Dilatan juicio del caso Banco Unión Desaguadero por errores de la jueza

1,6 millones de bolivianos fueron desfalcados de la agencia de la entidad bancaria.
lunes, 25 de noviembre de 2019 · 10:29

Página Siete Digital

Por dos errores cometidos por la jueza Melina Lima, el Tribunal Primero Anticorrupción devolvió la acusación presentada por la Fiscalía contra siete exfuncionarios, por el presunto desfalco de 1,6 millones de bolivianos en la agencia del Banco Unión en la localidad de Desaguadero. Debido a dichas falencias, el inicio del juicio vuelve a dilatarse en medio de denuncias de una deficiente investigación.

Según el informe de la Secretaría del Tribunal que devolvió la acusación, la jueza anticorrupción, Melina Lima, -a cargo de la etapa investigativa-, no realizó varias notificación sobre los incidentes presentados por los acusados. Una fuente oficial del Tribunal Departamental de La Paz, confirmó que la jueza tampoco cumplió con los plazos procesales y podría ser pasible de sanciones por retardación de justicia. 

Misma fuente señala que es el Consejo de la Magistratura quien debe tratar las irregularidades y  abrir proceso disciplinario en contra de la jueza. De hallar responsabilidad penal, la Magistratura debe pasar los antecedentes a la Fiscalía para que se procese a Lima por presunto incumplimiento de deberes o prevaricato, de acuerdo al Código Penal y la Ley del Órgano Judicial.

La Fiscalía presentó la acusación el 3 de octubre, Lima demoró ocho días en remitir el expediente ante el Tribunal, pese a que la norma señala que debe hacerse en 24 horas.  Luego de verificar las irregularidades, el Tribunal Anticorrupción devolvió el caso el 14 de octubre con dos observaciones que debían ser subsanadas en otras 24 horas, pero aún continúan pendientes. 

De acuerdo a la acusación a la que tuvo acceso Página Siete, los funcionarios acusados de la agencia del municipio de Desaguadero son: el exjefe de operaciones Julio Cesar Rivera, el exgerente de la agencia Marco Antonio Choque, el exanalista nacional de tarjetas  Edwin Orozco y el exjefe nacional de tarjetas Roger Medina. Todos están sindicados por  delitos  financieros. 

También están acusados los tres  excajeros y controles duales de la bóveda Wilmer Choque, Fanny Quispe y Mariela Nina. A los  tres se les atribuye  delitos financieros, uso indebido de influencias e incumplimiento de deberes.

Esta es la segunda acusación que presenta el fiscal Germán Rea. La primera fue anulada, porque en la lista de pruebas que ofreció no existía informe de ningún acto de investigación realizado luego de las aprehensiones de los funcionarios.

1
27