Invierten en obras para reducir de 36 a 29 las zonas de riesgo

Con los recursos, la comuna ejecuta 39 proyectos de estabilización y prevención en zonas como Las Lomas de Achumani, Cota Cota y Villa San Antonio, entre otras.
miércoles, 05 de junio de 2019 · 00:04

Luis Escobar  / La Paz

La Alcaldía de La Paz invierte  140 millones de bolivianos para reducir de 36 a 29 los sectores de muy alto riesgo de la ciudad. Este dinero es destinado a la ejecución de proyectos de estabilización y prevención en siete  áreas.    
 
“Teníamos un mapa de riesgos del año 2004, luego se ajustó al 2011 con 36 sectores de muy alto riesgo. Proyectamos  una nueva actualización apenas concluyamos las 39 obras que  están   en plena ejecución en diferentes sitios de la ciudad de La Paz. Por lo menos unos siete sectores serán los que saldrán de la categoría muy alto riesgo; y quedarían 29”, aseguró a  Página Siete   el secretario municipal de Gestión Integral de Riesgos, José Pacheco.

Con  los 140 millones de bolivianos, la  comuna  ejecuta   39 obras en  los sectores de alto riesgo:  Francisco Bedregal-Cancha Fígaro, Villa Armonía- IV Centenario Germán Jordán, calle 29, Las Lomas de Achumani (Huancollo, Huantaqui), Cota Cota (de calle 28 a la 35), Octavio Campero y Villa San Antonio (todas las OTB del Distrito 15). 

Los recursos  para la ejecución de estas obras  se consiguieron  gracias a la primera parte del programa “Bonos Municipales” que se colocaron  en la  Bolsa Boliviana de Valores (BBV) y se agotaron a los pocos minutos. 

Pacheco sostuvo que  en la actualidad  llevan adelante una evaluación de todas las obras y un análisis técnico a detalle de los resultados de todos  estos trabajos. “Eso no significa que hoy terminemos las obras y mañana estos sectores ya estén estables. Debemos esperar de uno a cinco años hasta que los suelos se estabilicen”, añadió el técnico. 

 El funcionario edil explicó que los estudios anteriores fueron  realizados  a una escala de 1:25.000 que permitían ver el grado de riesgos por zonas. Sin embargo, con la actualización y la tecnología, el especialista  adelantó que se  determinará  el riesgo “por predios”. 

“En algunos sectores -con todas las obras que hemos implementado-  bajará  el grado de riesgo y en otros es muy probable que se incremente. Y   tendremos  el nuevo mapa de riesgos  para las gestiones 2021 y 2022”, sostuvo. 

La actualización de este instrumento fue también  anunciada por el alcalde de La Paz  Luis Revilla. Recordó que en 2011 la Secretaría de Riesgos de la comuna  hizo el estudio de los mapas de riesgo que identificó  36 zonas de alto riesgo en la ciudad. Añadió que ahora este trabajo está camino a la actualización. “Estamos realzando inversiones muy grandes para garantizar la estabilidad de estas zonas consolidadas hace muchas décadas”, afirmó. 

Por ejemplo, el Gobierno Municipal de La Paz lleva adelante la construcción de pilotes y un embovedado en las zonas de Huantaqui, Huancollo y Las Lomas del macrodistrito Sur. 

 La primera obra de estabilización es la construcción de 70 pilotes en las calles 2, 5 y 7 de la zona  de  Huantaqui. El segundo proyecto consiste en el embovedado de hormigón armado del río que pasa por la zona de Huancollo. Y el tercer trabajo  es la  edificación  de pilotes para estabilizar el sector de Las Lomas.

Esta semana la Alcaldía comenzó la construcción de 1.900 metros de  canalización de  los ríos Irpavi y Achumani, desde el puente Calacoto aguas arriba por  30 millones de bolivianos.
 

Mapa de  riesgos

 El Gobierno Municipal de La Paz  presentó  el mapa de riesgos para que la ciudadanía conozca cuáles deben ser las medidas de  prevención para evitar desastres.  

68 Inmuebles colapsaron el 30 de abril en el deslizamiento de San Jorge-Kantutani. El problema se originó porque la zona se levantó   sobre un antiguo botadero, por  las  construcciones en altura y las  filtraciones de agua.

61Predios de la zona Huanu Huanuni cayeron en enero del año  2011 porque se llevaron adelante construcciones en un terreno de alta pendiente. Pese a  que la zona es de muy alto riesgo,  los asentamientos retornaron al lugar.

1
2