Murillo dice que deja una Policía equipada y Defensoría pide aclarar compra de armas

El Ministro de Gobierno declaró que a la Policía le falta equipamiento y que cada día lo van consiguiendo de a poco.
sábado, 10 de octubre de 2020 · 14:27

Página Siete Digital / La Paz

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, declaró este sábado que cada día consigue “un granito de arena” para equipar a la Policía Boliviana que, según dijo, fue abandonada por 14 años. La defensora del Pueblo, Nadia Cruz, afirmó que Murillo debe aclarar de dónde sacó el dinero para adquirir armas y agentes químicos para los uniformados.

“Genera susceptibilidad (declaraciones de Murillo y la presidenta Jeanine Añez), adicionalmente con estas compras de armas que han existido que todavía tendrán que informarse a la Asamblea Legislativa, a la Contraloría o al Ministerio Público. Respecto de dónde sacaron los recursos financieros para la compra de armas”, dijo Cruz.

Murillo resaltó que la Policía necesita equipamiento, “sabemos que necesitan armas letales y no letales, motocicletas, vagonetas, camionetas, con eso trabaja la Policía Boliviana”. Remarcó estar orgulloso de dejar equipada a la institución de la verde olivo.

En estas semanas el Ministro y la presidenta del país, Jeanine Añez, hicieron declaraciones de advertencia contra grupos radicales, indicando que no van a permitir que se realicen movilizaciones que atenten a la "democracia" luego de los comicios del 18 de octubre.

Con base a datos facilitados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), se supo que entre enero y agosto de 2020 se importaron 15,25 millones de dólares en “armas no militares”, una partida reservada a material fundamentalmente policial, pero donde también se contabilizan otro tipo de armas importadas por la vía legal, según reportó en días pasados el diario El País de Tarija.

El monto contrasta con el gastado en 2019, que fue de 850.000 dólares, y más con el de 2018, que sumó 489.000 dólares en total, según el matutino.

El mayor gasto se hizo en el mes de marzo, cuando se importaron armas no militares por valor de 10,6 millones de dólares justo cuando la pandemia hizo su aparición en el país. Anteriormente, en el mes de enero, ya se habían gastado 4,5 millones de dólares en ese concepto. Diferentes movimientos pacifistas lamentan que se priorizara ese gasto en una época de crisis económica y emergencia sanitaria, donde hicieron falta respiradores, pruebas rápidas y PCR y otros insumos que no se consiguieron.

Ante los cuestionamientos de la bancada del Movimiento Al Socialismo sobre el gasto en material militar y policial, Murillo, recién llegado de Estados Unidos, justificó la inversión amenazando a cualquier grupo que quisiera manifestarse, señalando que si alguien quiere “convulsionar el país debería preocuparse”.

 

 


   

38
9