Discapacitados se desnudan para mostrar su pobreza y bloquean

En pañales, los movilizados exigieron la renta mensual por la que protestan desde hace 40 días en La Paz. La APDHLP exige al Gobierno que atienda la demanda.
viernes, 3 de junio de 2016 · 00:00
Leny Chuquimia /  La Paz
 
"Renta mensual” es la frase que exhibían en el pecho decenas de personas con discapacidad que protestaron  a la altura del Obelisco. Bajo el sol de mediodía, su piel desnuda se convirtió en  lienzo para pancartas que exigen atención a su demanda, después de 40 días de movilizaciones en La Paz.
 
La marcha de personas con discapacidad fue detenida ayer por un fuerte contingente de policías antimotines. Los movilizados se desnudaron hasta quedar  en pañales para demostrar las condiciones en las que viven y exigir que  se atienda su pedido de una renta mensual.
 
La nueva jornada de protestas comenzó cerca de las 10:00 en el centro paceño. Docenas   de policías se apostaron en todas las calles circundantes a la vigilia instalada cerca de la plaza Murillo.  
 
"Es  para protección, por las   manifestaciones de los fabriles que usan dinamita y que están en el centro”, era el argumento de los uniformados que se aglomeraban en murallas impenetrables frente  a grupos de tres o cuatro personas en sillas de ruedas. Los movilizados  intentaban salir  del cerco por las calles Junín,  Genaro Sanjinés, Indaburo, Yanacocha y  Pisagüa.
 
"Jefe, sólo dígame  por qué no podemos pasar. Todas las personas pasan. ¿O es una orden de que nosotros no pasemos?”, pregunta  Francisco Gonzales a  un efectivo, a  pocos metros del Teatro Municipal. Sin  responder a la pregunta, los oficiales mandan a los movilizados a   otra esquina donde, dicen,  el paso es normal. Con muletas, bastones y sillas de ruedas, los pequeños grupos van a   todas las salidas posibles. Pero en todas reciben la misma advertencia: "No hay paso”.
 
"No es por ellos” explica un efectivo mientras  da la orden para que  los peatones  "pasen por el rincón, sin que los vean”. Sin  identificarse, evade las preguntas de los periodistas y les dice que  consulten a su  comandante, a quien asegura no conocer. 
 
"Nos están haciendo dar vueltas, se hacen la burla de nosotros. Por qué no dicen que los discapacitados no podemos pasar, no es necesario burlarse”, reclama  Francisco  a las 11:20.    
 
A la misma hora ya han logrado reagruparse algunos movilizados que de uno en uno -tras dar rodeos por  la Sucre, la Catacora y la Loayza- pasaron el cerco policial. Sin embargo, al llegar al Obelisco se topan con un centenar de uniformados  que bloquean ambos carriles de la vía troncal y frenan su paso.
 
Luego de  empujones, choques e insultos, los movilizados  deciden plantarse en este punto. Desafiando el viento frío y cierto pudor, se despojan de sus prendas hasta quedar  en pañales. 
 
"De qué se avergüenzan, la discapacidad no es mala”, dice uno de los primeros en tomar la medida. Queda   su torso desnudo apoyado sobre la silla de ruedas y en  el   lienzo de piel de su compañero doña Julia  escribe: "Renta mensual”. "Así es como viven muchos de los compañeros, no les alcanza ni para los pañales” señala  la dirigente chuquisaqueña  Feliza Alí. 
 
La representante cochabambina, Rosmery Hurita, denuncia que desde la noche del miércoles son cercados en su vigilia y que los policías no les dejan pasar a dos cuadras a la redonda. "Si nos ven entre dos ya no nos dejan pasar, nos están encerrando, y los compañeros tampoco quieren andar solos porque los amenazan con detenerlos”, dice.    
 
Mediante un pronunciamiento,  la Asamblea Permanente de Derechos Humanos de La Paz (APDHLP) exigió al Gobierno atender las demandas del sector y detener el amedrentamiento   a los movilizados,  a las personas solidarias  y a los periodistas que documentan el conflicto. Denunció  un sabotaje    a través del ofrecimiento  de   dinero para la  desmovilización.
 
"La APDHLP exige al Gobierno de Evo Morales que atienda la demanda legítima y garantice la salud gratuita, pública  y especializada para las personas con discapacidad”, señala el comunicado.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

67
7

Comentarios