Informes enviados a las autoridades judiciales revelan intimidaciones

Dos fiscales del caso franceses fueron víctimas de amenazas

Las familias de los jóvenes Fannie Blancho y Jérémie Bellanger, desaparecidos en Guaramerín en 2010, piden que el juicio se realice en la ciudad de Trinidad.
miércoles, 30 de octubre de 2013 · 22:59
Daniela Romero / La Paz
Informes enviados a las autoridades judiciales desde 2012 revelan que dos de los fiscales que investigaban la desaparición y presunto asesinato de los franceses Fannie Blancho y Jérémie Bellanger, en 2010, fueron amenazados por familiares de los principales acusados.
Los dos jóvenes desaparecieron  entre la noche del 28 y la madrugada del 29 de agosto de 2010, cuando estaban en una hacienda de Guayaramerín (Beni), invitados por su propietario, Jaime Martínez Jiménez, a quien conocieron en una discoteca de esa población.
El Ministerio Público presume que en la hacienda la muchacha fue abusada sexualmente por varios hombres y luego ella y su pareja fueron asesinados. Ambos cuerpos no aparecen hasta la fecha. Tres de los acusados, entre ellos el dueño de la estancia, están  con detención preventiva y uno, con arresto domiciliario.
Página Siete accedió a dos informes emitidos por una policía investigadora, en marzo de 2012, y por la fiscal Cintia Natusch,  en abril de este año.
En el primer documento, la cabo Isabel Llorca relató que tras una audiencia  los acusados insultaron y amenazaron al fiscal Rolando Ferrufino. "El fiscal o juez que me mande adentro, el fiscal o juez se va dos metros bajo tierra, dijo  Martínez”, señala el informe de la policía.
Asimismo, la fiscal Natusch cuenta en su informe remitido a la Fiscalía del Beni que fue víctima de amenazas.
"Desde que fui nombrada como investigadora del caso y desplazada a Guayaramerín fui y sigo siendo amenazada por los familiares de los acusados. Me llegó un mensaje a mi celular del hermano de uno de los acusados, quien ha manifestado que en caso de que su hermano sea sentenciado, se produciría un atentado contra mi integridad física”, cuenta Natusch en el informe.
La fiscal presentó una denuncia formal en contra de esa persona a la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC).
Con esos antecedentes y ante la posibilidad de que los jueces técnicos y ciudadanos sean recusados, es que las familias de los jóvenes franceses enviaron una carta al Consejo de la Magistratura el 28 de octubre para pedir que el juicio se desarrolle en la ciudad de Trinidad.
"Queremos una jurisdicción imparcial, sin presiones económicas, psicológicas, sin amenazas, sin vínculos laborales de amistad o familiares relacionados con los jueces, los testigos y los acusados”, se lee en una parte de la misiva enviada.

Fiscalía tramita el traslado del juicio

 El Ministerio Público tramita ante el Consejo de la Magistratura la posibilidad de que el juicio en contra de cuatro acusados por la desaparición y muerte de dos jóvenes franceses se traslade de la población de Santa Ana de Yacuma a la ciudad de Trinidad.
Así lo adelantó ayer la abogada de las familias de la pareja extranjera, Audalia Zurita. "Hemos presentado un memorial (con la misma petición) y mañana (hoy) sabremos las fechas de sorteo de jueces y del juicio”, manifestó.
  El juicio debía iniciarse en mayo de este año en Riberalta, pero se suspendió porque los jueces fueron recusados, por lo que el caso se trasladó a Santa Ana de Yacuma, donde radica.
 Zurita explicó que los jueces de esa jurisdicción rechazaron hacerse cargo del caso, sin embargo, la recusación presentada por éstos fue rechazada.
  "Lo que tramita la Fiscalía es trasladar a los jueces de Santa Ana de Yacuma a la ciudad de Trinidad. Así como parte del tribunal del caso Terrorismo se traslada cada vez a Santa Cruz, pedimos que se haga en la misma modalidad”, demandó la jurista.

Valorar noticia

Comentarios

Otras Noticias