Actos de homenaje divididos en El Alto terminan en disturbios

El Ministro de Gobierno denunció que un grupo de personas lanzó un explosivo a uno de los autos de la caravana oficial. Hay al menos cinco arrestados.
viernes, 6 de marzo de 2020 · 01:30

 Página Siete  / La Paz

 En las primeras horas de ayer, familiares y asambleístas recordaron con una misa  a las víctimas de Senkata. Después, la sesión de  la Cámara  de Senadores instalada en esa zona fue interrumpida por protestas, agresiones contra autoridades y una gasificación que afectó a niños de un colegio. Más tarde, la sesión de honor del  Concejo Municipal de El Alto, donde participó la presidenta Jeanine  Añez, terminó en ataques y otra  gasificación.

Así  los homenajes  por los 35 años  de  El Alto  -organizados de forma paralela y separada por la alcaldesa, Soledad Chapetón,  y la presidenta del Senado, Eva Copa- terminaron en fuertes disturbios.  Anoche, hasta las 23:30, el conflicto se trasladó a la avenida 6 de Marzo, donde  varias personas destrozaron e intentaron quemar el palco que fue instalado  para el desfile de hoy. Según reportes de periodistas,  al menos cinco personas fueron arrestadas.  

En  la protesta en Senkata, una mujer reclama a la Policía. 
Foto: Radio Tv Bartolina Sisa

Ayer, desde las 8:00, en la parroquia San Francisco de Asís de Senkata,  vecinos, familiares de las víctimas y  asambleístas (Eva Copa y Omar Aguilar)   participaron en una misa en honor a las personas que perdieron la vida en los conflictos de noviembre.
 
“¡Justicia para mi hijo! No era un terrorista. Era  un estudiante. Se llamaba Beltrán Condori”, se leía en el cartel que sostenía  una mujer  en la iglesia.  Una vez que terminó la misa,  los asambleístas se dirigieron  a la sede social de la zona 25 de Julio, en el mismo distrito, para instalar   la sesión extraordinaria de la Cámara de Senadores.

 Ni bien los vecinos se enteraron de la presencia del senador Óscar Ortiz y otros diputados del oficialismo,   comenzaron a protestar.  Se movilizaron también contra los asambleístas del MAS. 

Policía  gasificó a decenas de manifestantes, ayer en la Ceja.
 Foto:Carlos Sánchez / Página Siete

  Ante la fuerte tensión, el senador Ortiz salió  del lugar rodeado de un contingente policial. “Han venido a tirar piedras donde realizábamos la sesión. Han agredido  a los policías que nos evacuaron e incluso los senadores del MAS han tenido que ser evacuados por las agresiones de estos grupos”,  dijo. 

Con carteles, algunas mujeres vestidas de negro reclamaban a los policías.  “No hay  justicia, no hay nada que celebrar en El Alto”,  gritaban. Los movilizados lanzaron  huevos, tomates y  piedras a los asambleístas y los policías.  Ante las agresiones, los  uniformados lanzaron gases lacrimógenos. 

 “Asesinos”, exclamaron  los vecinos. En el lugar se escuchaban gritos de los niños  del colegio  25 de Julio, que está  frente a la sede social. Muchos pequeños lloraban  por  los efectos de los  agentes químicos.  Algunos profesores optaron por encender fogatas.       

“La Policía ha actuado de forma muy brusca al mandar gases sabiendo que hay un colegio al frente”, reclamó Copa.

 Disturbios

A las 15:30, la tensión se trasladó a la Alcaldía  Quemada (la Ceja), donde se instaló la sesión de honor del Concejo Municipal  con la participación de Añez.

Bajo un estricto control policial y en medio de insultos, la Presidenta llegó a  las 15:45  a la sesión en   el teatro Raúl Salmón de la Barra.  Decenas de personas se apostaron en las dos  pasarelas cercanas al lugar  para protestar contra Añez y los uniformados del Verde Olivo.

 Niños   víctimas del gas lacrimógeno en la UE 25 de Julio. 
Foto: Radio Tv Bartolina Sisa

En el acto, la alcaldesa Soledad Chapetón dijo:  “El  pueblo ha percibido  el respiro de democracia en el país”. Añez ofreció  obras con una inversión de 100 millones de dólares, además manifestó que esa ciudad fue olvidada y postergada. 

Luego de terminar la sesión y cuando la caravana de Añez salía del lugar,  los manifestantes comenzaron  a gritar:  “Asesina, asesina, asesina”. Arrojaron  verduras, huevos,  piedras y basura a los vehículos de la comitiva de la Presidenta. Incluso lanzaron  dinamita. Ante la situación, la Policía lanzó gases lacrimógenos para dispersar a los atacantes. 

Después de la salida de Añez   con escolta, otras autoridades comenzaron a  retirarse de la Alcaldía Quemada. Para abandonar el lugar  la ministra de Medio Ambiente, María Elva Pinckert, y el ministro de Educación, Víctor Hugo Cárdenas,   se pusieron chalecos  antibalas.  Con la ayuda de los uniformados, la ministra de Culturas, Martha Yucra, salió de la sesión.

  Las protestas continuaron y los manifestantes no dejaban de gritar: “Motines”  y atacar a los policías. Los uniformados respondían a las agresiones lanzando gases lacrimógenos.  

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, denunció que en horas de la tarde un grupo de personas lanzó un explosivo a uno de los autos de la caravana que transportaba a ministros que salían de la sesión de honor  en la Alcaldía Quemada.  Indicó que los responsables de estos ataques son  grupos “desadaptados” del MAS. “Tenemos fotografías de las personas que han hecho eso y los estamos buscando y los vamos a encontrar y después no vengan a llorar que hay persecución política”, dijo.

  En la noche,  grupos vandálicos destrozaron e intentaron quemar  el palco  para el desfile de hoy en la Av. 6 de Marzo. En el lugar instalaron además  fogatas.  A las 23:30, el secretario  de Gobernanza de la Alcaldía, Henry Contreras, dijo que gente contratada amenazaba con  piedras y dinamitas.

 

12
82