El fuego azota 3 zonas y ahora se combaten los incendios de noche

El Gobierno informó que hoy llegan los tres helicópteros de EEUU, que buscarán controlar las llamas en Concepción que se extienden lentamente.
lunes, 09 de septiembre de 2019 · 00:54

Verónica Zapana S.  / La Paz

El fuego aún azota tres áreas cruceñas y  el Gobierno cambia de táctica  para combatirlo por la noche. Anunció que los tres helicópteros que llegarán hoy a  Bolivia trabajarán en Concepción.

El Ministro de Defensa, Javier Zavaleta, aseguró ayer que se tiene tres lugares donde el incendio está complicado. El primero está ubicado  al suroeste de San Matías, donde las llamas  están “descontroladas” aunque no hay   comunidades en riesgo.

  El segundo está al  norte de Concepción a la altura de  las comunidades de Campamento y Tierra Hermosa donde el fuego llega a cercanías del municipio de San Martín. “Ese es el fuego más extenso. Tiene casi 40 kilómetros de largo,  pero avanza por debajo y  de forma lenta.  Sus llamas alcanzan un metro  o metro y medio”, puntualizó.

El tercero está a unos 50 kilómetros  de Concepción. “Ahí  el fuego  está concentrado y es  bastante grande”, explicó   la autoridad en una entrevista con la red de  medios estatales.

“Se hace el monitoreo  porque hay comunidades que están cercanas. Si es necesario las evacuaremos. En ese punto existe el mayor contingente de bomberos, voluntarios, médicos y otros”, subrayó. 

A ese lugar también  se desplazarán los tres  helicópteros que llegarán hoy por la noche de Estados Unidos (EEUU). “Aunque el contrato se hizo con una empresa de Canadá, los helicópteros son ensamblados en EEUU. Estos llegarán  (hoy lunes) por la noche para realizar tareas de mitigación”, añadió.

La autoridad confía  que con esa labor y los equipos de apoyo se controlará el incendio   en tres o cuatro días. “Estamos concientes de que los incendios son  fuertes, pero podemos controlarlos”, remarcó.

Zavaleta  también mencionó que se ha cambiado de táctica y ahora se combatirá al incendio por la noche. Ya se instalaron 14 campamentos.

“Hemos tomado la decisión de iniciar operaciones nocturnas por tierra”, dijo Zavaleta a tiempo de explicar que por eso ahora las brigadas saldrán con comida y equipamiento para tres días y puedan   acampar en el lugar.

Indicó que estas brigadas caminan todo el día para llegar al lugar y además duermen y  por la noche  trabajan para mitigar el fuego. “En la noche el fuego  disminuye  y se puede apagar con mayor  facilidad,  en cambio al medio día, las llamas  alcanzan su máximo esplendor y es  difícil de combatir”, especificó.

De acuerdo con el comandante en Jefe de las Fuerzas Armadas (FFAA), Williams Kalimán,  ya se instaló un campamento en  Puerto Suárez, cerca de la región del Mutún, para evitar el rebrote de incendios en  el parque  Otuquis.

También se instaló otro contingente de efectivos en  Roboré,  en las comunidades de Quedema y Lajas. El  último  está cerca a  Santa Teresita, lugar donde el fuego aún está activo.

En  el municipio de Concepción se instalaron  los campamentos en las comunidades de Urkupiña, Paraíso, Palestina, Limoncito Sur, Villanueva y Santa Mónica. Así también en el municipio de  San Ignacio de Velasco en las regiones de San Martín, Campamento, San Joaquín y Tierra Hermosa.

   La decisión fue asumida porque para ingresar a algunos sectores donde se avivaba el fuego se demoraba más de seis horas, por falta de caminos.  Se tenía que ir  a pie y si se entraba por vía aérea no habían bomberos expertos para bajar en rapel.

Hasta hoy son  más de 40 días de incendio y   el fuego ya arrasó  1,7 millones de hectáreas en  la Chiquitania. Aún persisten 1.000 focos de calor que  no fueron sofocados pese al arduo trabajo que realizan las diferentes instancias gubernamentales,    bomberos, voluntarios y otros.

Zavaleta sostuvo  que   las brasas  no son  como se las  muestra en las redes sociales. “Es un incendio de llamas bajas  (...)  y por cuestiones físicas el fuego avanza muy lento”, aclaró. 

Además,  según la autoridad   el “fuego es rastrero” , ya que  se expande  por el suelo. “Por eso es que no hay grandes bosques  del norte  afectados de forma directa,  pero sí al sur”, detalló el Ministro de Defensa.
 

 

2
17