La Alcaldía de La Paz alista un censo para normar su circulación

Trufis para siete pasajeros causan molestia en usuarios

Tienen tres filas de pasajeros y están hace tres años en el servicio de transporte público. Algunos cambiaron la posición de asientos para mayor capacidad.
domingo, 17 de noviembre de 2013 · 21:32

 Aleja Cuevas / La Paz
Viajar apretados y  bajar con incomodidad para que el pasajero del fondo descienda, igual que se haría en   un minibús,  provocan   molestia entre los  usuarios que toman el servicio de un vehículo Ipsum -con capacidad para seis y siete pasajeros-   que trabaja en modalidad de trufi. No hay control ante esta  situación y  la Alcaldía alista un censo para normar su uso en el transporte público.
 Página Siete observó circular este modelo de vehículos  en la plaza Murillo, donde en  20 minutos, cerca de 15 de éstos   recogieron pasajeros por completo.
Martha Durán, usuaria de este servicio,  asegura que  frecuentemente toma un trufi en ese lugar, pero le molesta que  este tipo de vehículos trabaje en esta modalidad de transporte. "Todos los pasajeros tienen que descender  para que el de atrás pueda bajar”.

 Similar observación hizo Beatriz Quinteros. "Ir en el centro  es lo más incómodo, no puedes ni moverte, te lastimas la rodilla. Es  incómodo como un minibús pequeño y cobran como un trufi”.
Advierten riesgos
Para otros usuarios, los modelos Ipsum,  Gaia y similares (con tres filas de asientos) deberían estar prohibidos en las líneas de trufis, pues incluso sería difícil salir de éstos si fueran parte de  un hecho de tránsito. 
"Deberían estar totalmente prohibidos. En caso de emergencias, de   un accidente, cómo uno puede bajar”, dijo Willma Mamani, quien criticó el cambio de asientos que hacen algunos conductores. "Han habilitado un espacio más, asientos que no sirven y no están ni asegurados”.

Estos motorizados llegan de fábrica con dos asientos posteriores, tres detrás del chofer y uno al lado, pero se le acondiciona un espacio más al lado del conductor,  "supuestamente” para un mejor servicio.
Tránsito señala  que no hay ninguna norma que prohíba el uso  de estos vehículos en el servicio público. "Están trabajando más como automóviles que como minibuses”, dijo el director de Servicios Públicos, Eddy Álvarez.

El secretario de Régimen Interno de Trufis del sindicato Litoral, Vicente Villarroel, adujo que para la  Alcaldía y   Tránsito todos los vehículos de uso público que tengan cuatro puertas son considerados automóvil. 
"(Los Ipsum, Gaia y modelos similares) están  dentro de lo legal y más bien  han favorecido en reducir el parque automotor porque tiene más capacidad de pasajeros”, justificó Villarroel.

El  jefe de Movilidad, Tráfico y Vialidad de la Alcaldía paceña, Marco Fuentes, recordó que el alcalde Luis Revilla  advirtió  que este tipo de vehículos no es recomendable  para el  servicio público, sino sólo aquellos  que  llevan "cuatro a cinco pasajeros, y no estos otros que tienen una tercera fila para dos personas más”.

Además, indicó que hay conductores que no respetan disposiciones respecto a  los asientos, "ya que los choferes sacaron  el asiento original y pusieron un taburete con un espaldar, lo cual es bastante incómodo”.
Sin embargo, Fuentes informó que recibió solicitudes de "algunos” vecinos que pidieron habilitar más de estos motorizados en la urbe. "Nos piden  eso porque los otros son  pequeños y no tienen la misma capacidad”.
En el caso de los   Ipsum, ingresaron hace tres años, según  Villarroel, quien calculó que el  40% de sus afiliados (700 socios) optó  por cambiar su antiguo trufi por este vehículo con más asientos.
 "Las rutas   son muy largas y no compensa la tarifa actual”, refirió el dirigente  y  admitió que algunos conductores cambiaron la posición de los asientos.
 Agregó que cuando se apruebe una normativa,   la Alcaldía y el sector normarán cómo será el tipo de asiento. "Si existe un control  se tendrá que negociar”.
 
 Similar posición asumió el secretario general de la federación de choferes de La Paz, Julián Manzaneda, quien manifestó  que el tema de los siete pasajeros ya fue tratado en  varias reuniones. "Lo normaremos”, sostuvo.
 Entre tanto, Fuentes informó que para un ordenamiento del  transporte público se inició el registro  de  vehículos con los que trabajan los conductores   y luego se realizará un censo para saber cuáles son sus características y cuáles son los que están operando en la urbe.

Realizan registro de los vehículos
El 11 de enero la Dirección de Servicios Públicos de  Tránsito  finalizará la entrega de la Tarjeta de Identificación de Conductores (TIC)  a choferes de taxis y radiotaxis de la ciudad de La Paz. Al momento se registró a 613 personas.
Las tarjetas deberán llevar el nombre del conductor, tipo de vehículo, placa, licencia y qué tipo de servicio se presta, explicó  el director de esa dependencia, Eddy Álvarez. "Esto se da a raíz de que muchos vehículos del transporte público  han estado inmersos con los delitos”.
En enero se conocerá la cifra total de los registrados, para establecer la cantidad y tipo de vehículos que operan.   Después seguirán los   minibuses, micros y buses.
"La norma indica que se debe filiar a todos los que se dedican al trabajo de taxis y radiotaxis. Entonces, dentro de eso se va a clasificar cuántos automóviles y cuántos tipo  vagoneta están trabajando”, reiteró.
Si un conductor tiene antecedentes delictivos identificados por la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de La Paz   no puede acceder a la TIC .
 "Si en éstos se identifica la comisión de un delito, como robo,  violencia, homicidio, los conductores no podrán sacar la Tarjeta de Identificación del Conductor ”, señaló.

Valorar noticia

Comentarios