El ampliado de la Fensegural resolvió participar en la intervención

Trabajadores dan 90 días para esclarecer corrupción en CNS

Los trabajadores de la Caja Nacional de Salud piden que se garantice la estabilidad laboral. La COB afirma que se investigarán las denuncias “caiga quien caiga”.
miércoles, 3 de diciembre de 2014 · 22:35
Verónica Zapana S.  / La Paz
La Federación Nacional de Trabajadores de Seguridad Social de Bolivia  (Fensegural) dio un plazo de 90 días a la comisión interventora de la Caja Nacional de Salud (CNS) para que esclarezca los supuestos actos de corrupción en la institución. La Central Obrera Boliviana (COB) afirma que  se investigarán todas las denuncias "caiga quien caiga”.
Después de que el pasado viernes la ministra de Transparencia, Nardi Suxo, anunciara la intervención de la CNS por  irregularidades, los trabajadores se declararon en emergencia y convocaron a un ampliado de urgencia.
     En la reunión, los delegados de los 14 sindicatos del país emitieron la Resolución 026, a la cual tuvo acceso Página Siete. El documento determina  que "ante las denuncias existentes de  supuestos actos de corrupción, el ampliado nacional exige a la comisión que en un plazo de 90 días hábiles se esclarezcan en su totalidad estos hechos”.
Asimismo, en la resolución los trabajadores respaldan  al comité ejecutivo de la COB. Este medio intentó conversar con el ejecutivo de Fensegural, Freddy Puente, quien evitó hablar del tema indicando que la resolución  "dice todo”. Adelantó, sin embargo,  que el lunes la COB y  Transparencia darán una conferencia de prensa  para  informar sobre la intervención.  
La resolución también destaca que la dirigencia de Fensegural y de las Casegurales regionales y distritales  participarán en la comisión interventora,  como garantizó el ejecutivo de la COB, Juan Carlos Trujillo.
Asimismo, el documento exige que se garantice la estabilidad laboral de los trabajadores, tal como indica el parágrafo tercero del artículo 49 de la Constitución Política del Estado (CPE).
 "Al trabajador no tienen por qué tocarle. Ahora si evidentemente hay un trabajador que comete maltrato o negligencia médica, ¿para qué se lo quiere? Pero eso debe comprobarse bajo un proceso administrativo”, dijo el ejecutivo del Sindicato de Trabajadores de La Paz, Boris Villa.
El viernes, Página Siete publicó que  la titular de Transparencia anunció una inminente  intervención a la Caja Nacional de Salud –después de una evaluación que halló varias irregularidades– y pidió el apoyo de los ejecutivos de la COB.  El lunes se informó que la intervención sería sólo de cinco despachos. Sin embargo, el jefe de la Unidad de Transparencia fue destituido del cargo, después de que denunció corrupción.

Ayer, tras una reunión entre  la dirigencia de Fensegural y la COB, el máximo ejecutivo de los trabajadores afirmó que  en el tema de la intervención hay una posición clara. "Se tienen    que llegar  a transparentar todos los actos de la Caja en los niveles que correspondan. La comisión  sacará un resultado de la investigación de cualquier  persona u autoridad. Caiga quien caiga. La justicia tiene que probarse. Ya estamos investigando”, dijo.

Antezana, nuevo jefe de Transparencia
Después de la destitución –el martes– de Marco Antonio Silva como jefe  de la Unidad de Transparencia de la CNS, ya ocupó ayer  el puesto Miguel Antezana como nuevo responsable de esa unidad.
Este medio intentó hablar con Antezana,  pero a través de un mensaje que envió a su secretaria dijo que no atenderá a nadie "porque realizaba un inventario de los documentos que dejó su antecesor”.
Antezana ocupa el cargo desde ayer, El martes, el anterior responsable del despacho, Marco  Silva, fue destituido después de que denunció actos de corrupción en la institución por parte de dirigentes de la COB y la Fensegural, como informó ayer Página Siete.
 Silva ocupa desde ayer  el puesto de abogado en el hospital Luis Uría de la Oliva. Ratificó que seguirá "denunciando los actos de corrupción que empañan a la institución, que es propiedad de todos los trabajadores del país”.

 "¿Yo acaso las he contratado (a familiares)?”, dice dirigente

 Página Siete  / La Paz
Ante las denuncias de nepotismo que pesan en su contra, uno de los interventores de la Caja Nacional de Salud  y ejecutivo de la Central Obrera Boliviana, Juan José Guzmán,  dijo que él no contrató a su esposa.
 "¿Yo acaso las he contratado? Pregunte  cómo han entrado”, dijo Guzmán ante la pregunta  de que si su esposa y sus cuñadas trabajaban en la institución.
Ayer este medio publicó que el exjefe de la Unidad de Transparencia  Marco Silva  había denunciado, con documentos en mano, que Guzmán  incurría en el delito de nepotismo, ya que su esposa y sus cuñadas estarían trabajando en la institución.
"Tiene que comprobarme (la denuncia)”, advirtió ayer Guzmán en declaraciones sucintas a Página Siete. Después se refirió a su denunciante: "¿por qué no habló en su momento?, ¿por qué se calló?”, preguntó.
 El dirigente de la COB informó que trabaja en la CNS hace 28 años y   que desde 2012 está declarado en comisión por su cargo en la dirigencia sindical. Aseguró que percibe un salario mensual de 4.800 bolivianos.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

149
94

Comentarios