Sin conseguir justicia, muere Teodosia

Hace dos años le detectaron cáncer de vesícula. Le cobraron 8.000 bolivianos por su tratamiento en una clínica privada, pero las sesiones eran en un hospital público. Su denuncia permitió destapar una red de tráfico de pacientes.
viernes, 21 de junio de 2019 · 11:25

Página Siete Digital / La Paz

Teodosia Sonko, la mujer que con su denuncia destapó una red corrupción y tráfico de pacientes entre el Hospital de Clínicas y el Obrero, falleció ayer en la tarde en el Hospital gastroenterológico. Hace dos años le detectaron cáncer de vesícula. Ella fue víctima de la red encabezada por el radioncólogo Aldo Q., quien recibía a personas particulares en su consultorio privado y les ofrecía servicios de tratamiento de radioterapia con equipos modernos, pero terminaba haciéndoles el tratamiento en el Hospital de Clínicas y con equipos del Estado.

A Teodosia le cobraron 8.000 bolivianos por su tratamiento contra el cáncer, luego ella descubrió que realizaba las sesiones de radioterapia en un hospital público, donde se pagaba un costo menor. Cuando ella pidió facturas y su historial clínico, el médico se negó a entregar los documentos y suspendió el tratamiento.

Tras la injusticia, denunció los cobros irregulares ante las autoridades y así se destapó hace más de un año la red de corrupción y el tráfico de pacientes en el Hospital de  Clínicas y el Hospital Obrero. A inicios de este año el médico Aldo Q. fue beneficiado por la justicia con detención domiciliaria.

"Ella se fue y me ha dejado en llanto, con pena. Yo pido justicia, que se haga justicia pido a la fiscal, al juez que están a cargo del caso. El doctor responsable esta con arresto domiciliario, queremos que este mal médico pague su culpa en prisión", dijo el esposo de Teodosia, Valeriano Ruffo.

"No vivimos aquí, de eso se ha aprovechado este mal médico, nos ha visto que somos gente del campo, por eso nos ha hecho esto. Si hubiera sido otra gente 'importante', autoridades nacionales, funcionarios, diputados, él estaría preso, pero como se trata de gente humilde, del campo, con qué favoritismo esta fuera del penal", cuestionó con impotencia.

Hace una semana, Teodosia contó que su salud se deterioraba cada día y por eso necesitaba de forma urgente que le entreguen su historial médico y los resultados del tratamiento de cáncer que supuestamente recibió por Aldo Q. A un año del caso, ella no recuperó su historial ni el dinero que entregó al médico y el cáncer hizo metastasis dañando otros órganos.

Teodosia de 53 años, madre de cinco hijos y víctima del tráfico de pacientes será velada y enterrada en la comunidad de Pasto Pata en Sud Yungas.

16
311