Seis contradicciones opacan la investigación del caso estupro

En medio de la polémica, hay versiones contradictorias en torno a filtraciones de fotografías, operativos policiales y uso de un vehículo robado, entre otras.
jueves, 27 de agosto de 2020 · 01:52

Liliana Carrillo V. /  La Paz

Contradicciones y opacidades se suman en la investigación del caso estupro por el que se procesa al expresidente Evo Morales, a raíz de su supuesta relación con una joven que ahora es mayor de edad. En la pesquisa confluyen  además los  ilícitos de terrorismo y uso indebido de bienes estatales.      

 Hace un mes se filtraron   fotografías de  Noemí M. C., de 19 años, junto a Morales, de 61, que sembraron la duda de que ella era menor de edad cuando comenzó una relación con el exmandatario. Siguió una vertiginosa polémica ahondada por revelaciones de prensa, investigaciones policiales que involucran otros casos y denuncias de la propia joven de hostigamiento policial y mediático.  
A estas alturas,  oficialmente  se sabe que Noemí viajó a México y Argentina -donde hay videos de ella junto a  Evo-, que fue detenida dos veces  y que declaró  -obligada denunció después- mantener una relación con el expresidente desde mayo, cuando ella ya era mayor de edad. La Policía ha informado que la joven salió irregularmente del país y el Ministerio de Justicia ha iniciado un proceso penal contra Morales por los delitos de estupro y trata y tráfico de personas.      

Éstas, algunas contradicciones del caso:

1 Detenciones. El 7 de julio Noemí M. C. y sus hermanas -Gladys y Rosario- fueron detenidas en la población cochabambina de Sacaba. Hay contradicciones en torno a las circunstancias: según informó el viceministro de Régimen Interior, Javier Issa, al programa En Portada, los vecinos de un barrio de Sacaba denunciaron que había fiesta en plena pandemia por lo que la Policía detuvo allí a siete personas.

   En la carta que dirigió Noemí M.C. a la Defensora del Pueblo -cuya autenticidad fue confirmada-, la joven denuncia que 15 efectivos  irrumpieron en su domicilio cuando su familia cenaba. “Hicieron destrozos, nos quitaron  celulares sin autorización,  nos sacaron a todos de mi domicilio, a mi hermana mayor un policía la agredió físicamente”, se lee.

 Esa noche las tres hermanas permanecieron detenidas en la Felcc. Allí la Polícia secuestró el celular de Noemí, en el que  estaban las fotos que se filtraron. Según la joven, ella y su hermana Rosario fueron liberadas al día siguiente; no así Gladys, la mayor.

“Se les tomó los nombres, el fiscal decide dejarlas en libertad. Cuando se revisa la lista se establece que estaba la señorita Gladys M. requerida por la justicia en el caso terrorismo que se sigue en contra del expresidente  Morales con el señor Yucra, el caso del audio”, precisó el viceministro Issa.
 
El 12 de julio se produjo el segundo operativo. Según la carta de Noemí, ella y su hermana Rosario fueron detenidas en una intervención “violenta” a la casa de su abuela. La Policía informó inicialmente que fueron aprehendidas en un operativo de recuperación de un vehículo oficial robado, en el que ellas se encontraban.   

2Declaración. Después de dos días de interrogatorios -denunció Noemí M.C.- fue obligada a declarar. “He sido víctima de acoso policial, eran varios policías que en todo momento me tildaban de mentirosa, me insultaban, me decían malas palabras, se reían de mí, me decían: ‘di que eres su chica de Evo, que viajaste a México y Argentina’”, denunció. 

En la declaración policial que circula, sin firma, la joven de 19 años admite tener una relación sentimental con Evo Morales.

“No se ha vulnerado ningún derecho de la señorita para tener la declaración, lo hizo bajo su voluntad. Ella suscribe que no fue objeto de ningún tipo de presión, ella ya está fuera del país y está bien asesorada para que pueda decir lo que últimamente dijo”, afirmó Issa.

