La Alcaldía culpa a filtraciones y lluvias; vecinos, a loteamientos

Vecinos de Mallasilla denuncian que asentamientos ilegales, autorizados por Mecapaca, provocaron los movimientos de tierra que causaron el deslizamiento.
jueves, 14 de febrero de 2019 · 00:04

María Carballo / La Paz

El alcalde  de La Paz, Luis Revilla, afirmó ayer que las causas del   derrumbe  que cerró  la ruta que une  Mallasa con La Paz fueron  las lluvias y  las filtraciones de agua. 

“Todo este sector de Mallasa está lleno de arcillas y cárcavas (grietas). Hay infiltración de las aguas y las lluvias fueron fuertes”, explicó  ayer   Revilla.
  

En cambio,  vecinos de Mallasilla aseguraron que el derrumbe ocurrido ayer en el ingreso a Mallasa  es por culpa de  los asentamientos ilegales que desde hace varios años  fueron autorizados por  la Alcaldía de Mecapaca. Al respecto, el burgomaestre de este municipio, Enrique de la Cruz, negó tales acusaciones. 

Según los vecinos de  Mallasilla,  para construir las viviendas ilegales se realizaron cortes en los cerros y se movieron grandes cantidades de tierra, lo que provocó rajaduras y filtraciones de agua  en el talud que cayó ayer sobre la avenida Hernando Siles, que conecta Mallasa  con el centro de La Paz.

 La presidenta de la junta vecinal de Mallasilla, Carmen Melgar, identificó al menos tres sectores donde se asentaron ilegalmente los comunarios. “Hay un surtidor y al frente era antes la zona paisajística de Mallasilla, pero hace algunos años vinieron unos comunarios y se asentaron con el argumento de que esas tierras eran parte de una compensación a cambio de otras áreas que ellos estaban perdiendo”, dijo.

Según Melgar, otro punto de loteamiento es el mirador de Mallasilla, donde ya  se realizaron trabajos en el sector para aplanar  y dividir la tierra en lotes para venderlos como terrenos. “Hace dos años aparecieron estos comunarios. La Alcaldía de Mecapaca les puso un cartel, los notificó y  ellos a los 20 minutos sacaron la notificación y siguieron avanzando”, relató.

Un tercer sector afectado se encuentra  frente al Valle de la Luna donde,  pese a que se permitió la construcción de viviendas de forma legal, se dejó un cerro como parte del patrimonio del lugar. “Pero también invadieron el cerro y lo partieron para construir casas y lotes sin ningún documento que los respalde ni estudio de suelos”, sostuvo.

Melgar lamentó que la Alcaldía de Mecapaca “dé autorizaciones a diestra y siniestra” sin tomar en cuenta el riesgo al que se pone a los vecinos.

“Si uno aplana los cerros, los cerros cobran factura como pasó hoy (ayer). Este derrumbe es a causa de estos loteamientos, porque producen movimientos de tierra y filtraciones de agua”, afirmó la representante.

Mario Mantilla, ingeniero especialista en suelos y vecino de Mallasilla,  explicó que otros dos puntos  también provocaron el deslizamiento de ayer,   están ubicados encima del talud que cayó y en estos lugares  se construyeron viviendas y hasta un condominio, también en el sector donde se alzó  un  supermercado, edificio que está precisamente al lado de donde ocurrió el siniestro.

“Hace tres años  se empezó a construir esas casas ahí encima y hace dos años ese supermercado. Cortaron el cerro y movieron tierra. No se realizaron estudios geotécnicos  de suelos y naturalmente eso debió provocar el derrumbe”, afirmó Mantilla.

Respecto al  lugar  donde ocurrió el derrumbe, el subalcalde de Mallasa, Eduardo Campero, dijo:  “Todo el sector es tuición de Mecapaca, que no prevé  estudios de suelos y los protocolos que deben seguir. Hace dos años había denuncias de loteamiento, pero ahora no tenemos loteamientos en el sector”.

 El Alcalde de Mecapaca  culpó a la Alcaldía paceña por estos asentamientos. “Ellos aprueban y los vecinos nos culpan a nosotros. Claro que hay derrumbes si la Alcaldía de La Paz autoriza estos asentamientos, son zonas geológicas inestables”, afirmó.

 

2
7

Otras Noticias