Operativos empezarán el lunes

El SEDES anuncia la clausura de 300 farmacias ilegales de La Paz

Hay más de 700 boticas en la urbe, y las irregulares proliferan sobre todo en las zonas periurbanas y en las laderas. Los propietarios piden aplicar las normas.
sábado, 14 de septiembre de 2013 · 21:04
Verónica Zapana  / La Paz
En La Paz hay más de 700 farmacias   300 de las cuales son ilegales, y atienden en su  mayoría en las  laderas. Desde mañana, el Servicio Departamental de Salud (SEDES) iniciará operativos para clausurar de forma definitiva a las que no tengan  documentos al día.

"En La Paz funcionan  más de 700 farmacias y de ellas casi la mitad, es decir el 42,8% (300), es ilegal, por  lo que tomaremos medidas coercitivas”, dijo el director del SEDES, Henry Flores.
Explicó que para regularlas hace un mes se pidió a todos los centros de expendio de medicamentos  que pongan al día sus papeles y por ello, hasta la fecha, se realizó el trámite de más de 300 y 100 están en proceso, es decir que hay 400 legales.
   "La  responsable de farmacias (María Eugenia Yáñez)  fue notificando a los propietarios de las boticas para que  regularicen papeles y presenten su documentación a tiempo. Ahora ya se cumplió el plazo y por ello saldremos a clausurarlas”, advirtió.
 Yáñez estableció que  las farmacias ilegales están ubicadas en el área periurbana y en las laderas de la ciudad.
"Especialmente las que están en las laderas son las que funcionan clandestinamente, ya que  las que están en el centro de la ciudad tienen  su documentación al día”, remarcó la responsable de farmacias del SEDES.
Por tal motivo, Flores aseguró que estas droguerías que funcionan ilegalmente deben ser cerradas definitivamente.
"A estas farmacias que se les notificó y pese a ello no presentaron su documentación se las cerrará y nunca más podrán reabrirlas. Seremos más rigurosos con la sanción”, afirmó Flores.
    Este medio buscó la opinión de la presidenta de la  Asociación de Propietarios de Farmacias (Asprofar), Claudia Paredes, pero no contestó su celular hasta el cierre de esta edición.
Sin embargo, la presidenta de la Asociación Nacional de Profesionales Propietarios de Farmacias (Anprofar), Shirley Calderón, aplaudió la iniciativa del SEDES porque dijo que con esa medida "se evitará que algunos jueguen con la salud”.
Recordó que se ha identificado que  algunas  son atendidas por personas que no son profesionales en el área, "lo que es un peligro para la población”.
El artículo 30 de la Ley 1737 del Medicamento indica que las farmacias deben estar  bajo responsabilidad de regentes de profesión  bioquímico o farmacéutico. "Eso garantiza el requerimiento que tenga la población, de lo contrario se juega con la salud”, añadió Calderón.
Según la profesional, otra de las razones para que se controle la proliferación de estos centros de expendio de medicamentos  en las laderas es hacer cumplir la distancia que debe existir entre una y otra botica.
"La norma dice que deben abrirse a 40 metros de distancia, pero eso muchas veces no se cumple”, subrayó.

Según Calderón, la proliferación de  establecimientos ilegales en los últimos años se presentó sobre todo en  La Paz y El Alto.    "Además es preciso regular el monopolio  de  algunas cadenas”, manifestó.

Valorar noticia

Comentarios

Otras Noticias