Sentencian a dos violadores en Santa Cruz y Cochabamba

Un sujeto fue condenado a 20 años de prisión en Santa Cruz por vejar a sus hijas y el otro a 12 años por abusar de su pareja.
lunes, 27 de enero de 2020 · 00:07

Página Siete  /  La Paz

 Dos personas investigadas por hechos de violación  fueron condenadas a 12 y 20 años de prisión en Cochabamba y Santa Cruz.

 El Juzgado de Instrucción en lo Penal del municipio de Buena Vista de Santa Cruz procesó  a G. G. I. por el delito de violación a infante, niña, niño o adolescente y lo envió  al Centro de Readaptación Productiva de Montero, en Santa Cruz.

 Según los antecedentes del caso, el agresor aprovechaba la ausencia de su esposa para violar a sus hijas de nueve y siete años, en su vivienda ubicada en el municipio de Yapacaní.

 El 4 de octubre de 2017, la madre lo descubrió y procedió a sentar la denuncia ante dependencias policiales del lugar, según informó ayer la Fiscalía de ese  departamento.

 “En este caso, se estableció la autoría del ahora sentenciado, quien es padre de las víctimas y el Ministerio Público realizó una investigación minuciosa y con pruebas suficientes se demostró la autoría del hecho, por lo que la autoridad jurisdiccional determinó la sentencia de 20 años de cárcel”, señaló el fiscal asignado al caso Francisco Mendoza, según un boletín de prensa.

Entre las pruebas que presentó el Ministerio Público  en el juicio  están los exámenes médico forenses y psicológicos de las víctimas, que prueban que sí hubo las vejaciones sexuales. Según lo que la Fiscalía logró recabar, la agresión ocurrió en más de una ocasión.

Respecto al segundo encarcelado,  su nombre es Mauricio J. C. Z., quien  vejó sexualmente a su expareja porque   había terminado la relación.

 La víctima en el momento de la agresión tenía 22 años y declaró que rompió la relación por la conducta agresiva del ahora condenado. El hecho ocurrió el  11 de abril de 2011, cuando la joven se dirigía a su instituto. 

En el camino, según relató la agredida, el acusado la interceptó y por medio de jalones y amenazas la condujo a su domicilio ubicado en el cruce Taquiña. 

Una vez en la vivienda, le comenzó a dar golpes y patadas en el cuerpo, para posteriormente proceder con la vejación sexual.

 En un momento de distracción de Mauricio J. C. Z., la víctima logró escapar y pedir ayuda.

 “El Tribunal ha valorado todos los elementos de prueba presentados por el Ministerio Público en el juicio y ha determinado la sentencia condenatoria, habiendo encontrado a esta persona como autor material del delito por el que se lo imputó”, informó la fiscal encargada del caso, Patricia Zenteno, según un  boletín de prensa del Ministerio Público.

El autor fue remitido a la cárcel de El Abra, en Cochabamba.

El Centro Una Brisa de Esperanza (CUBE), en coordinación con  la Defensoría del Pueblo, presentó el año pasado un informe en el que concluye que  el 64% de los autores de las vejaciones sexuales  son personas que tienen un vínculo cercano a la víctima, es decir familiares. 

 

12