Abren tres mercados ilegales más de coca en Chuquiaguillo

Los tres nuevos espacios se encuentran muy cerca del primer centro de abasto que funciona en la sede de la zona. Son casas alquiladas y están improvisadas.
miércoles, 24 de julio de 2019 · 01:42

Pamela Pomacahua  / La Paz

Además de la sede de Chuquiaguillo, otros tres mercados ilegales  más de coca fueron habilitados por la dirigencia de productores afín al Gobierno en la misma zona. La Dirección de Comercialización e Industrialización de la Hoja de Coca (Digcoin) instaló una oficina en ese sector para avalar la salida de los bultos. 

La primera semana de junio, el Gobierno habilitó el mercado ilegal de Chuquiaguillo, paralelo al reconocido por ley de la Asociación Departamental de Productores de Coca (Adepcoca), en  Villa Fátima. El ministro de Desarrollo Rural y Tierras, César Cocarico, dijo  aquella vez que sólo era un depósito, pero ese centro de abasto ahora se amplió.

 Foto: Pamela Pomacahua / Página Siete

Página Siete visitó ayer Chuquiaguillo y evidenció que uno de los tres mercados ilegales está ubicado al frente de la sede de la zona, donde funciona el primer centro. Fue habilitado en la planta baja de una casa de tres pisos, y está dividido en tres galpones. 

Una cuadra abajo está el segundo punto de comercialización ilegal de la coca. Es una vivienda que está en construcción. Calaminas viejas forman las paredes del lugar. Ese sector no tiene ninguna división porque solo están los productores de la población de Huancané.

“Aquí sólo estamos los de Huancané. Ya nos estamos dividiendo de a poco por sectores”, dijo un hombre que estaba parado en el ingreso al lugar. “Cada día estamos tratando de mejorar la atención a los detallistas” añadió el productor. 

El tercer punto  de venta ilegal de coca está ubicado al lado de la sede de Chuquiaguillo, funciona en un domicilio de ladrillo a medio construir y no tiene puertas, pero está dividido en tres espacios grandes.

 Foto: Pamela Pomacahua / Página Siete

En ese ambiente están los productores de la región de Trinidad Pampa y de los municipios de Chulumani y Coripata. El piso es de tierra, por lo que los productores pusieron un plástico grueso  para que no se levante y ensucien los taques de coca.  

“Vamos a mejorar, mientras tanto le hemos puesto este plástico para que la hoja no se empolve y la gente no salga con los zapatos blancos”, dijo una mujer. 

Pese a la habilitación de estos tres lugares ilegales más el mercado de Chuquiaguillo, algunos productores continúan con la comercialización en ambas aceras de la avenida Las Américas,  causan  congestionamiento vehicular, lo que no puede controlar  el Organismo  de Tránsito.    

La representante de las mujeres del Consejo de las Federaciones Campesinas de los Yungas de La Paz (Cofecay), Rosemari Alarcón, justificó que se haya abierto estos tres mercados y dijo que se debe a que en Adepcoca no se les permite el ingreso. “Ellos tienen que asumir el rol de dirigentes, buscar espacios para su región, están asumiendo ese rol”, manifestó. Agregó que los productores exigieron a sus dirigentes  comodidad para vender. 

Habilitan oficina de Digcoin 

Hasta hace una semana, los funcionarios de Digcoin utilizaban como apoyo la parte delantera de los motorizados para sellar la hoja de ruta de los comercializadores y puedan llevar los taques (50 libras de coca cada uno) al interior del país.

Pero ahora esta entidad decidió habilitar una oficina en la calle que está a una cuadra  de la sede de Chuquiaguillo. Ayer, un empleado estaba en un escritorio improvisado, revisaba y sellaba los documentos que los detallistas le llevaban para que les estampe su sello.

   La Ley General de La Coca señala que los dos únicos mercados legales y reconocidos para la venta de coca es Adepcoca, ubicada en la zona de Villa Fátima de La Paz y el de la población de  Sacaba, en Cochabamba. 

Los dirigentes de Adepoca denunciaron que el Gobierno quiere legalizar lo ilegal para ganar votos en el sector de los Yungas de La Paz en las elecciones generales que se realizará en octubre de este año. Denuncian que el Gobierno intenta dividir a los productores de esta región. 

Investigan la muerte de un dirigente de los Yungas

 ANF / La Paz 

El viceministro de Régimen Interior, José Luis Quiroga, informó ayer que la Policía investiga la muerte de Miguel Espejo, dirigente de la comunidad de Exaltación del municipio Caranavi, La Paz, cuyo cuerpo fue encontrado colgado en un árbol de aquella región yungueña.

“Al promediar las 18:00 del lunes encontraron el cadáver de Miguel Espejo Vargas, colgado de un árbol e inmediatamente se hicieron las diligencias por parte de los policías del lugar”, informó la autoridad. Agregó que las  pesquisas serán las que determinen cuáles fueron los móviles del hecho.  

El viceministro dijo que se maneja la hipótesis de que haya sido un suicidio, sin embargo las autoridades respectivas deberán dar las causas de ese deceso. Los peritos de la División Homicidios de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) llegó hasta el lugar para hacer el levantamiento legal del cadáver.

 

 

 

2
144