Ola de destituciones revela corrupción, acoso y prebendas en la Alcaldía de La Paz

Desde mayo, 8 funcionarios fueron destituidos de sus cargos. Hay ediles imputados, con arresto domiciliario y hasta presos en el penal de San Pedro.
lunes, 20 de septiembre de 2021 · 12:48

Leny Chuquimia / La Paz

Ocho funcionarios han sido destituidos de sus cargos desde mayo, por denuncias de corrupción, acoso y prebendas dentro de la Alcaldía paceña. El ejecutivo edil afirma que no dejará pasar este tipo de hechos que en su mayoría involucran a funcionarios de la anterior gestión. La concejala Eliana Paco mostró preocupación porque no sólo se trata de servidores  antiguos sino de autoridades de confianza que  fueron designadas en el marco del  “pago por favores políticos”.

“Nos preocupan los casos y denuncias de corrupción  registradas, sobre todo en las últimas semanas. Nos muestran por un lado que hay un pago de favores políticos y, por otro, que hay funcionarios antiguos  que son parte de la corrupción en la Alcaldía  desde hace mucho tiempo y que siguen trabajando en ella”, dijo Paco.

En cuatro meses de gestión,  se ha  destituido a ocho funcionarios de la Alcaldía paceña, por presuntos actos de corrupción y acoso. Tres de ellos, un subalcalde y dos subalcaldesas, eran autoridades de confianza nombradas por el burgomaestre  Iván Arias.

“Apenas iniciada la gestión, el Alcalde nos instruyó que no haya perdón para los casos de corrupción. Hasta ahora   hemos hallado  casi una decena de casos. Tenemos personas que ya han sido imputadas, otras que guardan detención domiciliaria, otra que ayer ha sido aprehendida y fue enviada al penal de San Pedro”, señaló el  secretario ejecutivo de la Alcaldía de La Paz, Julio Linares.

Subalcaldesas  hicieron la denuncia en un mitin en kilómetro cero.
Foto: RRSS

Desde mayo se han registrado ocho destituciones, de las que seis se dieron en las últimas dos semanas. De acuerdo con Linares, cinco correspondían a funcionarios de gestiones pasadas y tres a autoridades designadas por el actual burgomaestre.

El primer caso data de  hace tres meses. Entonces el alcalde, Iván Arias,  denunció  que  un funcionario  cobraba dinero a cambio de puestos laborales. El edil acusado, que  fue detenido por la Policía, afirmó ser colaborador de Arias y que había trabajado en su campaña política.

El 14 de julio, en un segundo caso, un funcionario de la Alcaldía de La Paz  fue detenido por ofrecer y pedir  “coimas” a cambio de proteger  a bares, discotecas y lenocinios de los controles municipales. Se presume que el edil era sólo una parte de  una red de extorsión que es investigada.

También puede leer: Alcaldía despide a un funcionario del Hospital Los Pinos acusado de corrupción

El acusado, que ahora cumple una detención domiciliaria, es un abogado que trabajó  ocho años en la Alcaldía, en diferentes unidades. Al momento del hecho, era jefe de la División de Procesos Jurisdiccionales, dependiente  de la Dirección de Asuntos Jurídicos.

Fue grabado mientras trataba  de convencer   a una autoridad  del Macrodistrito Centro  de recibir 1.000 bolivianos por cada establecimiento por proteger. Se lo imputó por uso indebido de influencias, beneficio en razón del cargo y cohecho activo.

Linares señaló que otro caso involucra a  miembros de la Intendencia que se quedaban con parte de lo decomisado.

“Hay subintendentes que procedían al decomiso de los productos -principalmente en el caso de las bebidas alcohólicas- pero no  entregaban  la totalidad al depósito para productos decomisados. La mitad  se la llevaban a la casa. Son casos de corrupción hormiga que se dan en la práctica dentro de la Alcaldía”, indicó. 

Sostuvo que los destituidos son personas que han trabajado  entre cinco y 10 años, en lugares que manejaban  recursos o tenían relación con el cobro de patentes, emisión de permisos o licencias de funcionamiento.

También puede leer: Dos subalcaldesas denuncian acoso; Alcaldía afirma que están acusadas de corrupción

El último caso fue revelado el pasado jueves 16 de septiembre, cuando un funcionario del hospital Los Pinos fue aprehendido y enviado al penal de San Pedro.  Según los datos preliminares, el edil  aprovechó la falta de  control riguroso en las finanzas  del hospital para sustraer los recursos.