Las fotos  se filtraron  del celular  que decomisó la Policía . 
Foto:RR.SS.

 3Vagoneta. El 13 de julio,  el director nacional de la Felcc, Iván Rojas, informó de la recuperación un día antes de un vehículo oficial que la Gobernación   había reportado como robado  en 2018, durante la gestión del  gobernador   Iván Canelas. El motorizado -un Nissan Patrol negro- fue interceptado cerca al mercado de Tiraque. Informó que en su interior se encontraban tres personas. El varón fue identificado como Jhonny M.C.  y, según Rojas, era el “custodio” de las dos pasajeras: Noemí y Rosario M.C. 

Esta versión contradice  la declaración de Noemí, que dijo que fue detenida en la casa de su abuela. Y también la posterior información oficial de que la Policía investigaba a Gladys, aunque  ya fue  detenida supuestamente el 7 de julio.

“Cuando se revisa la placa, se establece que  estaba a nombre de la Gobernación de Cochabamba, que  le habría sido otorgada hace dos años. ¿Cómo confirmamos esto?, porque la señorita Gladys era quien cargaba combustible, ahí estaban Noemí, Gladys y otra persona”, dijo Issa a En Portada.

Esa otra persona era Johnny M., a quien se procesa ahora por uso indebido de bienes estatales y  prolongación de funciones, pues su contrato como chofer de la Gobernación había concluido. 

¿Por qué el vehículo oficial estaba al servicio de particulares? Hace un mes, asambleístas departamentales pidieron informes sobre esa vagoneta robada a la Gobernación; no obstante aún no reciben respuestas.

4Caso Yucra. Gladys M., hermana de Noemí, fue detenida y trasladada de Felcc de Sacaba a   la cárcel de Obrajes en La Paz por supuesta complicidad en el caso terrorismo, concretamente con el dirigente Faustino Yujra, a quien Morales supuestamente instruyó cercar y dejar sin alimentos a las ciudades, tras su renuncia en noviembre de 2019.

  Según la investigación, Gladys se comunicó con el expresidente  en varias ocasiones durante el conflicto y estuvo  en los lugares donde se quemaron predios policiales. Según Issa, fue una casualidad que después de la detención de las jóvenes se hallaran nexos de Gladys con el caso.

La semana pasada, la joven fue beneficiada con detención domiciliaria y otras medidas cautelares, confirmó a Página Siete el fiscal Rudy Terrazas. “Es un asunto delicado y no se puede dar datos por la investigación en curso”, dijo escueto.

 Según el informe policial, Gladys tenía en su poder el celular de su hermana, al que se realizó  una pericia informática y se halló fotografías, además de un extenso historial de conversaciones de texto entre Noemí  y Morales.
 
5Filtraciones. Esas conversaciones fueron publicadas en parte por el periodista español Alejandro Entrambasaguas. Paralelamente, imágenes de la joven junto a Evo Morales, de aparente larga data, se filtraron en redes sociales. 

  Esa información salió del celular que estaba bajo custodia de la Policía, mientras paradójicamente autoridades guardan hermetismo en torno al caso. “Tengo entendido que hay más fotos en un celular, pero como son objeto de la investigación, todavía no se han dado a conocer”,  dijo Issa. Antes había confirmado que Noemí y su familia se fueron irregularmente a Argentina.

 6Silencio. Mientras el escándalo crece en medio de la carrera electoral, el principal implicado, Evo Morales, guarda silencio sobre la imputación que pesa sobre él. Y sobre un segundo proceso en su contra por otro caso de estupro. 

 El líder masista -tan activo en redes sociales- solo hizo una referencia colateral al tema en la radio Kawsachun Coca. “Qué procesos más habrá todavía, no comparto el uso de compañeras en cuestiones políticas”, dijo.

   Mientras se desconoce oficialmente el paradero de la joven Noemí, avanzan  los procesos por estupro contra el expresidente que permanece en Argentina. Estando en el poder, Morales dijo más de una vez cómo quería retirase: “con mi cato de coca, mi quinceañera y mi charango”.  
 

