En casos de total cuarentena, el protocolo permite abastecerse

Una medida extrema no implica el cierre total de las actividades. Como en Argentina, las farmacias, mercados, supermercados y tiendas funcionan.
domingo, 22 de marzo de 2020 · 00:04

Página Siete y agencias  / La Paz

Según la OMS, una cuarentena significa “la restricción de las actividades y/o la separación de los demás de personas que no están enfermas, pero respecto de las cuales se tienen sospechas, para prevenir la posible propagación de una infección o contaminación”.

 Una cuarentena establece una restricción y no así una prohibición, por lo que no implica el cierre total de las actividades. Como  sucedió recientemente en Argentina, los servicios de emergencia, las farmacias, mercados, supermercados, tiendas de barrio, estaciones de servicio y otros, continúan operando en horarios a definirse, de tal manera que no se produzca un desabastecimiento.
  
En Argentina, y como sucedió en  Italia, España o Francia, los transeúntes deben justificar su presencia en espacios públicos y  es posible salir para hacer   compras, en tiempo breve y respetando las normas de higiene y distancia establecidas por la Organización Mundial de la Salud.

Ante el coronavirus, algunos países tomaron medidas coercitivas , otros sólo emitieron recomendaciones. Además de China, que puso en aislamiento total a la provincia de Hubei, al menos ocho países confinaron a toda su población: Italia, España, Líbano, República Checa, Francia, Israel, Venezuela y Bélgica  que en total cuentan con unos 240 millones de habitantes.

En la mayoría de esos territorios  sigue siendo posible salir para trabajar, comprar productos de primera necesidad o recibir atención médica. A menor escala, algunos países imponen medidas de confinamiento específicas, como Bulgaria, que puso en cuarentena a la ciudad de Bansko, donde se encuentra la mayor estación de esquí del país, o Egipto, que confinó a todos sus empleados del sector turístico en la provincia del mar Rojo. 
 
En Argentina, y pese a la cuarentena, los bancos continúan funcionando. Si bien las sucursales bancarias permanecen  cerradas, hay recarga de cajeros y se mantienen en funcionamiento los sistemas que sostienen los distintos medios de pago electrónicos. También la Bolsa, la plaza cambiaria y otros mercados  operan en forma remota.

La  normativa argentina indica también que las entidades financieras deberán prestar servicios en forma remota.

La provincia china de Hubei y su capital, Wuhan, donde apareció el Covid-19, están aisladas del resto del mundo desde finales de enero . Si bien la cuarentena continúa, desde el 14 de marzo empezaron a disminuirse las restricciones a los desplazamientos.

En Wuhan, epicentro del virus, no se permitieron viajes dentro o fuera de la ciudad, ni siquiera por motivos médicos. Se suspendió el transporte público y se prohibió el paso de autos en las rutas, a excepción de quienes estuvieran trabajando para combatir el virus. Además, se prohibieron las visitas en las residencias, salvo para quienes ayuden a personas mayores o discapacitadas.

Italia sigue siendo el país europeo más afectado por el coronavirus y hay pocas excepciones a su cierre casi total. El 8 de marzo, Italia cerró la región del norte, la más afectada por el virus, y dos días después extendió los controles a todo el país . Sólo se permite viajar por “situaciones laborales urgentes y verificables y emergencias o razones de salud”.

El cierre total de Francia comenzó a mediodía del martes. Las personas tienen prohibido salir de casa excepto para comprar alimentos o artículos esenciales, visitar al médico o conseguir un trabajo certificado como no factible desde casa.  

  Cuatro países recomiendan el confinamiento

 Alemania, Austria, el Reino Unido e Irán  instaron a su población a limitar al máximo sus desplazamientos y los contactos, pero no instauraron medidas coercitivas y al menos seis países o territorios implantaron toques de queda, prohibiendo los desplazamientos a última hora de la tarde o por la noche.

Más de 500 millones de personas fueron instadas por autoridades en todo el mundo a permanecer confinadas en sus casas, para combatir la propagación de la enfermedad del Covid-19.

 En China, la cuarentena continúa, pero desde el 14 de marzo se suavizaron las restricciones a los desplazamientos, para alivio de los más de 50 millones de la  provincia china de Hubei y su capital, Wuhan.

La canciller alemana, Angela Merkel,  recalcó la importancia de mantener la distancia de seguridad entre los ciudadanos, aunque el confinamiento no ha sido decretado aún en Alemania. Por ahora, cada estado alemán puede decidir por sí mismo qué espacios permanecerán abiertos y cuáles no.  

Desde el 1 de febrero, Singapur bloqueó la entrada y el tránsito de personas que habían viajado a China continental durante los 14 días anteriores a esa fecha. Desde entonces, las restricciones se extendieron a quienes visitaron Irán, el norte de Italia o Corea del Sur. 

Aislamiento y  cuarentena 

El aislamiento y la cuarentena son dos estrategias de salud pública comunes que se utilizan para prevenir la propagación de una enfermedad altamente contagiosa. El aislamiento y la cuarentena mantienen separadas a las personas que están enfermas o que han sido expuestas a una enfermedad altamente contagiosa de las personas que no han sido expuestas.

¿Cuál es la diferencia entre el aislamiento y la cuarentena? El aislamiento es una estrategia que se utiliza para separar a las personas que han enfermado por una enfermedad contagiosa de aquellas que están saludables. Éste restringe el movimiento de las personas que están enfermas para evitar la propagación de ciertas enfermedades.

La cuarentena puede ser aplicada cuando un grupo de personas han sido expuestas a una enfermedad altamente contagiosa y peligrosa; cuando hay recursos disponibles para el cuidado de personas en cuarentena, y hay recursos disponibles para    mantener la cuarentena y proveer los servicios esenciales.

 

La OMS  recomienda

  • Bienestar Para cuidarse del estrés provocado por la pandemia, la OMS recomienda mantenerse conectado a los círculos sociales, reducir el consumo de noticias buscando información sólo de fuentes confiables,  y amplificar historias positivas.
  • Estrés  En su informe “Salud mental y consideraciones psicosociales durante el brote de Covid-19”, la OMS destaca que las autoridades de salud pública de todo el mundo están actuando para contener la pandemia;  “sin embargo, esta época de crisis está generando estrés en la población”.
  • Interacción  “Manténgase conectado con su círculo social. Puede mantenerse conectado por correo electrónico, redes sociales, videoconferencia y teléfono”, afirma el organismo  y agrega que “incluso cuando esté aislado, intente tanto como sea posible mantener sus rutinas diarias personales o crear nuevas rutinas”. También se recomienda hacer ejercicio regularmente, mantener rutinas de sueño regulares y comer alimentos sanos.
Más de
9
1

Otras Noticias