Policías hacen de comensales y dan con asesinos de comprador

Ariel López Mamani se contactó con sus victimadores vía redes sociales para la compra de una vagoneta. Fue al encuentro, le quitaron $us 13.000 y lo mataron.
sábado, 27 de febrero de 2021 · 05:22

Pamela Pomacahua / La Paz

Dos policías de civil se hicieron pasar por comensales de un restaurante para localizar un vehículo que era buscado y de esta manera dieron con los presuntos autores del asesinato de Ariel López Mamani (de 37 años), quien se contactó con ellos para comprar un vehículo. El crimen ocurrió el 22 de febrero en la zona San Sebastián, del Distrito 8 de la ciudad de El Alto.

“La Policía se ha presentado de civil. Han entrado a una pensión, se han pedido comidita. Un policía le ha dicho ‘prestame el baño’. El dueño ha abierto la puerta y ahí estaba el vehículo”, contó Florinda Mendiola, suegra de López. 

El fallecido, que era líder de una iglesia evangélica, tomó contacto a través de redes sociales con los que ahora se presumen son sus asesinos desde Oruro. Se dedicaba a la compra y venta de vehículos, además, tiene un puesto de abarrotes. Dejó huérfano a un niño de   nueve años. 

“Auto en venta”, refería el aviso en las redes sociales. Este anuncio llamó la atención de López y se comunicó con Bernardino A.A. y Angélica R.V., quienes ofrecían una vagoneta de color blanco con placa de control 3797 XYU. 

Ariel decidió comprar el vehículo porque vio que estaba accesible. A las 5:00 del 22 de febrero decidió emprender un viaje desde Oruro a  El Alto con 13.000 dólares en su poder, que fue el precio pactado con los vendedores. Su esposa le llamaba constantemente para saber si  arribó sin novedad.

López le comunicó a su esposa que llegó hasta la zona de Ventilla de El Alto. Él fue al encuentro de las personas que le iban a vender el auto en el sector de Puente Vela. “Él ha llegado, ha comprado el vehículo. Uno de ellos le dice: ‘vamos a hacer la prueba al auto para que vea que está bien’, e hicieron esa prueba”, contó Amilcar Mendioval, abogado de la familia López. 

En ese momento, uno de los  vendedores le dijo que se olvidó traer un documento y le propuso que lo acompañe a su casa ubicada en la Av. Hernán Siles Suazo, N° 5765 de la zona San Sebastián, Distrito 8, en la parte sur de El Alto. “Desde ese momento él (Ariel) desaparece y el celular se encuentra apagado”, dijo. 

La familia de la víctima pretendió buscar en diferentes lugares de la ciudad de El Alto, pero no sabían por dónde empezar. El cuñado de Ariel dio con el paradero mediante una aplicación de GPS (Servicio de Rastreo Satelital) que le llegó a su correo electrónico.  

“Gracias al GPS llegamos al lugar, si no hubiéramos seguido buscando hasta ahora”, relató a Página Siete Marcelo López, hermano de la víctima. Agregó que  averiguaron de dónde sacaron las fotos del vehículo que subieron al Facebook los vendedores.

Cuando llegaron a la zona, los vecinos mostraron a la familia de Ariel la casa de los supuestos vendedores. Entonces la familia fue a la Policía y dos efectivos se hicieron pasar por clientes del pequeño e improvisado restaurante que había en la casa donde descubrieron el motorizado ofertado.

La Policía interrogó sobre el vehículo a Bernardino A.A. y Angélica R.V, pero en la declaración ambos se contradijeron. La familia de la víctima tenía la esperanza de encontrar a López con vida, pero uno de ellos confesó el crimen, les indicaron dónde había sido enterrado el cuerpo, indicó el jurista. 

“El cuerpo estaba a dos kilómetros del domicilio (en la carretera a Viacha), en un matorral enterrado en una bolsa de yute”, contó acongojado el hermano de la víctima. Agregó que no encontraron el celular de López pese a la búsqueda por todo el sector. 

Los prófugos son familiares de los detenidos y la Policía activó de inmediato  operativos de  búsqueda. El dinero que tenía en su poder Ariel López no fue encontrado por las autoridades en las requisas que realizaron y creen que los prófugos lo tienen  en su poder.

El ministro de Gobierno, Eduardo Del Castillo, informó ayer que identificaron al autor del crimen que se encuentra prófugo de la justicia y una segunda persona habría participado del asesinato de Ariel López. 

La autoridad presentó ayer a Bernardino A.A. y a Angélica R.V. como presuntos cómplices del asesinato de Ariel. El informe de autopsia legal señala que la víctima fue estrangulada. En audiencia cautelar de las personas aprehendidas solicitará detención preventiva de la mujer en el penal de Obrajes y del hombre en Chonchocoro. Afirmó que los prófugos se dedicaban a la estafa con el vehículo ofrecido a Ariel.

 

Los  hechos

  • Antecedente El hermano de Ariel López Mamani, que fue victimado por quienes le ofrecieron  un vehículo,  contó que la Policía les dijo que los autores del crimen tienen antecedentes de homicidio, asesinato y robo agravado. Además, informó que tres víctimas de los antisociales se les acercaron contándole que les robaron sus motorizados en El Alto.
  • Estafa El ministro de Gobierno, Eduardo del Castillo, detalló que los implicados en el asesinato de Ariel se dedicaban a realizar estafas con la oferta de la vagoneta implicada a bajo costo con tal de cometer delitos y operaban en complicidad con algunos de sus familiares. La vivienda de los acusados apareció pintada con estos rótulos: “Asesinos, rateros”.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

115
3