Ejecutivo demora los ascensos y genera malestar en la Policía

Las promociones de oficiales 90 y 91 no pueden asumir los cargos de relevancia.
miércoles, 24 de marzo de 2021 · 05:04

Carlos Quisbert  / La Paz

La lista de 49 coroneles de la promoción 89 habilitados para el ascenso a generales de la Policía fue entregada en diciembre de 2020 al Ejecutivo, pero hasta la fecha la nómina está retenida en esa instancia y no es enviada al Legislativo para su aprobación. El hecho genera molestia entre los oficiales debido a que no pueden acceder a puestos de relevancia por la falta de una orden general de destinos.

“Será una sorpresa”, afirmó el ministro de Gobierno, Eduardo del Castillo, la última vez que fue consultado por Página Siete sobre la aprobación de los ascensos. En la Comisión de Fuerzas Armadas y Policía de la Cámara de Senadores se informó que la nómina que fue entregada en diciembre por el Comando de la Policía Boliviana aún no fue remitida desde el Ejecutivo. Tampoco hubo respuesta desde el Ministerio de la Presidencia.

Dos jefes policiales, que pidieron no ser identificados para evitar represalias, explicaron el proceso que se vive en la Policía y los perjuicios que se generan. Señalaron que el actual comandante general de la Policía,  coronel Jhonny Aguilera, es parte de los egresados de la Academia Nacional de Policías (Anapol) en 1989 y este año su promoción pasa a la jubilación y sólo seis o hasta diez ascenderán a generales, quienes luego conformarán el Comando General.

“Al mismo tiempo que la Asamblea y el Presidente confirme o cambie al comandante de la Policía y los ascienda a generales, sus compañeros pasan a la jubilación y todos los cargos jerárquicos, como direcciones nacionales y comandos departamentales deben ser ocupados por los oficiales egresados en 1990 y 1991”, explicó uno de los coroneles que pidió reserva.

“Junto a los ascensos, el Gobierno y la Asamblea también deben aprobar la Orden General de Destinos y es ése el verdadero perjuicio. No sólo genera malestar, es un problema administrativo. El reglamento señala que para ascender a general un coronel debe cumplir un año en una dirección nacional y otro en un comando departamental, por ejemplo, pero como al Gobierno no le da la gana de aprobar los destinos ya se han perdido tres meses de ese año que requiere el reglamento”, explicó otro oficial.

Para generales y coroneles en retiro, el hecho de demorar y no aprobar los ascensos por parte del Gobierno tiene el fin de “condicionar” a los actuales jefes policiales. “Es presión para que  repriman a ciudadanos que protestan contra el MAS”, afirmó un excomandante nacional de la Policía.

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

2
10

Otras Noticias