Ramallo: “Riesgo y prevención, son dos caras de la moneda”

Este año capacitarán a más de 16.000 estudiantes de 100 establecimientos educativos del municipio de La Paz.
lunes, 8 de mayo de 2017 · 00:00
Leny Chuquimia /  La Paz 

Hay tres indicadores de la vulnerabilidad de los adolescentes, que se evidencia en  las redes sociales: la falta de afecto, de comunicación y de entendimiento de los padres sobre los problemas de esa etapa de la vida. "Esos factores afectan y pueden exponer a los jóvenes”,  asegura el secretario   municipal de Seguridad Ciudadana, José Luis Ramallo .  

 "El riesgo y la prevención son  dos caras de la misma moneda. Si  el riesgo está en adolescentes abandonados y sin afecto, la prevención está en padres involucrados y afectuosos con sus hijos”, indica la autoridad edil.

 La comunicación y el afecto ayudan a los jóvenes a no ceder ante la   presión del grupo. Ámbito  en el que muchas veces se presentan prácticas dañinas a las que los miembros se ven forzados a participar para "no quedar mal” ante los demás.

 Estos aspectos son tomados en cuenta en el  Programa  de Formación de Jóvenes Líderes  de Seguridad Ciudadana que lleva adelante  la Alcaldía de La Paz. 

El programa llega a estudiantes  de tercero, cuarto y quinto de secundaria. Este  año se prevé capacitar a más de   16.000 estudiantes de 100 establecimientos educativos de la urbe.

"Una de las  temáticas que aborda el programa es la prevención en el uso de las  redes sociales.
 
Ahí hay una  serie de recomendaciones, se analiza situaciones de distinto tipo que pueden poner en riesgo a los jóvenes. Ahora estamos  enfatizando en este tema de La ballena azul, reforzando lo avanzado hasta el momento”, manifestó Ramallo.

  Señaló que más allá de decirles a los jóvenes qué deben o no deben hacer, se busca motivar en ellos  la reflexión sobre el uso que dan a las  redes sociales y los datos que en ellas publican.
 
"Sus publicaciones pueden convertirse en el elemento de coerción para que los manipulen  y que atenten contra su propia integridad física”, indicó.

Explicó que  este tema es trabajado no solo con los jóvenes, sino también con los padres. Si bien son los adolescentes los más afectados, sus progenitores  requieren   información para actuar en la prevención o en la identificación de casos. 

 Ante la alerta, pidió a los padres estar atentos ante un cambio en la conducta de sus hijos "en patrones de sueño, de alimentación o estudios”, dijo.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

106
50