Se rompe el diálogo entre el Gobierno y los cocaleros y vuelve la gasificación a Villa Fátima

En el ínterin de la refriegas un uniformado resultó herido.

Seguridad
Redacción Diario Página Siete
Por 
La Paz - lunes, 15 de agosto de 2022 - 19:22

A las 19.00 de este lunes se rompió el diálogo entre el Gobierno y los cocaleros de Adepcoca “orgánica” y los enfrentamientos entre policías y productores de la hoja han vuelto a Villa Fátima.

El dirigente Freddy Machicado abandonó el Viceministerio de la Coca luego de denunciar que el titular de esta dependencia, Arlem Lovera, “no tiene poder de decisión” y que el Gobierno no tiene voluntad de solucionar el conflicto que tiene como base el mercado legal de la coca.

Asimismo, Machicado reclamó por la inasistencia del ministro de Desarrollo Rural, Remmy Gonzales.

”Prácticamente hemos sido objeto de burla, las autoridades no tienen la suficiente capacidad. Nos han pedido que esperemos al ministro de Desarrollo Rural y Tierras tal cual ellos se habían comprometido e indica que tienen problemas mayores que resolver, no le interesa los problemas que están suscitándose en los Yungas, es por eso que nosotros hemos decidido abandonar el diálogo porque aquí no hay solución”, reclamó el dirigente cocalero.

En el ínterin de la refriegas al menos un uniformado resultó herido.

Los cocaleros anuncian que van a radicalizar las protestas en las próximas horas hasta que consigan el cierre del mercado instalado por Arnold Alanes, dirigente afín al Movimiento Al Socialismo (MAS).

A las 19.15, los enfrentamientos se concentraban en el sector de la calla Arapata, en la sede de Adepcoca y del mercado legal.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen.
Para más información puede contactarnos

NOTICIAS PARA TI

OTRAS NOTICIAS