un fuerte contingente policial liderado por el comandante de la Policía de Santa Cruz, Rubén Suárez, y el jefe de la fuerza anticrimen, Gonzalo Medina, llegó hasta Santa Ana de Chiquitos  a una estancia, donde presumían que estaba la banda delictiva. Sin embargo, no se dieron los resultados esperados debido a que comunarios ayudaron con información, alimentos y medicamentos a los asaltantes.

 Los policías incursionaron al monte hasta llegar al rancho San Jorge, de la comunidad campesina Ocho Hermanos; se tenía la certeza de que ahí estaban los delincuentes atrincherados.

 Se hizo tres operativos simultáneos  desde las 2:15 en Santa Ana, Los Palmitos y en Roboré. Las acciones terminaron cinco horas después sin resultados.

  Se descubrió, en primera instancia,  que la estancia es también de propiedad de Mariano Tardelli, brasileño prófugo que es dueño de la primera hacienda donde hubo el tiroteo el pasado viernes 31 de marzo. 

 Asimismo, la Policía conoció que el hijo de uno de los arrestados en el primer operativo, de apellido Surubí, fue quien junto a otros dotó a los asaltantes de medicamentos y alimentos.

     El inspector general de la Policía en Santa Cruz, Alfonso Siles, afirmó que hay dos heridos del lado de los asaltantes. La información salió a la luz después de que en la requisa del rancho  se encontraran prendas de vestir como poleras y pantalones con manchas de sangre y perforaciones de proyectil. Se presume que están heridos en la espalda y en la pierna.   Además, en el monte se colectaron sábanas y jeringas.

El fiscal Freddy Durán tomó declaraciones a los cinco arrestados, mientras que el ministro de Gobierno, Carlos Romero, viajó hasta Roboré para evaluar lo ocurrido en las últimas horas y tomar otras decisiones.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

129
261