Mi Teleférico afirma que sólo se afectará 6% del jardín para aves

El gerente de la empresa estatal aseguró que se hizo un estudio del impacto ambiental, con el que se trabaja en un proyecto de mitigación de fauna y flora.
viernes, 30 de septiembre de 2016 · 02:00
Leny Chuquimia /  La Paz

 "No habrá ningún daño al santuario de aves”,  garantizó ayer el gerente de  Mi Teleférico, César Dockweiler. Se refirió así a  la instalación de la torre  13 de la línea Blanca en la casa Machicao, cuyo jardín alberga a 25 especies  de aves y decenas  de plantas nativas y árboles frutales.

 En julio, la estatal  de transporte por cable notificó a la familia Machicao sobre  la expropiación de una parte del terreno para el emplazamiento de una de sus torres. La familia dijo que no opondrá resistencia, pero manifestó su pesar por las aves que desde hace 55 años llegan al jardín.    

"Garantizamos que no habrá afectación a la avifauna ni a la flora. El terreno de la familia Machicao  es de 1.500 metros cuadrados, de los que nosotros  sólo necesitamos el 6,4% (77 metros cuadrados). Este espacio no es sólo para la torre, sino para el  pasillo de acceso para el mantenimiento”, dijo Dockweiler.

 Explicó que la torre requiere  siete metros cuadrados, un área menor al 1%  de la superficie total del terreno. En unas imágenes montadas, mostró cómo la torre quedará pegada a la pared colindante con el Colegio Bancario, sin entrar al jardín o el talud donde se recibe  a  las diferentes especies de aves.

"Esta estructura  no afecta a la vivienda. No se talará ni un árbol ni se afectará el lugar donde se alimentan las aves”, aseguró. 

Aclaró que en contacto con los dueños se realizó un relevamiento técnico de la fauna y flora del lugar, así como del impacto ambiental que causaría  el emplazamiento de la torre. Reiteró que en su  equipo ambiental   cuenta con biólogos expertos en el tema, que determinaron las medidas de mitigación que deben tomarse en el caso.

 "Hemos decidido hacer trabajos de mitigación. Todo el pasillo  que tomaremos se convertirá en un jardín. La pared que dividirá el  pasillo  del terreno  tendrá un enmallado y plantas en ambos lados. Es decir,  la vegetación nos va a ayudar a que el lugar se convierta en un santuario para recibir a más  aves”, afirmó.

Añadió que  la misma base de la torre será cubierta con vegetación que tendrá bebederos y comederos para otras aves. 

 "El debate no son las flores ni los bebederos que quieren poner, sino los trabajos para instalar la torre y los ruidos y vibraciones que se van a producir cuando funcione.  Eso inevitablemente va a ocasionar que migren”, dijo una de las propietarias, Mariana Machicao.

Dockweiler desestimó la preocupación y señaló que en  otras estaciones "los pajaritos se cuelgan de los cables y se transportan en teleférico”. La noche de ayer Mi Teleférico preparó una  presentación sobre los trabajos de mitigación dirigidas a  activistas e interesados.  Señaló que  se suma a la iniciativa para convertir el lugar en un santuario.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

72
22

Otras Noticias