DGAC admite corrupción en un caso y que los demás son quejas

El responsable de Transparencia dijo que un caso de cobros ilegales en Santa Cruz derivó en dos procesos penales, el cual sigue en investigación.
viernes, 28 de junio de 2019 · 00:04

Página Siete / La Paz

Ante el informe del Ministerio de Obras Públicas, el cual señala que la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) afronta 15 procesos, esta institución admitió un caso de corrupción, pero sostuvo que los demás “son quejas” por demoras en respuestas.
  
Obras Públicas reveló que de abril de 2018 a marzo de este año, la gestión del director  Celier  Aparicio Arispe Rosas afronta 15 procesos que van desde corrupción hasta discriminación y que, en algunos casos, esa institución se negó a dar información a las direcciones de Transparencia.

“En esta institución no he visto procesos penales. Aquí hay un fin político, porque el Estado boliviano va a ser auditado en octubre, les pregunto si estamos mostrando una buena imagen hacia afuera”, cuestionó  Arispe.

El responsable de Transparencia, Henry Figueredo, aseguró que no hay procesos de corrupción. “Son solicitudes de información, son quejas por retardación de respuestas. Son cinco que dan un perfil de corrupción, las cuales son objeto de indagación”, aseveró el funcionario.

Explicó que el caso de corrupción que se investiga ocurrió en Santa Cruz. “Había una denuncia  del lado del oriente,  la cual (refería) que se hacían cobros de 100 dólares por chequeos que hacían nuestros inspectores y por certificados de aeronavegabilidad, los cuales no seguían el procedimiento”.

 De este caso, Figueredo explicó que se hizo la investigación respectiva. “Se ha recomendado el inicio de acciones penales y se ha conminado a que el director inicie procesos penales. Tenemos dos procesos penales en Santa Cruz, que es de conocimiento público”, recalcó.

Arispe  Rosas refirió  otro caso sobre  una presunta irregularidad con un helicóptero, pero que no es un hecho de corrupción. Explicó que una empresa de helicópteros denunció a otra de operar una aeronave modelo 82.

“Lo primero que hicimos fue suspender el certificado de aeronavegabilidad hasta que se aclare el tema”, dijo. No obstante, después de una investigación, se determinó que ese helicóptero era modelo 2000.

Sin embargo, el informe de Obras Públicas señala hechos como la emisión ilegal de certificados de aeronavegabilidad de ese helicóptero, atribuida a la DGAC. La aeronave trabajó para la petrolera estatal, pese a que –por su antigüedad– no estaba habilitada para trabajos de prospección.

 
Contrataron a exempleados de Horizontal “por su competencia”

 El director general de Aeronáutica Civil, Celier Aparicio Arispe, afirmó que los cuatro exempleados de la cuestionada empresa Horizontal fueron contratados por la institución que dirige debido a su competencia.

 “Estamos a puertas de la auditoría y requiero personal técnico, por eso se ha contratado este personal. Además, con las normativas no hemos visto alguna anormalidad, se les ha puesto en un tiempo de prueba de tres meses y es personal que responde”, manifestó Celier Aparicio Arispe ayer, en  conferencia de prensa.

El director de la DGAC mostró su preocupación por los datos que dio la diputada opositora Rose Marie Sandóval, luego de recibir un informe escrito del Ministerio de Obras Públicas.

Los cuatro exempleados que ahora son funcionarios de la DGAC son Amparo Consuelo Álvarez Machaca, jefa de Unidad de Aeronaves; Guido César Huanca, inspector 4    de aeronavegabilidad; Cristina Mayta, inspector 2, y Edwin Gonzalo Moscoso, inspector 2.

Arispe afirmó que Álvarez es ingeniera aeronáutica. “Nosotros requerimos este tipo de perfiles en esta institución”, dijo.

Explicó que la funcionaria ingresó a la DGAC el 25 de enero de 2017, pero antes se desempeñó en la aerolínea desaparecida Lloyd Aéreo Boliviano (LAB), en Transporte Aéreo Militar (TAM), entre otros. “Ella ha sido jefa de Control de calidad, de Planificación, profesional en Mantenimiento, y por todas estas capacidades la hemos promovido como jefe de la Unidad de Aeronaves”, aseguró el director.

De los otros tres funcionarios, el director de la DGAC señaló que cumplen con el perfil que la institución requiere.

El cuestionamiento ante esas contrataciones radica en que los cuatro servidores trabajaron en Horizontal de Aviación, firma implicada en el caso de corrupción en la Unidad Ejecutora de Lucha Integral Contra el Narcotráfico (Uelicn), caso que actualmente indaga la Fiscalía.

“Pero si tuvieran alguna observación por parte del Ministerio Público, la DGAC va a coadyuvar en todo lo que esté a su alcance”, adelantó Arispe al terminar la conferencia de prensa.
 

 

 

1
24

Otras Noticias