Colapsan 7 tinglados a causa del granizo, hay 9 escolares heridos

Los escolares pasaban clases cuando cayó el tinglado del colegio Vida Nueva en Villa Copacabana. Los heridos son 5 mujeres y 4 varones de la prepromo.
martes, 05 de noviembre de 2019 · 02:36

Marcelo Blanco / La Paz

Nueve estudiantes de la prepromoción del colegio  Vida Nueva resultaron heridos, debido a la caída del tinglado de la cancha mientras pasaban educación física. La causa fue el fuerte granizo que se registró ayer y que ocasionó 12 emergencias en la ciudad, entre ellas el colapso de otros seis tinglados en predios privados. 

 “Se desplomó en menos de 3 minutos. Todo empezó cuando cayó el fuerte granizo. Los chicos querían salir, pero no había forma. En menos de 30 segundos cayó el tinglado”, relató el profesor  Gustavo Casanova. 

Foto: APG

Los jóvenes heridos tienen entre 16 a 17 años. Su unidad educativa de convenio está ubicada en la zona de Villa Copacabana, en la calle Diego Quispe, cerca de la avenida Burgaleta.

El granizo empezó a acumularse al medio de las calaminas de la estructura. La misma no pudo aguantar el peso y se vino abajo, desplomándose y afectando en mayor medida a quienes se refugiaban al medio de la cancha, según relató el director de la Unidad Educativa,  David Mamani.  
 
Los heridos son cinco mujeres y cuatro varones, aclaró Mamani. Según testigos, algunos de los jóvenes tenían fracturas de brazo o pierna. 

La madre de una de las víctimas declaró a la red Uno  que su hijo (16) se encuentra en terapia intensiva y estaría en un coma inducido, producto del accidente. Todos fueron evacuados a los hospitales Luis Uría y San Gabriel, ambos  en la misma zona.

De acuerdo al  director de la unidad educativa, algunos  cursos presentaron goteras y ante el peligro de que el techo de la edificación de secundaria se viniera abajo, evacuaron a todo el alumnado y profesores.

Foto: APG

  Doce emergencias

Además de este hecho, la Alcaldía registró 12 incidentes más en casas y calles de las zonas de Miraflores, villa Fátima y villa Copacabana. Solo en el colegio Vida Nueva se registraron heridos, informó el secretario municipal de Gestión Integral de Riesgos (SMGIR), Vladimir Toro.

Otro hecho registrado fue en una vivienda en la calle Walter Portocarrero, donde un tinglado  se desplomó y  sepultó a  dos vehículos causando el hundimiento de sus techos. Los dueños de la vivienda dijeron que la Alcaldía solo ayudó a quitar el granizo , pero no a tratar de mover los restos de la estructura que dejó atrapados a ambos motorizados.

Seis caídas de tinglado en casas particulares se registraron, de acuerdo al reporte de Toro. Los sectores predios se ubican en  la avenida Busch, cerca a Laboratorios Servitec;   las calles Puerto Rico y Costa Rica,  calle Estado Unidos, pasaje Los recuerdos (Barrio Gráfico),  la plaza Villarroel, entre las calles Mayor Lopera y Matías Terrazas; y en una vivienda entre las calles Calacahua y Vicente Burgaleta. 

Toro precisó que para atender  las eventualidades se dispuso el trabajo de 80 obreros y retroexcavadoras en las vías donde la altura del granizo   alcanzó 15 centímetros. No hubo taponamientos ni desbordes en ríos.

La autoridad  edil recordó que cualquier emergencia, la ciudadanía debe llamar a la línea gratuita de la Red Municipal 114; la atención es 24 horas.

El tinglado del colegio Vida Nueva será demolido

Tras el colapso del tinglado del colegio de convenio Vida Nueva, la Alcaldía anunció que hoy iniciará los trabajos de demolición de la infraestructura dañada por el granizo.  

“La atención de la emergencia fue inmediata, pese a que los predios y la infraestructura no pertenecen al Gobierno Municipal, porque es una unidad educativa de convenio”, según explicó el Director Municipal de Educación, Carlos Sotomayor.

“Eso ¿qué significa?, que nosotros como Gobierno Municipal aportamos con el tema del mobiliario, con el tema del desayuno escolar y la mochila, pero cuando hay que hacer algún arreglo, algún mantenimiento de la infraestructura, ya no intervenimos porque esto pertenece a la Iglesia Cristiana”, sostuvo.

Foto:APG

Sotomayor aclaró que el tinglado en esta unidad educativa fue construido de manera privada. “Ellos  han construido el tinglado, todo el predio, el lugar y la construcción no es municipal, es de la iglesia Cristiana”, resaltó, mediante nota de prensa.

Cuando se trata de unidades educativas de convenio, el Estado se encarga de dotar ítems para los directores, profesores y  porteros. Los padres de familia aportan con recursos económicos para realizar el mantenimiento de la infraestructura. En estos casos el apoyo municipal se traduce en la dotación de servicios, recalcó Sotomayor. 

 El secretario Municipal de Riesgos, Vladimir Toro, explicó que para evitar que haya un nuevo colapso se hizo el precintado del lugar para que mañana comience la demolición de todo el tinglado. Comentó que también resultó afectada la pared que era parte del sistema de columnas de la obra.

 

 

26