 El delito  y la sanción 

  •  Estupro  Figura penal que se aplica a quien tuviera relaciones sexuales con adolescentes mayores de 14 años y menores de 18, con su consentimiento, valiéndose del engaño, seducción y/o la superioridad que se tiene sobre él o la menor.
  • Pena  El delito es sancionado con privación de la libertad de dos a seis años, según el artículo 309 del Código Penal.

Cronología del caso

 Las investigaciones policiales confirmaron que Noemí M.C. viajó a México y Argentina. Hay videos de ella junto a Morales en este último país, que asila al expresidente.

7/7Según la Policía,  vecinos de Sacaba denunciaron una fiesta en plena pandemia, por lo que detuvieron a siete personas. De acuerdo a Noemí, uniformados irrumpieron en su casa violentamente y detuvieron a su familia.

AudioTras una noche detenidas en la Felcc de Sacaba,  Noemí y sus hermanas son liberadas; pero la Policía halla  supuestos vínculos de Gladys con Faustino Yucra, implicado en el caso terrorismo de octubre de 2019.

Vehículo El 12 de julio, Gladys M.C. es hallada en Tiraque en una camioneta robada de la Gobernación; según la Policía con ella estaban sus hermanas y el chofer Johnny M.C.

12/7 La versión de Noemí dice que policías intervinieron la  casa de su abuela y la detuvieron a ella y a su hermana Rosario. Fueron interrogadas en la Felcc dos días antes de ser liberadas.

Fotos Se filtran fotos  de Noemí junto a Morales del celular de ella, que fue decomisado. Tras el escándalo, la joven denuncia en una carta a la Defensoría que fue maltratada y obligada a declarar. La Policía niega esa versión.

ProcesoEl 20 de agosto, el Gobierno activó una querella  contra el expresidente  Evo Morales por  estupro y trata y tráfico. Confirman que Noemí y su familia huyeron a Argentina.

Punto de Vista

Ivan Lima Magne,  abogado y exmagistrado
“La  víctima en el caso es Noemí”

Una víctima no puede dar su consentimiento a ninguna relación sexual si es menor de 14 años, en todos los casos existiría violación y se puede actuar de oficio. Si la persona más joven tiene entre 14 y 18 años de edad, aplica la figura del estupro, que exige que la relación sexual se hubiera producido por una marcada desproporción en la relación.

 La diferencia de edad en esos casos es significativa, no es punible si se da entre adolescentes con mínima diferencia de edad. Una relación libre y voluntaria entre mayores de 18 años es parte de la esfera de intimidad y no constituye un delito, sin embargo, constituye una grave afrenta a la dignidad humana de la pareja más joven cuando la diferencia de edad es significativa.  

El derecho de la víctima a decidir si persigue el delito es esencial porque se trata de un delito de acción pública a instancia de parte y ninguna autoridad puede decidir por la víctima. 

En este caso existen graves vulneraciones al debido proceso, la filtración de la información por parte de las autoridades y que la misma llegue a la prensa constituyen un delito. La información del celular no se puede usar de manera irrestricta porque existe un ámbito de privacidad de su propietaria. La posibilidad de que se escuchen conversaciones privadas  y que la Policía pueda incautar todo lo que se le ocurra no es legal. 

El principio constitucional que protege las comunicaciones privadas está establecido de manera amplia y por ello las protege no solo cuando se realizan, sino también en todo tiempo posterior. Si las comunicaciones perdieran la calidad de privadas una vez realizadas, la intervención de los mensajes, fotos y videos carecería de protección constitucional. Incluso las cartas -misivas- están protegidas y es un delito revelar datos e información no destinadas a publicidad. 

El uso electoral es de igual inmoralidad que la connotación discriminatoria del caso. Lograr justicia en este caso dependerá de entender que la única víctima en este caso es Noemí.
 

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

14
92