Empresa confirma gestiones de Auza y acusa a Cancillería de poner trabas

Ante la versión de la representante de la compañía, el viceministro de Comercio Exterior, Benjamín Blanco, dijo que en esa cartera de Estado no se concretan contratos con intermediarios, sólo con los Estados.
viernes, 7 de mayo de 2021 · 05:26

Verónica Zapana S.   / La Paz

La presidenta de la empresa Antebellum Holdings con sede en Boston (Estados Unidos),  Carol Blenda Reyes Ávila, confirmó que el ministro de Salud, Jeyson Auza, realiza gestiones a través de  esta compañía con  el laboratorio Serum, de la India, para la compra de  cinco  millones de vacunas AstraZeneca contra la Covid-19. La representante acusa además a la Cancillería boliviana  de poner trabas en  este  proceso.

 “Nosotros no buscamos a nadie”, dijo   Reyes en un contacto con Página Siete. La  profesional boliviana aseguró que  no puede revelar cómo y cuándo se inició el contacto con la empresa para buscar la compra de las vacunas contra la Covid-19  porque “son datos confidenciales que solamente  el ministro (de Salud, Jeyson Auza) puede dar”.

Reyes aclaró que la empresa que dirige no es de  “intermediarios ni revendedores”. “Somos una empresa de consultoría y gestión”, indicó.

 El miércoles, el ministro de Salud, Jeyson Auza, admitió  que realiza “gestiones” con empresas internacionales para que provean al país de vacunas  en importantes cantidades y en el menor tiempo posible. De esa manera afirmó que “no nos cerramos a ninguna posibilidad” de contratar compañías intermediarias, posición que va en contra de lo comprometido por el presidente Luis Arce.
 
“Hemos realizado las solicitudes, hemos hecho las gestiones y hemos enviado los documentos necesarios aceptando las ofertas de empresas que manifiestan la posibilidad de traer vacunas en menor tiempo, pero la afirmación categórica que debemos hacer es que el Gobierno nacional, el Ministerio de Salud no ha adquirido ningún compromiso con ninguna empresa hasta la firma de un posible contrato”,  explicó el miércoles   Auza 

Reyes aclaró que su empresa en ningún momento “ha recibido ningún dinero del Gobierno ni de ninguna parte”. Aseguró que la empresa tiene un brazo social de ayuda.  “(Es) una parte dentro de la compañía, la cual está dedicada a facilitar ayuda a aquellos que no la tienen, que por la falta de educación, como Bolivia, no podemos acceder a este tipo de mercados ni tienen la información ni nada para hacerlo”, sostuvo.

La presidenta de la firma aseguró que  su compañía  cuenta con una red de empresarios a nivel mundial y “los fondos para pagar nuestros propios gastos legales y logísticos”.

 “Por la falta de profesionales capacitados en comercio exterior en Bolivia,  el ministro (Auza) ha acudido a nosotros para que podamos representar el caso de su país a empresas internacionales, ya que contamos con la experiencia y red empresarial en el área de comercio exterior”, explicó Reyes. 

Según la ejecutiva, la documentación presentada “fue una carta de intención de compra que el Gobierno de Bolivia hace directamente al Gobierno de la India y a Serum”. “Es una compra directa”, dijo e indicó que este documento  “es confidencial”.

Aclaró que la compra de ese stock  “es diferente” al lote  que el Gobierno boliviano firmó en enero pasado. En esa ocasión, el Ejecutivo acordó la adquisición de  otras cinco millones de dosis. Se presume que esos inmunizantes  llegarán al país en 2023.

Por eso,  según  Reyes, se intenta adquirir  y acceder a las vacunas  “de forma humanitaria” y así la llegada del lote  a Bolivia sea lo antes posible. “Nosotros asesoramos para que el pedido sea sólo de cinco millones, y estas (dosis)  lleguen poco a poco”, indicó.

La representante de la empresa explicó que existen avances en esas conversaciones. “Desgraciadamente, la India entró en una crisis enorme, al mismo tiempo que introducimos la orden, así que aún estamos esperando una respuesta”, dijo. 

Reyes   cree que detrás de esta denuncia  “malintencionada” y que se conoció en los últimos días está  el viceministro de Comercio Exterior, Benjamín Blanco. “Él quiere que todos los documentos pasen por su despacho”,  dijo y aseguró que  “desgraciadamente, los laboratorios a nivel mundial sólo aceptan una firma y es la del Ministro de Salud, sólo él puede tener acceso a compras directas”.

Blanco no respondió a esas acusaciones porque dijo que desconoce las mismas, aunque, aclaró que “desde Cancillería no se negocian contratos ni documentos con intermediarios”. “Nuestra relación no es con empresas, somos encargados de las relaciones entre Estados”, aseveró la autoridad.

Pese a ese conflicto interno, Reyes indicó que la intención de compra de vacunas continúa. “A nosotros, ninguna autoridad nos ha dicho que no continuemos. Si lo hacen, muchas gracias, mandamos la carta de cancelación y nos enfocamos en las otras órdenes pendientes por esta fuente”, dijo y aseguró que esas dosis podrían pasar a Perú.

¿Por qué la firma  ayuda al país?  

De acuerdo con Reyes, la empresa Antebellum Holdings es  un consorcio que tiene un año de trabajo, pero con la experiencia individual de cada una de las empresas que trabajan en ella más de 10 años. Tiene un concepto de ayuda humanitaria. Se encarga de brindar asesoría internacional a diferentes países.

Destacó que “en calidad de ayuda humanitaria  se colabora para que órdenes (de vacunas) como las de Bolivia no queden rezagadas” porque existen más de 150 países tratando de comprar vacunas y que están en lista de espera.

 “Nuestra función es presentar el caso de un país    e   interpelar por el mejor precio posible, considerando que Bolivia es un país en desarrollo y no puede pagar los mismos precios del mercado internacional, que alcanzan a 20 dólares por cada dosis”,  sostuvo  la ejecutiva.

Reyes aseguró que la empresa “no está cobrando nada” al país para hacer esas gestiones. “La ayuda es gratuita”, dijo la presidenta de la firma  y destacó que la compañía se dedicó desde hace mucho tiempo a la equidad de género, raza y emprendimiento de mujeres. 

“En este caso considerando que Bolivia es un país en desarrollo y conformado por la mayoría (de una) raza nativa, por lo que cae perfectamente  en  la ayuda social que realizamos”, sostuvo.

 

El Ministerio de Salud en  contradicción 

  • Postura  En enero, el presidente Luis Arce  dijo que “las negociaciones para la compra de las vacunas contra la Covid-19 se realizan directamente con los laboratorios, a través de sus gobiernos y sin intermediarios”. En marzo, el primer mandatario  ratificó su posición.
  •  Justificación El ministro de Salud, Jeyson Auza,  afirmó que “son gestiones que se realizan para tener una propuesta seria antes de la firma de contrato, no se ha adquirido ningún compromiso y hasta la fecha no hemos suscrito ningún contrato. No nos cerramos a ninguna posibilidad, pero no hemos suscrito hasta la fecha ningún contrato”.
  •  Aclaración El titular del Ministerio de  Salud, en una conferencia de prensa y junto a sus viceministros, aseguró el miércoles   pasado que “hay que aclarar que ‘gestión’ no es lo mismo que compromiso o contrato. Nosotros afirmamos categóricamente que hasta la fecha no hemos suscrito ningún convenio”.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

Más de
45
72