Alcaldía identifica 40 zonas rojas del comercio ilegal e impulsa plan

La Dirección de Mercados realiza controles sostenidos en esas áreas. Según la comuna, gracias a ese trabajo se redujo la cifra de ambulantes de 20.000 a 14.000.
sábado, 03 de agosto de 2019 · 00:04

Luis Escobar  / La Paz

El Gobierno Municipal de La Paz identificó al menos 40 calles, avenidas y plazas de la ciudad que son invadidos por el comercio informal. En estos espacios, la comuna  lleva adelante un plan de control permanente que ha logrado reducir 6.000  puestos ilegales.

 “La Dirección de Mercados trabaja en un plan de reordenamiento que priorizó algunas áreas de diferentes macrodistritos donde hay una  concentración y crecimiento ilegal (del comercio informal). Realizamos este trabajo  desde mediados del año 2018 con dos grupos operativos que fueron reforzados con personal”, informó  la directora de la entidad, Paola Valdenassi.

Las áreas de mayor afluencia de puestos ilegales están  en los macrodistritos Centro y Max Paredes. En el centro paceño se priorizó las avenidas Camacho, 16 de Julio, Mariscal Santa Cruz, la pasarela de la Pérez Velasco, las calles Potosí, Mercado, Comercio, Murillo, Centenario y adyacentes.  En Miraflores  las prioridades son  la avenida Busch, la plaza Villarroel y  las calles adyacentes como Díaz Romero y  Panamá.

En el macrodistrito Max Paredes se identificaron la plaza Garita de Lima, las calles  Tumusla, León de la Barra y  Reyes Cardona. A la lista se suman Vicente Ochoa, Eloy Salmón y la avenida  Buenos Aires.

En el macrodistrito Cotahuma se vigilan las plazas España y Abaroa; las calles  Boquerón, Zoilo Flores y  Luis Lara. “Son lugares que si bien hay concentración permitida de comercio, hay incumplimiento en los horarios autorizados”, dijo la funcionaria.

En Periférica, los puntos decontrol son:  la avenida Las Américas, la Terminal de Minasa, las calles Arapata, Alto Beni, Ocobaya y  Puente Villa. Mientras que en la zona Sur son: las avenidas Ballivián, Montenegro, los ingresos a Irpavi y Achumani. 

Según Valdenassi, en esta zona se registra un fenómeno diferente que en el resto de la ciudad, ya que los vendedores  usan vehículos. “Se estacionan en una esquina, abren sus puertas y comienzan a ofrecer sus productos. Por eso, nosotros priorizamos el control con la Guardia Municipal de Transporte”, aseguró. 

En San Antonio,  los funcionarios realizan  operativos en el Cruce de Villas, las calles aledañas al mercado Kollasuyo, la avenida  Ciudad del Niño y cerca del  Hospital Luis Uria. 

“No sólo realizamos el retiro de los comerciantes ilegales,  sino revisamos  el cumplimiento de las patentes de autorización. Por ejemplo, verificamos que cumpla con el rubro de venta, la superficie que ocupe, los horarios.  En algunos casos, hacemos el retiro de artículos que estén en sitios con exceso o  incumplan horarios. A los infractores se les puede iniciar procesos”, afirmó.

Los resultados

 Con el proceso de reordenamiento, la Dirección de Mercados identificó una disminución de comercio ilegal que varía según los macrodistritos. 

“Registramos 31.000 gremiales con autorizaciones otorgadas por el gobierno municipal. Pero, en el control observamos que hay una presencia de 20.000 vendedores ilegales y (tras los controles)  vimos una disminución del 30%”, dijo  Valdenassi. Es decir, que desde  2018, se habría  reducido el comercio informal a 14.000 vendedores ilegales. 

“Esto se va  disminuyendo y aumentando según las fechas festivas. Por ejemplo, hay un crecimiento desmedido al llegar a las fiestas de fin de año, Carnaval, entradas folklóricas. En estos días puntuales se presenta  un incremento de forma eventual” dijo. 

Pese a los trabajos y operativos sostenidos en las diferentes zonas de la ciudad,  los comerciantes ilegales se desplazaron a espacios aledaños a las áreas donde se  ejecutan los controles.

Ante esa situación,  Valdenassi indicó que actualizan el plan de trabajo.   “Luego de  los controles, observamos un fenómeno, el comerciante ilegal tiende a expandirse a otros lugares donde no priorizamos los operativos”, explicó la funcionaria.

Otro fenómeno es el comercio informal que colma  las avenidas  Mariscal Santa Cruz y 16 de Julio del centro paceño durante las noches. Los comerciantes sacan ropa y  exponen  sus productos como en supermercados. “Consideramos hacer   controles en diferentes horarios según la necesidad. Comenzamos desde las 18:00 hasta las 21:00, pero los vendedores salen  después de esas horas. Desde julio salimos desde las 20:30”, concluyó.

 

 

6
1