Aprehenden al sargento que violó y prostituyó a niña de 11 años

La niña proviene de una familia desintegrada. Al enterarse del hecho, la madre buscó ayuda y la anterior semana presentó denuncia.
martes, 02 de julio de 2019 · 13:01

Página Siete Digital / La Paz

El sargento de la Policía Miguel Q.C., de 30 años, fue aprehendido en las últimas horas en Cochabamba luego de ser acusado de violar, embarazar y prostituir a una niña de 11 años que vivía en la calle.

"El caso, que habría ocurrido desde hace dos años, se está investigando. Fue el tío de la menor el que denunció. Hay que entender que la menor estaba en una situación de calle y tal vez de esta situación se ha aprovechado el acusado, que se encuentra aprehendido", informó el director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) de Cochabamba, William Cordero.

El año pasado, el sargento Miguel Q.C. volvió a abusarla. Este año la menor quedó nuevamente encinta y el policía exigía que interrumpa el embarazo tomando pastillas abortivas. “Voy a tener más problemas que tú”, le decía el policía, según publica Opinión.

La niña proviene de una familia desintegrada. Al enterarse del hecho, la madre buscó ayuda y la anterior semana presentó denuncia. La representó la Oficina de Apoyo Integral para la Familia, que junto con la Policía se organizó un operativo para aprehender al sargento.

El abogado Riedson Flores Orellana explicó que el abordaje del sargento a la niña empezó hace dos años. Él y sus camaradas iban a almorzar a la pensión de la madre de la menor. Empezó haciéndole regalos, luego le entregó pastillas abortivas para que las comercialice. Después ofrecía a la menor a sus camaradas, quienes abusaron de ella y quedó embarazada. La obligaron a abortar.

“Ese primer aborto fue traumante para la niña, tanto que ahora que está embarazada nuevamente, quiere tener a su bebé”, agregó.

El sargento, al saber de la situación, citó a la niña en la plaza 10 de Febrero de Villa Pagador, pero el operativo con Inteligencia de la Policía ya estaba en marcha y procedieron a su aprehensión. En el vehículo en el que se encontraba hallaron 8.060 bolivianos y más pastillas abortivas.

Al ser aprehendido, el policía dijo que sólo intentaba ayudar a la menor para que “salga del problema del embarazo”.

Según Cordero, el sargento aprovechó la situación de pobreza de la menor para acercarse a ella y ofrecerle una mejor calidad de vida y así poder vejarla y luego prostituirla.

4
223

Otras Noticias