La Alcaldía da un año más para sustituir los trufis de 4 pasajeros

El municipio dispuso que esos vehículos sean de seis viajeros desde enero de 2021.
viernes, 20 de diciembre de 2019 · 00:04

Luis Escóbar  / La Paz

La Alcaldía de La Paz  amplió por un año el plazo para que los trufis de cuatro pasajeros sean sustituidos por vehículos de seis usuarios. La nueva fecha vence el 31 de diciembre de  2020.

 Los choferes indicaron  que no cumplirán el plazo y pidieron  al menos cuatro años para realizar la  renovación,  incluso aseguraron que continuarán llevando al quinto pasajero y -con los nuevos coches-  al séptimo. “A partir del 1 de enero del 2021 ya no deberían circular trufis que sean vehículos tipo sedán de cuatro puertas para cuatro usuarios”, dijo el concejal Fabián Siñani tras la aprobación de la ordenanza que amplió por un año más el plazo de circulación de este tipo de vehículos que hacen el recorrido de la zona Sur al centro de la ciudad.

La Ley Municipal de Incentivos para la Renovación de Trufis  número  345 del 2018 establecía que los vehículos para cuatro pasajeros deberían dejar de circular a fin de año. Pero, un informe de la Secretaría de Movilidad dio cuenta que a la fecha sólo el 12% de los 893 vehículos realizaron el cambio. 

Como parte de los incentivos, el artículo segundo de la Ley 345 establece que los propietarios de trufis que renueven su motorizado para seis pasajeros “estarán liberados del pago del impuesto a la propiedad de vehículos por tres gestiones, que se cuantificarán a partir del registro de cambio de coche en la Autoridad Municipal de Transporte y Tránsito”. Este incentivo sólo rige para vehículos cuyos modelos sean 2017, 2018 y 2019.

“Es un tiempo adecuado y prudente para que todos puedan cambiar sus vehículos”, añadió el concejal Siñani. 

La dirigencia de este sector  rechazó tal disposición municipal, según  el  secretario general del sindicato Trufi 1, Pablo Poma Huanca. “No estamos de acuerdo en nada de eso. No es de la noche a la mañana, la Alcaldía y el Concejo pueden hacer lo que quieran, pero antes deben consultar a los operadores que somos nosotros. Cambiar de un auto pequeño que cuesta 6.000 a 7.000 dólares por otro que vale 14.000 a 15.000 dólares”, declaró.

El dirigente solicitó una reunión con el Alcalde y el Concejo Municipal para plantear su rechazo. “Esto plan nos quitará  el pan de cada día. Tendrían que darnos de tres a cuatro años; un tiempo prudente para renovar los vehículos porque tenemos afiliados de escasos recursos”, añadió. Indicó  que tiene alrededor de 1.300 afiliados,  de ellos sólo 200 cambiaron sus vehículos para más pasajeros.

Quinto y séptimo pasajero

El artículo tercero de la  Ley 345 prohíbe  la modificación, alteración e incorporación de elementos que permitan aumentar la cantidad máxima de asientos establecidos en la fábrica. En caso de incurrir ante tal falta se decomisará la placa. “Queda expresamente prohibido transportar a un número mayor de usuarios o pasajeros excediendo la capacidad original del vehículo”, detalla la ley. 

Para Siñani, la disposición debe ser cumplida a través de operativos. “Si cambiamos a vehículos con mayor capacidad no puede ser que pasemos de la irregularidad del quinto al séptimo pasajero. Se supone que en vehículos más grandes ya no debería estar un pasajero entre el chofer y el asiento delantero; sentado encima del freno de mano. Eso ya no debe existir”, afirmó.

Esta segunda disposición es rechazada por los transportistas. “No cumpliremos y lo digo francamente porque (el incluir al quinto pasajero) fue una lucha histórica. Incluso hicimos un paro nacional apoyado por la confederación entre el 2002 y 2003”, sostuvo.

“Obviamente –agregó el dirigente- modificamos los carros para no poner en riesgo al pasajero. Reubicamos la caja (de cambios) y por ello no nos molestan; además el SOAT nos cubre al quinto  y al séptimo pasajero”.