Hogar San José cumple 138 años de dar ayuda y abrazos a niños

Contribuye al desarrollo integral de niños, niñas, adolescentes y sus familias. Desarrolla programas educativos e incluso de producción alimentaria.
martes, 3 de enero de 2017 · 01:00
Rodrigo Salcedo  /  La Paz

La Sociedad Católica San José representa  lo perdurable en el tiempo, no por su duración sino por  su misión a la hora de  contribuir al desarrollo integral de alrededor de 1.500 niños, niñas, adolescentes y sus familias, a través de proyectos dirigidos a promover su inclusión social. La organización cumple 138 años de servicio en La Paz.

La sociedad tiene dos centros, uno ubicado en  Las Lomas, en la avenida Buenos Aires; y el otro en San Miguel de Alpacoma y en ambos los mimados son los más pequeños. "Nos aseguramos de que los niños estén inscritos en la escuela para que en  el horario en que no pasan clases vengan para recibir apoyo escolar, actividades lúdicas y capacitación en diferentes temas”, explica la directora ejecutiva de la organización, Mónica Zalles.

Los beneficiarios son las personas de bajos recursos y en situación de riesgo. ¿Por qué riesgo? "Porque ambos padres tienen que trabajar, entonces  niños y adolescentes quedan librados a su suerte. Entonces, los centros integrales atienden a toda la población que así lo requiere en educación y salud”, agrega entusiasta Zalles.

Crecer con el hogar San José

María Cutiti tiene 29 años, de los cuales 27 los pasó en la Sociedad Católica San José en Las Lomas. Allí se formó y ahora trabaja de enfermera. 

"Realmente aquí he crecido desde mis dos años; he sido beneficiaria. Después del bachillerato estudié enfermería, gracias a ellos soy lo que soy”, relata. "Mi hijita también  crece aquí,  asiste a apoyo pedagógico, asistió al centro de creatividad desde sus tres meses. Para las dos ha sido y es nuestro hogar”, agrega.

La organización cuenta con un programa de becas para carreras técnicas, del cual no sólo se benefició María, sino  también varios jóvenes que crecieron en las instalaciones de la Sociedad Católica San José, como cuenta Mónica Zalles. La directora recuerda  decenas de historias de niños del hogar que lograron  ser profesionales en diferentes rubros.

 Vivero de programas

En medio de una cancha de cemento, un centro de salud y  viveros  con diferentes cosechas  se levantan las aulas del centro San José Las Lomas. Wilfredo Castro, director del Centro San José Las Lomas, comenta cómo se beneficia a personas desde  los seis meses hasta los 24 años. 

Dentro de sus programas está uno denominado Seguridad Alimentaria, que se inició en 2013.
 
"Enseñamos a nuestros niños  cómo debemos alimentarnos de una mejor manera utilizando las verduras, incorporando eso en nuestras dietas”, explica.

"En el centro hemos sembrado papa, lechuga, zanahoria, rábano,  casi todas las verduras de acuerdo a la estación del año y a la edad de los niños; también les enseñamos desde la preparación de la tierra y su uso en  los platos, en la cocina”, agrega Wilfredo. 

Otro de los programas que, según cuenta Wilfredo,  está resultando exitoso es el denominado Base Hogar. "Las educadoras salen a la comunidad y van a diferentes puntos, como canchas, jardines, espacios públicos, donde desarrollan actividades recreativas con niños menores de cinco años y con sus mamás; se realiza una vez a la semana en puntos distribuidos en las zonas de intervención”, explica el directora.

Debajo de la cancha donde unos niños juegan a la pelota está una posta médica. Allí se brinda  atención preventiva, no sólo a los menores, sino a toda la comunidad. "Se hace una revisión de los niños dos veces al año, controles de peso y talla y todo lo que son revisiones y tratamientos odontológicos”, expone  Zalles.

Bertha Villasanta  es la educadora "estrella” del centro, según  Zalles. Trabaja para San José hace 20 años y tuvo la idea de cambiar el seguimiento de tareas escolares para instalar el apoyo pedagógico, reforzando la enseñanza a través de la  lúdica, creando materiales didácticos propios. "Nació la idea de implementar juegos educativos en el área de matemáticas, lenguaje, estudios sociales, donde los niños aprenden jugando”, relata la educadora. 

"Se elaboraron juegos, en un material de cartulina, más que todo lo que es la tabla de multiplicar. Yo dije por qué no crear juegos didácticos con lo que  el aprendizaje sea significativo, y se diseñaron juegos de matemáticas, que es la tabla de multiplicar y con el tiempo la hemos sistematizado; en 2013 ya salió la producción en sí”, agrega Bertha.

138 años no es poco y la Sociedad Católica San José tiene la idea de ayudar a más grupos vulnerables el próximo año. Con amor, su objetivo es prolongar su misión con hechos, más allá del tiempo. 
 
Su historia y los riesgos actuales 

La Sociedad Católica San José  cumplió 138 años de labor que favorece a menores y  familias en situación de riesgo en la ciudad de La Paz. Su misión es contribuir al desarrollo integral de niños, niñas, adolescentes y sus familias "a través de proyectos dirigidos a promover su inclusión social”.

La institución recibió el Cóndor de los Andes en 1958. A fines del siglo XIX, el municipio entregó a la sociedad la Casa de la Moneda,  en la entonces llamada calle Recreo, en el centro paceño.

La Casa de la Moneda fue expropiada y demolida en 1972 para que se construya el Palacio de Comunicaciones. La sociedad adquirió la parte adyacente, que es utilizada hace 30 años como estacionamiento, el cual sirve para recaudar fondos para financiar la obra social que realiza y a través de la cual atiende a cerca de 1.500 niños y familias de dos zonas.

Actualmente la Sociedad Católica San José enfrenta la posibilidad de una nueva expropiación, esta vez para la construcción de la estación de la línea Morada del teleférico. La asamblea de asociados y el directorio esperan recibir un precio justo que le permita seguir realizando su labor social.
 
 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

76
1