Cabos de cuatro patas, los otros héroes

El fin de semana, junto a sus guías, los perros Max y Miky ayudaron en los trabajos de rescate.
jueves, 07 de febrero de 2019 · 00:17

Verónica Zapana S.  / La Paz

En las labores de rescate del deslizamiento  del fin de semana en el tramo Yolosita-Caranavi, en el departamento de La Paz, no sólo trabajaron arduamente los  humanos, sino  también    canes. Al lugar de la tragedia acudieron  “cabos de cuatro patas”   para encontrar  a las víctimas. Los perros fueron trasladados por  sus guías. 

“El sábado estaba de servicio. De pronto recibimos la llamada de emergencia  de Caranavi por la radio e inmediatamente decidí enviar a dos guías con sus canes y un policía que era el conductor”, relató el subteniente Oreste Caballero del Centro de Adiestramiento de canes Cabo Villanuevo Sánchez Cerro, ubicado en Obrajes.

Max,  guiado  por el suboficial David Uchani,  y Miky,  que es cuidado por el policía Jimmy Atahuichi,   fueron trasladados al lugar de la tragedia.  Los dos perros son de la  raza labrador.    

Caballero acotó que  para esa labor se escogió a los dos canes  especialistas en rastreo de personas, pero fueron sin casco y rodilleras, implementos que deben tener para esa labor.

Foto: Víctor Gutiérrez / Página Siete

  En el centro hay  48 canes,  sin contar los  cachorros, con  distintas especialidades: rastreo de personas, de  muertos,    desaparecidos,   explosivos,   divisas y   búsqueda  de narcóticos.
 
Caballero explicó que luego de dos días de arduo trabajo, los dos perros fueron reemplazados por can sargento Píter y su guía, Pascual Casilla, y la can cabo Dulce,  guiada por Ariel Paucara.

Max, el golden que encontró  el cuerpo de una  maestra

“Cuando llegamos al lugar, lo primero que vimos fue la desesperación de los que buscaban a sus familiares. Por eso,  actuamos inmediatamente.  Max,  el can de color dorado   al que yo guío,  es  especialista  en  la búsqueda de personas”, dijo    el  suboficial David Uchani.

Orgulloso de la labor de rescate que realiza junto al can, el policía  aseguró que Max     encontró  el cuerpo de  una  maestra que fue sepultada por el deslizamiento. “Cuando halló el sector donde estaba el cuerpo, él comenzó a escarbar con sus patas en el suelo y hundió más su hocico. Eso es signo de que  en ese lugar había un cuerpo”, relató.

En ese momento se  dio la alerta y  la gente empezó a escarbar  la tierra con sus manos y así se encontró el cuerpo. “Pese al llanto de la gente por la muerte de su ser querido,  sentimos  un alivio por encontrar   a  la víctima”.

Aseguró que durante los tres años que Max está junto a él, siempre   juega con el can   luego de  un  trabajo exitoso, y   ese momento no fue la excepción. 

“Saqué su pelota y, en medio de la tierra,  Max  jugó, pese al cansancio”, contó.  
 

Foto: Víctor Gutiérrez / Página Siete

Miky, el can que, sediento y cansado, buscó a personas

Juguetón y activo, así se veía ayer Miky, el can cabo que el pasado fin de semana fue a rescatar  personas  al sector  Puente de Armas de Yolosita-Caranavi, donde ocurrió el deslizamiento.  El lunes  volvió cansado y sediento tras su  labor.

“Por lo general, él toma agua cada dos horas de trabajo, pero esta vez no tomó una gota de líquido durante más de cuatro horas”, cuenta su guía, el policía Jimmy Atahuichi.

Dice   que el can ya lo acompaña un año y medio. “Llegó aquí (al Centro de Adiestramiento)  porque  la   familia que lo cuidada  se iba de La Paz”, recuerda.

No es la primera vez que trabajan juntos.  Según Atahuichi, la tragedia en Caranavi fue uno de los hechos más duros que vivieron. “Estábamos muy cansados, llenos de tierra y lodo”, dice el policía, y asegura que jamás olvidará ese momento.

Luego de dos días de arduo trabajo, Miky llegó a La Paz sucio y enlodado. “Lo bañamos inmediatamente”, dijo Atahuichi. Añadió que ahora esperan la orden para volver  al lugar y apoyar en la búsqueda de personas. “Sabemos que hay desaparecidos”, comenta.

 

 

46
1

Otras Noticias