Policía incautó medicamentos falsificados en Bolivia valuados en más de $us 2 millones

Aún no hay la lista de los medicamentos falsificados que fueron confiscados.
viernes, 28 de junio de 2019 · 20:57

ANF

Los medicamentos falsificados secuestrados en diferentes operativos en el país tienen un valor que supera los más de $us 2 millones en productos químicos, fármacos y maquinarias confiscadas, informó este viernes, el jefe de la Unidad de Corrupción Pública de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC), mayor Luis Fernando Guarachi.

“Hasta la fecha, hemos hecho ocho operativo y secuestrado más de $us 2 millones en medicamentos, insumos, maquinaria, imprenta, productos químicos y envasadoras que se utilizaba para fabricar fármacos adulterados”, afirmó el jefe policial.

Guarachi remarcó que no hay una cantidad específica de los medicamentos adulterados que fueron decomisados en los diferentes operativos que se desarrolló a nivel nacional, principalmente en la localidad de Desaguadero, donde en marzo se desbarató un clan familiar que suministraba los fármacos a diferentes mercados y hasta una clínica de la urbe paceña.

Por ese delito dijo que hay 18 personas cauteladas y al menos 30 más que están siendo investigadas por sus nexos con la organización criminal.

Agregó que una vez finalizada la investigación por el caso de medicamentos falsos, se cuantificará el total de mercancía confiscada y luego se procederá a su destrucción. Sin embargo, aclaró que los productos están bajo resguardo del Ministerio Público y la FELCC.

“Una vez que termine los plazos procesales de la investigación se dará a conocer la lista de los medicamentos falsos y la cuantificación, antes no se puede porque son utilizados como evidencia en el juicio y tiene un tratamiento especial”, comentó.

El efectivo dijo que si bien, los operativos continúan, se constató que menos personas se dedican a comercializar medicamentos en mercados, puestos de venta o tienda. Agregó que se evidenció que en lugares como La Tablada (La Paz), calle Tihuanacu (El Alto), donde era común la venta de los fármacos, ya no existe esa actividad porque “ahora se cuidan o ya no se dedican a la comercialización de los medicamentos”.

El representante de la Cámara de la Industria Farmacéutica Boliviana (Cifabol), Víctor Hugo Ayllón, pidió a la Agencia estatal de Medicamentos y Tecnologías en Salud (Agemed) y los Servicios Departamentales de Salud (Sedes) hacer inspecciones permanentes y eficientes para erradicar la venta de fármacos ilegales que afectan a las industrias legalmente establecidas.

“Nos vemos perjudicados porque los Sedes en diferentes departamentos no actúan de una manera correcta y abundan las farmacias ilegales. Los legales somos sancionados”, manifestó.

Contó que si bien, en los últimos meses se redujo el número de los comercializadores ilegales, los operativos deben continuar en todo el país.

“Han dejado de operar, pero no implica que esto vaya a terminar”, dijo.

Mientras que la directora de la Agemed, Patricia Tames, resaltó que los operativos e inspecciones en busca de fármacos adulterados continuará a nivel nacional.

3
1