Yacuiba, Tarija

24 despedidos pretenden volver a planta Gran Chaco

La española Técnicas Reunidas analizará hasta fin de mes si recontrata a los obreros.
sábado, 14 de septiembre de 2013 · 00:43
Rafael Véliz  / Yacuiba, Tarija
Los 24 trabajadores despedidos el jueves de la Planta Separadora de Líquidos del Gran Chaco  renegociaban ayer sin éxito su retorno a la empresa, que  tomó la decisión después de siete días de "huelga de brazos caídos” que fue calificada  de ilegal por el Ministerio del Trabajo.
Los dirigentes, que encabezaron la protesta, participaron ayer en la primera audiencia de conciliación convocada por la Jefatura Regional del Trabajo con el objetivo de recontratar a los destituidos. El dirigente campesino Pablo Amador fue el primero en terminar de exponer su situación, y al salir reconoció que pidió su recontratación por separado, con  el argumento de que se encontraba en sus  días de descanso y que técnicamente no se había "ausentado de su puesto de trabajo”.
Esta decisión fue conocida  por sus compañeros de trabajo, que en primera instancia lo cuestionaron, pero a medida que pasaban las horas se escucharon más voces a favor para pedir el análisis de cada caso con el objetivo de solicitar una recontratación.
Los trabajadores demandaron un incremento salarial del 30% y mejoras en las condiciones de trabajo. El dirigente Segundino Velásquez recordó que días antes de la declaratoria de ilegalidad de la medida, los ejecutivos de la empresa española Técnicas Reunidas (TR) les advirtieron que autoridades del Gobierno respaldaban a la empresa.
El dirigente Juanito Medrano Pinto denunció que durante los días de protesta policías hostigaron a los trabajadores para provocar una pelea verbal que diera lugar a una intervención.
El ejecutivo de la Central Obrera Departamental (COD), Rubén Ramallo, calificó el despido masivo como un "escarmiento” por parte de autoridades desde La Paz, y no descartó que continúe una escalada de destituciones en los próximos meses como se viene denunciando.
Marcelo Larricq, relacionista  de TR, reconoció que había un acuerdo para no tomar represalias y solucionar el paro; sin embargo, al ser declarada ilegal la medida por el Ministerio del Trabajo debieron proceder a las cesantías.
"Previamente les avisamos, si no los despedimos los que estaríamos cumpliendo una irregularidad seríamos  nosotros, los que estaríamos incumpliendo la ley (…) Lo que me alegra es que en Bolivia todavía se respeta el Estado de Derecho”, agregó.
El inspector de Trabajo de Yacuiba, René Urzagaste, informó que la empresa pidió un plazo hasta el 30 de septiembre para presentar un informe pormenorizado en el que explique a qué trabajadores recontrataría si corresponde y a quiénes no, explicando el motivo de la decisión.
El relacionista de Técnicas Reunidas admitió que a partir de ahora serán más "estrictos” en el cumplimiento de la ley. Para el dirigente  Velásquez, esta advertencia se traducirá en más carga laboral y más horas de trabajo, según señala, como vienen denunciando los trabajadores que continúan en actividad.

Valorar noticia

Comentarios