Racionamiento se endurece en La Paz y llega a El Alto

El interventor de la operadora, Marcel Claure, anunció que al menos en un año se podrá salir de la situación crítica. Los caudales están menguando.
lunes, 21 de noviembre de 2016 · 01:30
Página Siete / La Paz
 
El gerente interventor de la Empresa Pública Social de Agua y Saneamiento (EPSAS), Marcel Humberto Claure, informó ayer que el horario de distribución de agua potable en las 94 zonas afectadas de La Paz se reducirá a tres horas. Además,  entre los sectores que deben racionar se incluye desde ayer   La Portada, Munaypata, Tacagua y zonas aleñadas.
 
"Hay un nuevo horario que son tres horas  y están escalonadas. Digamos de 10:00 a 13:00, de 13:00 a 16:00 en el área de Los Pinos, y de 16:00 a 19:00. He venido a hacer conocer a todos los pobladores de El Alto y algunos sectores de La Paz que también entrarán en racionamiento”, informó en contacto con medios estatales. 
 
Según Claure, el nuevo horario de distribución de agua potable para los 94 barrios del Sur y el Este de La Paz  establece los mismos días del cronograma anterior (un día sí y dos no), pero sólo por tres horas al día. Será  de manera escalonada, ya no desde las  8:00 hasta 20:00.
 
"No vamos a tener agua de 8:00 a 20:00  en las zonas, vamos a tener agua tres horas por zona, de acuerdo a un escalonamiento que en estos momentos no vale la pena detallarlo; entonces, para los próximos días la cosa se pone más dura en la zona Sur”, sostuvo Claure. 
 
Agregó que un cuarto sector de la urbe paceña, que incluye a La Portada, Munaypata, Tacagua y zonas aledañas, será incluido al plan de racionamiento y tendrá agua desde las 6:00 hasta las 21:00, pero todos los días. "Es decir, no van a tener agua en las noches”, precisó.
 
El gerente explicó que la causa del problema es que "vivimos un año muy seco”. Reconoció que EPSAS no advirtió a tiempo sobre la situación de crisis y recordó que,  por esa falta, el presidente Evo Morales  destituyó a dos autoridades administrativas.
 
"Eso básicamente se sabía desde mayo. Si un año es seco o lluvioso se sabe al terminar las lluvias.  Ya los embalses no tenían los niveles requeridos para soportar el periodo sin lluvia. Se debió haber comunicado”, dijo. 
 
Aseveró que la situación hubiese demandado  un esquema de racionamiento "mucho más duro” que el actual. 
 
"Esto no se va rápidamente. La ciudadanía tiene que saber que esto va a tomar tiempo en resolverse porque es muy probable que tengamos otro año seco”, advirtió Claure.
 
Anunció que se  establecerá una ruta de corto plazo y   otras de mediano y largo plazo. "En termino mayor a un año, vamos a poder salir de una situación crítica”, advirtió el gerente. Informó que los caudales se están menguando. "Están a 40%”. 

Masiva marcha en el Sur: ¡Agua sí, chinos no!

 

 "¡Agua sí, chinos no!”,  fue el  grito principal de cientos de vecinos de la zona Sur, que marcharon anoche por la calles de Calacoto en protesta  por la falta de agua. Baldes vacíos sirvieron como bombos para dar ritmo al  recorrido  desde San Miguel hasta la Embajada de China.
 
La convocatoria fue  mediante las redes sociales, después de conocer que EPSAS  redujo el horario de abastecimiento de agua,  que afecta a 94 zonas de  La Paz, desde hace 13 días. 
 
"¡Evo, cuidado, estamos emputados!, ¡El Illimani no se toca!, gritaban. La protesta se realizó también ante  la embajada china porque la anterior semana  la Cámara Nacional de Minería informó que hay una empresa minera china que trabaja actualmente en las faldas del Illimani. 
 
Al respecto, el gerente de la Empresa Pública Social de Agua y Saneamiento (EPSAS) de La Paz, Marcel Claure, señaló que las imágenes que circulan en las redes sociales de Gooogle Earth son de la construcción de la nueva represa de Hampaturi.
 
"En la zona Sur hay lugares que no tienen agua hace cuatro días y EPSAS nos dice que sólo nos darán agua por tres horas. Está en riesgo nuestra salud”, reclamó una de las vecinas en la marcha.  
 
 Fue la segunda manifestación  vecinal motivada por el desabastecimiento de agua. La primera se concentró el viernes frente al nuevo edificio del Ministerio de Economía y Finanzas, como una muestra de rechazo a la construcción de edificios lujosos.  
 
Anoche, cuando la marcha llegó a la Embajada de China,  los vecinos entonaron los himnos de Bolivia y de La Paz. Luego poco a poco se desconcentraron.

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

Más de
235
14