Más jóvenes llegan a las UTI y se desata una crisis por el oxígeno

Especialistas dicen que el 60% de las camas de UTI son ocupadas por pacientes de 40 a 50 años. En la Llajta trasladan enfermos por falta de oxígeno.
miércoles, 19 de mayo de 2021 · 05:30

Luis Escobar / La Paz

Hace dos semanas,  Cochabamba requería una tonelada y media de oxígeno  diario;   hoy necesita  tres y la demanda va en aumento por el ingreso de  la tercera ola de la Covid-19. En Santa Cruz,  los familiares de los pacientes van en busca de tanques,  mientras que en La Paz advierten el incremento de la demanda de este insumo.  Según médicos y autoridades,  esta situación se debe a que todas las unidades de terapia intensiva están ocupadas, en su mayoría por jóvenes menores de 50 años.

“Por lo menos, de cada 10 pacientes, al menos seis tienen de  40 a 50 años y son  los   que más se internan en las unidades de terapia intensiva.  Pero también tuvimos pacientes desde los 28 años, 36 años y más. Lo que más nos preocupa es que ellos no tienen ningún tipo de patología, conmorbilidad o enfermedad de base”, dijo a Página Siete  el presidente de la Sociedad Boliviana de Medicina Crítica, Joel Gutiérrez.

Estos jóvenes no tienen problemas de diabetes, hipertensión arterial u otras enfermedades de base.  “Ellos se contagiaron la Covid 19 de la cepa brasileña y tienen complicaciones en su sistema  respiratorio y  pulmonar. Han requerido asistencia mecánica. Esto se debe a la forma virulenta de esta nueva cepa amazónica”,  dijo el especialista. 

Esta demanda de Unidades de Terapia Intensiva (UTI) se registra en las  ciudades de La Paz, Cochabamba y Santa Cruz  ante el elevado incremento de casos y en medio de la campaña de vacunación. Según el cronograma del Gobierno,  en la actualidad  se vacuna  a los mayores de 50 años.
 
“No tenemos ni el 10% de personas vacunadas en el país y no podemos hablar de una inmunización de rebaño. Un 60% de la población vacunada podría cambiar la evolución de la pandemia, pero un 10% prácticamente es nada. Eso también depende del comportamiento de la población;  los jóvenes pasan todos los fines de semana con copas y el alcohol deteriora el sistema inmunológico. Creo que la libertad a las actividades sociales generó esta respuesta”, apuntó.

Patricio Gutiérrez, vicepresidente de la Sociedad Boliviana de Medicina Crítica y Terapia Intensiva, filial La Paz,  dijo  que las UTI de las ciudades del eje ya están llenas tanto del sistema público como de la seguridad social. 

“En la primera ola tuvimos pacientes mayores de 65 años, con comorbilidades y era  muy raro  hallar un paciente joven. En la segunda ola encontramos pacientes de 45 a 60 años,  pero tenían obesidad, hipertensión,  diabetes u otros males. En esta tercera ola, lo que tenemos son pacientes más jóvenes. El de menor edad que atendimos tenía 27 años y no tiene enfermedad de base. Incluso se hallan en un estado atlético y  no fuman”, dijo.

También puede leer: Potosí amplía vacunación a los de 40 y 2 regiones piden permiso

Patricio Gutiérrez añadió que hay más jóvenes internados en UTI porque tienen mayor posibilidad de sobrevivir. “En todos los hospitales del país, los que no están ingresando son los mayores de 60 años porque tienen menor probabilidad de sobrevivir al presentar un estado crítico. Eso está haciendo que cambie la situación e ingresen más jóvenes”, explicó y agregó que cada día hay más  pacientes que  son menores de 40 años  internados en las terapias intensivas. 

La responsable del Programa Ampliado de Inmunización (PAI) de La Paz, Peggy Ibáñez, afirmó que los casos de Covid van en aumento. “Es una pena ver a mucha gente morir. La  gente está desesperada porque ya no hay terapias intensivas y lamentablemente los jóvenes están cayendo en mayor medida”.

 Ibáñez dijo   que esta situación  se debe al mal comportamiento de esta población que asiste a fiestas los fines de semana, juega partidos de fútbol e incumple  las  medidas de bioseguridad. 

Lo propio sucede en Santa Cruz donde -la población económicamente activa-  “los jóvenes” son los que están ingresando a las UTI y la capacidad de sus unidades está  muy saturada, informó ayer el  director del Sedes de esta región, Erwin Viruez. “No hay espacios (…) Por ello, pido extremar los esfuerzos en el cumplimiento de las medidas de bioseguridad. Las terapias están con pacientes jóvenes, sin patología de base, económicamente en una edad productiva y esto podría comprometer a la economía de un país”, sostuvo.

El colapso de las UTI  provocó en los últimos días   el incremento  en la  demanda  de oxígeno. La solicitud por este insumo  se duplicó en las ciudades de La Paz, Cochabamba y Santa Cruz.

 “La anterior semana advertimos que faltaría oxígeno. La demanda en Cochabamba es de 1,5 toneladas diarias,  pero actualmente llegamos a requerir tres toneladas por día. Si la curva de contagios sigue en ascenso y las complicaciones continúan,  calculamos que la siguiente semana necesitaremos 4,5 toneladas”, dijo ayer a Página Siete   el  secretario de Salud de la Alcaldía de Cercado, Aníbal Cruz.

 La autoridad local   calificó la  escasez de oxígeno como  “gravísima”. “Ayer (lunes) prácticamente no teníamos la cantidad suficiente de oxígeno y se agotó.  Más bien, gracias a una empresa nacional,  Nitrox,  conseguimos dos toneladas,  pero para ésta, en la tarde (ayer), ya no estamos alcanzando a cubrir la demanda”, añadió.

Por ejemplo, sólo el Hospital del Norte necesita 350 botellones de oxígeno por día; el  del Sur, una cantidad similar. “La población tiene que tener en cuenta que las empresas que proveen el oxígeno líquido no tienen la capacidad de producir para cubrir la demanda que tenemos”, dijo.

 Anoche, 27 pacientes  con coronavirus del Hospital del Sur fueron trasladados a otro  establecimiento de salud  porque se terminó el oxígeno, según el Sedes.

En Santa Cruz, las clínicas privadas se quedaron sin este insumo y los  familiares lo buscan.  “Hace dos semanas comenzó a subir la demanda. El jueves colapsó. Ya no hay oxígeno en ningún lugar y por eso el desabastecimiento”, dijo el encargado de uno de esos centros, que prefirió guardar su nombre en reserva. 

Uno de los familiares, que llegaba con un tubo de oxígeno,  dijo: “Todos los hospitales están saturados, nosotros buscamos  botellones. Las empresas no tienen y debemos ir a peregrinar por todo lado. Los precios suben y para colmo no los recargan al 100%,  si no a tres cuartas partes”.

El secretario municipal de Salud de la Alcaldía de Santa Cruz, Roberto Vargas,  dijo que se reunieron con  todos los directores de los hospitales de segundo nivel y advirtieron que los cupos de oxígeno se están acabando por la gran demanda. “Pedimos que  adelanten el reinicio de contratación de los proveedores, las partes  administrativas deben iniciar el proceso. Además, (en los hospitales de segundo nivel) hay un momento en que nuestras unidades de cuidados intensivos -que son 34- están llenas y no  los podemos transferir, así que  los atendemos como UTI”.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

5
16