Ante ley obsoleta, Gobierno usa decretos para “salvar ” los ríos

El Gobierno explicó que en el año 2017 ya se inició un proyecto para actualizar la normativa, pero se estancó por falta de un consenso.
viernes, 6 de marzo de 2020 · 00:04

Wara Arteaga  / La Paz

La Ley del Agua que protege los afluentes y los ríos de Bolivia data del año 1906. Ante esa situación, el Viceministerio  de Recursos Hídricos y Riego informó que utiliza decretos y reglamentos para “salvar” los ríos. El Gobierno explicó además que en 2017 ya se inició  un proyecto para actualizar la normativa, pero  se estancó por la falta de un   consenso entre  los diferentes sectores.

“Si bien se cuenta con la Ley de Agua, tenemos  otras leyes que usamos como herramientas para  realizar esta gestión, lo principal de la esta ley es la distribución, pero eso no  es todo”, dijo la jefa de Planificación Hídrica, Yesenia Romero. Explicó que  ante la antigüedad de la ley, las autoridades  buscan otras herramientas  para trabajar por el buen estado del agua. 

  “Tenemos la Ley de Medio Ambiente 1333, el Decreto Supremo 24716 y el reglamento  en materia de contaminación hídrica, con esos  instrumentos que  tenemos  continuamos  trabajando y actualmente tenemos una propuesta de los límites permisibles de los cuerpos de agua”, agregó.

Además de contemplar la distribución, una Ley de Agua debe incluir  el impacto medioambiental. “Se debe considerar el tema de los ecosistemas y el manejo integral de cuencas. En nuestro plan  nacional consideramos agua, suelo y vegetación que son  importantes para el tema del avance hídrico. Es tan amplio, que no sólo debería aplicarse al abastecimiento,  sino  a la ecología y a  los servicios ecosistémicos que nos da  el agua”, destacó la jefa de Gestión de Riesgo, Melany  Poppe.
 
   En Bolivia, al menos ocho amenazas ponen en riesgo los ríos del  eje del país: La Paz, Cochabamba y Santa Cruz, según  un trabajo de investigación de este medio.  La basura (lixiviados y plásticos),  los desechos hospitalarios, la falta de manejo de cuencas, la deforestación, los residuos de droga (coca procesada), la industria, la contaminación por extracción de áridos y  la minería afectan a los afluentes de Bolivia.

El jueves, Página Siete  presentó el especial  “Ríos bolivianos: SOS”. Este trabajo reveló la situación precaria a causa de la basura y  la falta de atención integral   de los ríos  Katari, el Queca y Taquiña, entre  otros. 

Para atender  este tipo de  situaciones,  la Ley de Agua -aprobada en  el año 1906-  sólo contempla la distribución del recurso para el  riego,  el ferrocarril y  los  canales de navegación para criaderos de peces, entre otros.

“Hemos verificado  que el año 2017 se tenía una propuesta para modificar la Ley de Aguas desde la Dirección de Asuntos Jurídicos del Ministerio de Medio Ambiente. Hay  propuestas de diferentes sectores, como los regantes, pero el tema es multisectorial. Hay  posición e intereses de varios grupos. Este tema aún no se resuelve y no es algo sencillo”, comentó  ayer  Juan Pablo de la Fuente,   viceministro de Recursos Hídricos y Riego.

De acuerdo con la autoridad, la Ley de Agua de 1906 tiene un énfasis sobre la cantidad de  distribución del líquido vital.  “Esta norma   tiene un enfoque cuantitativo y nosotros a través de los reglamentos le damos una mirada cualitativa. Aunque no está establecido en la ley”, sostuvo   De la Fuente.
 
El presidente del Centro de Estudios Ecológicos y Desarrollo Integral  (Ceedi) y miembro de Lidema (Liga de Defensa del Medio Ambiente), Jorge Quintanilla,    explicó   que la  Ley de 1906 respondía a las necesidades de esa época. 

“La norma aborda temas que en ese momento eran cruciales y ahora no existen. Hace un siglo no  se reportaba  la contaminación que ahora hay en los ríos. En esa época  el problema mayor era de abastecimiento y el  uso de los recursos de los afluentes. Hoy  las preocupaciones son el abastecimiento, uso y contaminación de ríos”, sostuvo  Quintanilla.  

Con el crecimiento de la población -explicó- aumentó la  demanda de agua para el  uso agrícola y minero, además para el consumo. Pero,   la oferta no mejoró. “Una nueva normativa debería definir   un equilibrio entre oferta, demanda y  mantenimiento de la calidad de agua”, sentenció.

Según Romero,   los casos de  contaminación por actividades mineras se registran en los departamentos de   Potosí y Oruro. “En Santa  Cruz se reporta  el tema de los  plaguicidas en el río Piraí, pero el  grado de  afectación  es menor  en comparación de otros”, concluyó.

Protección del  agua

  • Medio Ambiente  La Ley 1333 de Medio Ambiente, de 1992, contempla la protección del recurso   agua. Tiene cinco artículos.
  •  Artículo  36  Indica que la protección y conservación   del agua es  una tarea fundamental del Estado y la sociedad. 
  • Artículo  37  Dice que la protección del agua  es de prioridad nacional.
Más de