Suboficiales y sargentos convocaron a organizaciones sociales

Militares desconocen diálogo con Alto Mando y reanudan marchas

Altos jefes militares y suboficiales maestres acordaron ayer conformar comisiones para tratar las peticiones. Sin embargo, este acuerdo fue rechazado por Ascinalss.
martes, 29 de abril de 2014 · 00:51
Wendy Pinto  / La Paz
La Asociación Nacional de Suboficiales y Sargentos (Ascinalss)  desconoció anoche el diálogo entre el Alto Mando militar y  suboficiales maestres que se realizó ayer en el Estado Mayor porque éstos no los representan. Ratificó la reanudación de las marchas para hoy en demanda de la  modificación de la Ley Orgánica de las Fuerzas Armadas (LOFA).
"Debemos negar categóricamente el arribo a alguna solución porque el Alto Mando militar sólo se reunió con sus  allegados y no con representantes  legítimamente elegidos”, dijo el presidente de Ascinalss, Johnny Gil.
En la reunión los suboficiales maestres presentaron un pliego  de 18 puntos. El comandante en jefe de las Fuerzas Armadas (FFAA), Víctor Hugo Valdivieso, indicó que 16 ya estaban atendidas y que sólo faltarían dos: escalas salariales (que es atribución del Ministerio de Defensa) y modificación de la LOFA. En este sentido convocó a dos representantes de cada fuerza a participar en una reunión la mañana de hoy para tratar el segundo punto.  
Posteriormente, un grupo de los suboficiales maestres se trasladó a la sede de Ascinalss para persuadir a los militares movilizados a que acepten ir al diálogo. El pedido  no fue aceptado.


Los suboficiales  y sargentos de base reiteraron sus medidas de presión para hoy. Se concentrarán a las 6:00 en el polifuncional de la Ceja de El Alto, después descenderán hacia la ciudad de La Paz, donde se concentrarán en la plaza San Francisco, a las 8:00.
El representante de los padres de familia de los efectivos de bajo rango, Édgar Tuco, convocó a la población y a las organizaciones sociales a sumarse a esta movilización porque considera que la descolonización de las Fuerzas Armadas es justa.  
"Descolonización significa una reforma general de la estructura de las Fuerzas Armadas, implica que sufra cambios rotundos, inclusión social y acceso libre a la profesionalización de todos los bolivianos. Presentamos el apoyo porque estos militares sí son del pueblo”, indicó Tuco.
La representante de las esposas de suboficiales y sargentos, Sandra López, reconoció que algunos militares movilizados retornaron a sus unidades, sin embargo en éstas se les estaría entregando memorandos de retiro obligatorio.
 Por ejemplo, en el Regimiento Bolívar II de Artillería (Viacha), "desde el viernes los han hecho plantonear por más de cuatro horas, son 20 aproximadamente, la mayoría sargentos iniciales a los que  les han dado memorandos de retiro obligatorio”, dijo una esposa que no dio su nombre.
Las bases de Ascinalss calificaron de allegados al Gobierno a los 12 suboficiales maestres que se reunieron con el Alto Mando militar. "Hemos sido traicionados  y desconocemos a los suboficiales de comando que con artimañas quieren que los camaradas tomen otro rumbo”.

Tuco señaló que las bajas ordenadas por los comandantes de las tres fuerzas  vulneran la LOFA. "En el artículo 101, para cualquier tipo de baja tiene que haber un sumario y   dos años para apelar, pero en este caso nos dan 15 días para apelar, ni siquiera cumplen con sus normas”.

FFAA afirman que retiro de  715 efectivos no es definitivo

Los directores de comunicación social de las tres fuerzas –Ejército, Armada y Fuerza Aérea– y del Comando en Jefe acudieron a una entrevista para aclarar que los 715 suboficiales y sargentos, que fueron echados por pedir la "descolonización” de la entidad castrense, no están dados de baja y que aún pueden apelar en dos instancias su "retiro obligatorio” para ser reincorporados.
Inicialmente fueron echados de las FFAA cuatro suboficiales, luego otros nueve y finalmente se dio a conocer el retiro de 702 militares que aún están movilizados. Al respecto, Sara Aramayo, directora de comunicación social del Ejército, afirmó a ERBOL que ellos fueron sancionados porque transgredieron las normas de las FFAA y la  Constitución, en la que se afirma que la institución "descansa” en la jerarquía y la disciplina, además es obediente y no delibera.
Por tanto, tras las movilizaciones de los suboficiales y sargentos, "se hizo el respectivo proceso contra todos ellos que tenían el pleno conocimiento (a lo que se estaban sometiendo) al realizar el desacato a los reglamentos militares (con sus medidas de presión), ellos debieron reincorporarse a sus pequeñas y grandes unidades, de donde salieron para realizar las marchas, sin embargo, ahora que fueron sancionados con retiro obligatorio, ellos tienen (todavía dos recursos de apelación) y así poder reincorporarse en sus unidades”, explicó.
 Javier Torrico, director de  comunicación social de Armada Boliviana, ratificó que el retiro obligatorio es una sanción que se impone al militar y en este caso fue por desacato y por atentar contra la dignidad y honor de las FFAA.

 

 


   

60
1

Comentarios