Un feminicidio y dos casos de violencia extrema marcan en el Día de la Mujer

Una extranjera denunció que fue víctima de violación en reiteradas oportunidades por policías en la carceleta de Rurrenabaque (Beni). Otra joven fue víctima de explotación sexual por su esposo en El Alto.
sábado, 09 de marzo de 2019 · 00:53

Página Siete  / La Paz

 Una joven de 16 años fue asesinada por su pareja en Pando,  una mujer denunció que fue violada en reiteradas oportunidades  por policías que resguardan la carceleta de Rurrenabaque (Beni) y una mujer fue rescatada luego de sufrir explotación sexual y laboral por su esposo en El Alto. 

Los tres casos se conocieron ayer, cuando se recordaba el Día Internacional de la Mujer, justo cuando miles de mujeres salieron a las calles para gritar: “Basta de violencia, basta de abusos y desigualdad”.

Shaden C. C., una adolescente de 16 años,  fue asesinada por su pareja  en   una casa de comunidad de El Sena del departamento de  Pando.  La Policía encontró ayer el cuerpo de la víctima.

 Según un reporte  policial,  la muerte de la joven fue provocada por  asfixia mecánica. “Ella fue encontrada recostada sobre su cama con hematomas visibles en la región del cuello”. 

El joven agresor, quien tiene  la misma edad de la víctima,  se encuentra aprehendido y fue puesto a disposición del fiscal de materia en el municipio de Puerto Rico, Ariel Hinojosa.

 De acuerdo  al policía que atendió el caso, el acusado  reconoció que cometió el delito y dijo que asesinó a  la joven por celos.  Antes, el agresor intentó ocultar el crimen y montó un escena para que las autoridades crean que la  víctima se quitó la vida, según  un reporte del periodista Israel Gutiérrez.
 

Violación en la cárcel

  En el  segundo caso se  revela la historia de una mujer de nacionalidad brasileña que denunció que fue  víctima de violación en reiteradas oportunidades por varios  policías que resguardan la carceleta de Rurrenabaque (Beni). La víctima contó que   producto de los vejámenes quedó embarazada, pero fue inducida a abortar. La denuncia fue realizada ayer  por  el  senador opositor, Yerko Núñez.

 “(La víctima) denuncia de que hay policías que entran a su celda y la violan, desde el jefe hasta el último sargento de la Policía la están violando, inclusive que le ponen un revolver en la cabeza y así es que logran violarla (…) Inclusive la han hecho abortar, le han dado pastillas, porque ella estaba embarazada, ella  tiene 21 años”, dijo  Núñez, ayer en una conferencia de prensa. 

Según la denuncia, la víctima  se encontraría recluida desde hace un año acusada por el delito de robo, presuntamente con una sentencia ejecutoriada de tres años de prisión aunque en la Fiscalía de Rurrenabaque se desconoce este caso. 

 “Me ha tapado de mi boca y me ha violado, no sabía cómo correr, gritar, porque no había nadie para pedir ayuda”, contó  la mujer en un video sobre la violación de uno de sus agresores. “Me han embarazado una vez y me han dado para abortar”, continúo.

La víctima relató  que en una ocasión llegó otra mujer extranjera, de nacionalidad inglesa, a quien pidió ayuda para denunciar el hecho en la Fiscalía, pero que en esa instancia no se aceptó la querella  por falta de pruebas.

El legislador indicó que entregó una nota y el video  con el testimonio de la víctima a la Embajada de Brasil para que se tome conocimiento del caso y se proceda con las diligencias para salvaguardar los derechos de la ciudadana extranjera. Se envió  también una carta al fiscal Orlando Aramayo para que tome previsiones legales para restaurar los derechos de la mujer además de realizar seguimiento a la situación de otras mujeres recluidas.

Núñez anunció además que  se solicitará una petición de informe al ministro de Gobierno, Carlos Romero, para que por medio de él la Policía   brinde información sobre este tema e investigue el caso.

 

 Explotación sexual en El Alto 

 La Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen  (FELCC) de La Paz aprehendió a William Ch. (23 años),  acusado de someter a su pareja, Ivanesa Y. A. (20), a explotación sexual y laboral.

Según el reporte policial, el acusado y la mujer entablaron una relación sentimental en Roboré (Santa Cruz), lugar de origen de la víctima. Hace unas tres semanas, el agresor trajo a    la víctima y a su bebé  a la ciudad de  El Alto, donde las  encerró en una  casa, en la zona Los Ángeles.

En ese lugar la víctima no sólo fue encerrada sino también  estuvo incomunicada y aislada de la sociedad. El acusado sometió a la joven a  agresiones sexuales, físicas, psicológicas. “La mantenía en estado de servidumbre e inanición”, informó la Policía.

 

 

7
100