El viceministro de Descolonización encabezó el acto ayer

Celebran la Navidad andina y piden retorno del Ekeko Tunu

El encuentro se dio en la plaza Murillo, donde la autoridad revalorizó la figura del Ekeko, personaje mitológico que representa la prosperidad y la fertilidad.
lunes, 23 de diciembre de 2013 · 23:34
Página Siete /  La Paz

Con un cartel gigante en el que se exhibía la imagen del Ekeko Tunu y una mesa donde se colocaron figuras de arcilla que representaban a las autoridades de Gobierno, el viceministro de Descolonización, Félix Cárdenas,  celebró ayer por primera vez en la plaza Murillo     la Navidad andina.
  Según la autoridad, la Navidad para  los pueblos  indígenas  inicia  en el solsticio de verano, que se celebra cada 21 de diciembre,  "con   el retorno  anual  de la Illa-Ekeko, personaje mitológico de las culturas andinas que significa prosperidad, abundancia, fertilidad”.
Durante el acto,  Cárdenas pidió que las autoridades y  los diplomáticos colaboren con el retorno de el Ekeko Tunu, uno de los más antiguos del país,   que actualmente se encuentra en Suiza.
"Si no recuperamos nuestra identidad, no vamos a poder avanzar, lo principal es el ajayu, ninguna revolución puede avanzar si no tiene su espiritualidad”, dijo. En ese sentido,  informó que  "el 17 de enero  hay una reunión importante (en Suiza), donde el Estado plurinacional estará presente, a través del Viceministerio de Descolonización,  (para gestionar el retorno del Ekeko)”, indicó.
 A la celebración de la Navidad andina también asistieron niños, quienes plasmaron sus deseos en arcilla. "Cuando vuelva el Ekeko  Tunu,   cada uno verá que sus sueños se convertirán en realidad, eso es lo que estamos haciendo hoy, ratificar nuestra pelea, nuestra lucha y nuestro pedido para que retorne nuestra illa principal”, concluyó.   

Sobre la Navidad andina
 A principios de este mes, el ministro boliviano de Exteriores, David Choquehuanca, dijo en un acto con diplomáticos que Papá Noel tiene las puertas cerradas en este país y por eso "entra por la chimenea”, mientras que el Ekeko es bienvenido.

En aquella ocasión, Choquehuanca sostuvo que el Ekeko es la "energía de la abundancia” que empieza a recorrer el país desde el 21 de diciembre, el día del solsticio de verano austral. "Tenemos esta energía de la abundancia, por eso nosotros nunca le hemos abierto las puertas a Papá Noel,  siempre nos hemos resistido. Por eso, como no le hemos abierto las puertas, Papá Noel entra por la chimenea (...). Sin embargo, siempre hemos tenido abiertas las puertas a nuestro Ekeko”, dijo.

El  Ekeko Tunu

Historia Según el libro Tunupa y Ekako, del autor  Carlos Ponce Sanjinés, la pieza fue robada de Tiwanaku por el suizo Mojan Jacob von Tschudi en 1858. Luego, en 1929, su nieto la vendió al Museo Nacional de Berna, en Suiza.
Reliquia "La escultura del Ekeko Tunu  mide 15,5 centímetros de alto y fue elaborada de roca. Tiene los ojos y las orejas ahondados y su figura sugiere a un hombre jorobado y sentado sobre sus talones”, describe el texto del investigador  Ponce Sanjinés.
Gestión En febrero de este año, el Ministerio de Culturas  inició las gestiones para repatriar la escultura en piedra Iqiqu (Ekeko).    
 

 

 


   

60
1

Comentarios