Pese a la prohibición, los adolescentes jugaron con agua

Niños festejaron con “prestes infantiles” en el Corso paceño

Miles de niños, junto con sus padres y familiares, participaron ayer en el inicio del Carnaval paceño. Se lucieron trajes de Mario Bross, Star Wars, El Chavo del 8 y otros.
domingo, 7 de febrero de 2016 · 00:00
Anahí Cazas  / La Paz

Vestido con un traje de ch’uta, Juan Diego  Nina  Tambo, de ocho años,  sujeta    la mano de Megan, una niña de la misma edad  disfrazada de chola paceña. Ambos son  pasantes  de la   comparsa Maquineritos de la Eloy Salmón y guían   a una tropa de casi 100 pequeños  en el Corso Infantil.

"Soy pasante de esta gestión 2016. Me siento muy feliz porque en mi fiesta habrá payasos  y  juegos. Todos los niños quedan invitados”, cuenta  Juan Diego, quien  orgulloso se distingue entre el grupo con  una banda  tricolor.

Pasos más adelante, el papá de  Juan Diego  sujeta el estandarte de la comparsa. "Estamos muy alegres  porque nuestros pequeños  se están divirtiendo. Este año, mi hijo es pasante  y preparamos  una fiesta con payasos”, asegura.

A su lado, Jimena Yujra, madre de uno de los niños, cuenta que los pequeños que participan en la comparsa Maquineritos son hijos de los fraternos de la morenada Eloy Salmón  del Gran Poder. Según la mujer, después de la Entrada, cada año los pequeños  y sus padres se trasladan a un local ubicado en  la zona  Entre Ríos. "Ellos tienen un pequeño festejo con payasos, dulces, juegos y regalos.  Es un preste para niños”.

Al igual que los pequeños de la  comparsa   Maquineritos de la Eloy Salmón, ayer  cientos de niños  participaron en el tradicional Corso Infantil paceño. En la Entrada, los niños  se lucieron con disfraces de los personajes  de    Star Wars, El Chavo del 8 y Toy Story, entre otros. El recorrido comenzó en la plaza  San Francisco  y terminó en la plaza del Estudiante.  

Sujetando un gran hueso de vaca, Chiristian  luce una peluca negra, cubre su cuerpo con retazos de cuero de oveja y baila al ritmo de una morenada. A su lado, otros pequeños "producidos”  también brincan entusiasmados, mientras sus padres forman un cordón humano para cuidarlos de los globos con agua y las espumas. "Cada año,  nuestros hijos participan con disfraces propios. Ahora los hemos traído de cavernarios”, dice sonriente María Isabel Gutiérrez, madre de uno de los niños.

Pese a la prohibición, en las aceras decenas de personas vendían globos  y botellas  con agua. Los más jóvenes, la mayoría adolescentes, se dedicaron a jugar con agua, tinta y espuma.
 En medio de gritos y el sonido de  silbatos, una tropa de más de 70 payasos se apodera de la avenida Mariscal Santa Cruz. Al verlos, los niños se acercan  para saludarlos.

"Somos integrantes de la Federación de Payasos de La Paz y participamos en el corso con nuestros  hijos. Además,  damos alegría a los pequeños que no tienen una comparsa propia”, asegura Álvaro Pinto, más conocido como   Payasito Turulín.

Yesenia Gutiérrez, vestida de la Viuda Negra, carga en sus hombros a su pequeño sobrino que está disfrazado de Capitán América. A su lado, otro de sus familiares roba la mirada de  los niños  luciendo un traje de Hulk.

Todavía incrédulos, varios pequeños observan a dos Caperucitas y un lobo en medio de  un grupo de ch’utas y pepinos. Se trata de  Lizeth Yujra,   su retoño  de tres años y su esposo. "Participamos en el Corso Infantil desde que  mi hija era bebita. Siempre nos  disfrazamos junto  a ella”,  comenta.

Al ritmo de las tradicionales canciones de los ch’utas,  20 niños bailan vestidos con trajes del conocido personaje de videojuegos Mario Bros. "Hemos venido desde  El Alto para participar en el corso”, dice una de las madres.
 
En medio de aplausos, un grupo de niños vestidos de bomberos y rescatistas  conquista la mirada de los asistentes. Llevan cascos, chaquetas  impermeables y botas. "Son hijos de los  bomberos voluntarios. El objetivo es que los niños se familiaricen con la seguridad y el cuidado del agua”, explica Mirna Echave,  una de las madres.

Este año, varios padres de familia también decidieron enseñar a sus pequeños a cuidar el medioambiente  y  optaron por confeccionar los disfraces con material reciclado.  Tal fue el caso de un grupo niños  disfrazados de Pinochos con atuendos hechos de tubos de papel higiénico. "Además de ecológicos, son originales”.

Sobre la última encuesta de Página Siete

Si usted es de los que necesita estar bien informado, puede acceder a la encuesta electoral completa de Página Siete, suscribiéndose a la aplicación PaginaSietePro que puede descargar de App Store o Google Play

 


   

60
2

Comentarios