Madres por decisión, luego del éxito y la realización profesional

Después de cumplir sus metas profesionales y realizarse personalmente, tres mujeres exitosas asumieron el desafío de la maternidad. Aquí, sus historias.
lunes, 27 de mayo de 2019 · 00:00

Página Siete  / La Paz

Nadia Diab cumplió muchas metas:  estudiar, trabajar, realizarse como  profesional y persona. Hoy   está embarazada de seis meses y espera con emoción  la  llegada de su primera  hija. Ella, como  otras mujeres exitosas, decidió el momento de ser mamá.

Estudió  en Estados Unidos y trabajó en España. “En esos países, la mentalidad es diferente. Ahí la maternidad se posterga”,  comentó al comparar el criterio tradicional de muchas mujeres en América Latina, donde  formar una familia “es lo primordial”.

Antes de ser madre, Nadia quería   cumplir sus sueños.  “Tenía que  cumplir muchas metas y felizmente lo hice”, explicó. Después de la licenciatura, Diab estudió diplomados y maestrías. Trabajó  además en el exterior y conoció otras culturas.

Hace dos años, a los 40,  sintió que ya había cumplido varios objetivos y se preguntó: ¿qué más? Había llegado el momento de ser mamá y ella estaba preparada. “Fue una decisión muy bien pensada porque es muy importante. He decidido correr ese riesgo conscientemente. El ser mamá  es un desafío muy grande, que ahora me toca cumplir”.

Sabía del riesgo, pero no sabía que iba a encontrarse con galenos indolentes.  “Un médico  me dijo: ‘Usted ha esperado mucho tiempo’; pero sentí que era un diagnóstico apresurado, por lo que decidí esperar”, contó.

Después de nueve meses quedó encinta. Ahora tiene un embarazo de seis meses y espera a  una  niña que  llamará Mía.

El embarazo tampoco es sencillo.  “Sí, es un milagro, pero no es fácil”. “Es que la sociedad y las mujeres te dicen sólo lo bonito del embarazo, pero no te dicen la realidad, que la pasas tres meses vomitando, que te sientes pesada, que puedes tener insomnio, que tus pies se hinchan y cambia tu cuerpo”,  comentó.

Nadia  Diab lleva un embarazo de seis meses  y espera una niña que se llamará Mía. 
Fotos: Víctor Gutiérrez /  Página Siete.

 Dulce: “Me llegó el momento”

 Dulce  tiene  35 años y cuando se enteró de la noticia de que esperaba un bebé sintió mucha alegría aunque también temor.

“Decidí ser madre porque considero que cumplí con todo lo que quería hacer durante mis años mozos. No es que piense que ya no soy joven, pero  considero que  logré las metas que me había planteado en  mi década de los 20, como terminar una licenciatura, ganarme una beca para un posgrado, viajar y conocer otros países, además  de conseguir  un trabajo estable”, dijo.

Ella sintió que era el momento perfecto para vivir la experiencia de la maternidad. “Es  como una revolución que se vive desde adentro y  que te confronta contigo misma, porque es una gran responsabilidad y a la vez te llena de un amor infinito e incondicional hacia el hijo que crece en el vientre”, explicó.

Manuela: “Ahorré para mi hijo”

 Manuela también sintió que ya  era momento de ser madre. Tiene 39 años y ya lleva  cuatro meses de embarazo. “Cumplí con todas mis metas y logré estabilizarme económicamente. Hace 10 años decidí ahorrar para darle todo a mi hijo”, relató.

Contó orgullosa que el año pasado terminó una maestría y  en los últimos años visitó  Francia, España, Alemania, Italia y México. “Muchos familiares me decían que me apure para ser madre, que luego es difícil, pero yo pensaba y pienso diferente. Creo que una mujer no debe postergar sus sueños por la maternidad, que una tiene la libertad de elegir a qué edad y en qué momento quiere ser mamá”,  indicó.

     Manuela  sabe de los riesgos de la maternidad a su edad, pero confía en los avances de la medicina. “Es una decisión que he tomado con toda la información necesaria”, dijo.

La opinión médica

  Según el ginecólogo del Centro Vida Luciano Gutiérrez lo ideal es que la mujer quede encinta  antes de los 35 años, pero en los últimos años se ha visto que las mujeres están postergando la maternidad  y quedan embarazadas  a partir de los 35.

“Hay embarazos a los 38, 40, 42 e incluso 53 años,  esos se denominan ‘tardío’,  por lo tanto la vida de la mujer y del bebé corren más riesgo”, comentó.

Según  el ginecólogo el embarazo a esa edad no es fácil. Muchas mujeres no pueden concebir por distintas circunstancias, una de ellas puede ser la edad, dijo.

“Primero peregrinan por diferentes especialistas, no sólo en el país, sino también en el exterior”, remarcó y aseguró que  en algunos casos esperan  hasta 10 años. Realizan diferentes tratamientos de reproducción asistida y al final el 50% de las que buscan un embarazo logran tener sus bebés.

De acuerdo con el especialista, en el país  se realiza un tratamiento denominado crioconservación de óvulos, lo que significa el congelamiento de los óvulos. “La mujer puede almacenar sus óvulos a una edad y ese óvulo se conserva con esa edad, cuando la persona decide tener a su bebé, se saca el óvulo y se le coloca para que se embarace”, concluyó.

44
10

Otras Noticias