Lluvias dejan al menos 11 vías intransitables, según la ABC

El Tipnis es otra de las zonas afectadas, pero la ayuda llegará cuando baje el nivel del agua de los ríos, así lo solicitó el cacique de la reserva natural, dijo Calderón.
martes, 25 de febrero de 2020 · 00:06

Beatriz Layme / La Paz

Las lluvias, según el  reporte de transitabilidad de la Administradora Bolivia de Carreteras  (ABC), dejaron  11 carreteras intransitables. 

En La Paz  se inhabilitaron la carretera a Charazani, Caranavi y Sacambaya por la crecida de ríos. En Puente Villa hay restricción vehicular por la caída de rocas en la vía  a San Buenaventura y  hay corte en la  ruta a Rurrenabaque, por la crecida de ríos. 

En Beni, en la ruta San Javier,  El Cielo y Honolulu se paralizó el tráfico de vehículos, mientras que en Santa Cruz, en la vía Santa Rosa, está cerrado al tráfico. 

Otra vía cerrada y  hasta nuevo aviso es la carretera Santa Cruz- Cochabamba debido a los derrumbes en la zona de El Sillar.

La entidad estatal emite reportes diarios y actualiza la situación de las vías mientras realiza trabajos de reparación.

Municipios afectados

El Ministerio de Defensa ratificó que son 48 los municipios que se declararon  en emergencia por las intensas lluvias. 

“Estamos hablando entre 45 a  48 municipios, son 48 los que están con declaratoria de emergencia”, informó ayer el viceministro de Defensa Civil, Fernando Calderón, a  Página Siete.

La autoridad informó que el viernes el Consejo Nacional de Reducción de Riesgos y Atención de Desastres y Emergencias (Conarade) definió el tipo de trabajo que cumplirán cada una de las entidades en los municipios   afectados.

En el caso de Cochabamba, el departamento  más afectado, se activó el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) departamental que ayer se reunió. “(El COE) dirige la gobernadora  y el brazo operativo para todas las actividades de apoyo son las Fuerzas Armadas, en el caso de Cochabamba está el comandante de la Séptima División, quien coordina todas las operaciones”, explicó Calderón.

En Tiquipaya, municipio de Cochabamba, hay 95 familias damnificadas por la mazamorra que se registró por el desborde del río Taquiña, 25 viviendas sufrieron daños de consideración y otras 18 fueron cubiertas en su totalidad por el lodo y rocas.

“Las familias que han sido afectadas por la mazamorra se encuentran en un coliseo deportivo, Defensa Civil les ha proporcionado frazadas, colchones  y alimentos  para asegurar su subsistencia en estos momentos”, indicó la autoridad.

En  municipios de Santa Cruz, Beni, Chuquisaca y La Paz también se reportaron daños por las lluvias y desborde de los ríos. 

El Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis) es otra de las zonas afectadas. Calderón explicó que el cacique de la reserva se comunicó con el jefe regional de  Defensa Civil, que tiene asiento en Chimoré, para solicitar ayuda.

En Rurrenabaque, donde se registró otra emergencia, se reportó el descenso del nivel de las aguas en los ríos que surcan los municipios de Rurrenabaque y San Borja, según el jefe departamental de la Unidad de Alerta Temprana, Mauricio Suárez.

“En Rurrenabaque rebalsó el río Beni, porque en una noche subió dos metros, pero el agua comenzó a descender lo mismo que en el río Maniqui, del municipio de San Borja”, informó.

En San Borja -según informó- cinco comunidades de la etnia Tsiman fueron afectadas por el desborde del río Maniqui.

Murillo apunta a responsables

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, denunció ayer  que las exautoridades regionales son responsables por los desastres que se registran en el municipio de Tiquipaya, del departamento de Cochabamba.

“Aquí hay una responsabilidad terrible, de la Gobernación y los municipios (...) por hacer política, por mirar a otro lado y permitir que estas cosas sucedan por ganar unos cuantos votos, esto no va más”, informó a los periodistas.

Según informes oficiales, 95 familias fueron damnificadas por la mazamorra que se registró tras el desborde del río Taquiña, en el municipio de Tiquipaya, además que 25 viviendas sufrieron daños graves y otras 18 fueron inundadas por completo.

Murillo aseguró que ese desastre, que se repite por segunda vez en el municipio de Tiquipaya, fue por falta de previsión de las autoridades del Movimiento Al Socialismo (MAS), quienes anularon el Promic, que era parte de la cooperación sueca y no le costaba al Estado.

Explicó que exautoridades de la Gobernación de Cochabamba son responsables también  porque no elaboraron un plan de cuencas.

“Si hubiera un plan de cuencas no hubiera esto, no debería haber esto”, manifestó.

Agregó que la Alcaldía de Tiquipaya también es responsable  por permitir asentamientos en “zonas peligrosas, como torrenteras”, además de dejar que exista avasallamiento, loteamiento y deforestación de esa región. “Esto no puede seguir así, aquí hay que tener una mano muy firme, una mano muy dura en estos temas, buscar a los loteadores, corretear a los loteadores y meterlos presos, porque los loteadores son los culpables de todo este desastre”, advirtió. (ABI)

COE  Cochabamba  se reunió para definir tareas de ayuda.

Las  emergencias 

  • La Paz El subcomandante de la Policía Boliviana, Ronald Suárez, informó ayer que desplegó 60 efectivos para precautelar la seguridad de los vecinos afectados por el deslizamiento en el sector de Kella Kella, zona de Ovejuyo Sur.
  • Tiquipaya El comandante de la Policía, Rodolfo Montero, informó que las labores de ayuda en el municipio de Tiquipaya son reforzadas por bomberos y efectivos militares que llegaron de otras regiones del país.
  • FFAA El ministro de Defensa, Luis Fernando López, informó que 300 efectivos militares más coadyuvarán en las tareas de rescate en las zonas afectadas por la mazamorra producida en el municipio de Tiquipaya, Cochabamba.