Los médicos indican que la bebita vejada se encuentra estable, ya puede comer y moverse

La víctima necesitará un tratamiento psicológico

Salud Recomiendan valoración social y que sus padres también reciban apoyo profesional.
sábado, 21 de septiembre de 2013 · 22:41

Anahí Cazas  / La Paz

La bebé de  siete meses que fue vejada  por un hombre de 24 años, en El Alto,  se encuentra estable y  en pleno proceso de recuperación tras las cirugías a las que tuvo que ser sometida, informó Víctor Hugo Velasco, médico  del Hospital del Niño.
      "La niña está estable. Ella ya está comiendo y se puede movilizar con mucha más libertad, algo que hace unos días no podía por las heridas. Incluso  ya la vemos sonreír”, explicó Velasco.
    El lunes evaluarán la posibilidad de quitarle a la pequeña  algunas de las sondas.  Por ahora, debido a su edad, la bebé es alimentada con papillas y toma leche, de acuerdo con el galeno.
La vejación  ocurrió el  lunes pasado, cuando los padres de la niña salieron a  comprar bebidas alcohólicas y comida. El amigo del padre   aprovechó esa  ausencia  para abusar de la pequeña.
Al retornar, los  padres de la pequeña  sorprendieron al sujeto suspendiéndose su  pantalón  manchado  de sangre, según la denuncia presentada ante la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de El Alto.
 Hace unos días, la bebé fue sometida a    cirugías de reconstrucción en la región genital y anal.
 El médico explicó que a futuro una de las  principales preocupaciones es vigilar    el funcionamiento efectivo  de  los esfínteres, que se encargan de  controlar  la orina y la defecación.
 En la actualidad, informó, la niña orina y   hace sus necesidades fisiológicas  a través de sondas para evitar posibles infecciones en las heridas que sufrió en sus órganos genitales y el ano.
Velasco   anunció que la posible alta de la niña dependerá de  una satisfactoria evaluación clínica, pero además se hará una valoración social y psicológica.   
"Es un caso que ha conmovido a toda la comunidad y por ello la evaluación para dar de alta a la niña  dependerá de los  trabajadores  sociales, psicólogos y  representantes de la  Defensoría del Niño”, manifestó.
Es recomendable que la niña y sus padres sean sometidos a un tratamiento psicológico.
Las cirugías y todos los  medicamentos requeridos para el proceso de recuperación de la niña   son  cubiertos  por el SUMI.
El lunes, el director del Hospital del Niño, Joseph Henao,  dará  un informe sobre los resultados de todos los exámenes médicos a los que fue sometida la niña.
De momento,  la madre de la bebé es la que más la visita, mientras que el padre sólo pasa por el hospital por las tardes, de acuerdo con  el personal de seguridad de ese nosocomio.

Valorar noticia

Comentarios

Otras Noticias