El funcionario vendía servicios y medicamentos, los facturaba, pero no depositaba el monto completo. Por ejemplo, se evidenció que en  agosto se facturaron 96.000 bolivianos, pero  sólo  declaró 28.000 bolivianos.  El acusado, que tenía cinco años de servicio, confesó que cometía estos actos  desde hace tiempo.

“Se ha evidenciado la manipulación de la información económica. Se está investigando a  más involucrados”, informó la directora de Transparencia de la Alcaldía de La Paz, Amparo Morales.

Olorio  presentó su renuncia para defenderse  en la justicia.
Foto: AMN

 Olorio: “Utilizaron las subalcaldías como botín político”

Con dos denuncias de acoso sexual en su contra, la semana pasada el subalcalde de Max Paredes Reynaldo Olorio presentó su renuncia irrevocable al cargo que ocupaba a pedido del alcalde Iván Arias. Afirmó que se defenderá en libertad ante las denuncias hechas  en su contra por las subalcaldesas de Mallasa y Centro, que también fueron destituidas.
“Surgieron las viejas prácticas políticas y la transparencia y verdad sucumbió a esa mezquindad, los intereses perversos utilizaron a las subalcaldías como botín político para cuotear la administración municipal y al no dar crédito a esas prácticas insanas atacaron sin piedad (…) Fui víctima de ataques infamatorios de toda índole  provocado por dos personas que sólo intentan causar daño a mi honorabilidad y dignidad, al extremo de inventar una denuncia falsa sobre acoso sexual”, sostuvo  Olorio.
 Recalcó que ambas denuncias fueron hechas antes de que sea designado  como autoridad.
Ante los casos  registrados  en las últimas semanas, el alcalde de La Paz, Iván Arias, advirtió sanciones: “Entramos por la puerta ancha y saldremos por la misma, tendremos mano dura”.
El burgomaestre señaló que  hay un sistema de comunicación interna e informantes que ayudarán a identificar más casos de corrupción en el gobierno municipal.
“Basta de robar al erario público. Hay que devolver la credibilidad  a  la Alcaldía”, sostuvo la primera autoridad edil.

 

Linares: “Las personas cambian cuando ya están en  un cargo”

En las últimas semanas el Alcalde pidió la renuncia de tres de sus subalcaldes por denuncias de acoso y de corrupción. Lamentó que fuera gente que trabajó en su campaña.
“Decidí cortar por lo sano, pedí  que presenten su renuncia. Fue difícil porque son funcionarios que hicieron campaña conmigo; estuvimos en las calles, nuestro compromiso era entrar por la puerta ancha y salir por la puerta ancha”, dijo el burgomaestre paceño.
Ante estas declaraciones surgieron observaciones en diferentes  sectores sobre si las designaciones de estas autoridades municipales se hicieron  por  prebenda y no pensando en su capacidad y en la transparencia de la gestión.
 “Es preocupante que en tan poco tiempo ya tengamos este tipo de  denuncias. Son   consecuencia  del pago de  favores políticos. Vamos a hacer el seguimiento de los casos”, afirmó la concejala Eliana Paco, del MAS.
Consultado sobre si estas  designaciones fueron hechas como retribución al trabajo en la campaña electoral, antes que en la formación o la experiencia, el secretario ejecutivo edil,  Julio Linares, indicó que si bien era gente cercana que hizo un trabajo político, las autoridades fueron escogidas  porque cumplían con el perfil requerido.
“No fue sólo la campaña. Eran personas sin antecedentes, nuevas en la gestión pública, que eran dirigentes vecinales etc.... tal vez  les ha sorprendido la gestión pública. Algunas personas cambian cuanto tienen un cargo o algún tipo de poder”, manifestó.
Reiteró que los nombramiento, en estos tres casos, como en el resto,  no dependieron sólo del aporte a la campaña que llevó a a Arias a la silla municipal. Dijo que se las eligió porque eran personas cercanas  al territorio, porque fueron dirigentes  y tenían  la capacidad para trabajar por el municipio. 
“Pero    las personas cambian y por eso debemos estar siempre atentos a lo que está pasando  con las autoridades que están alrededor del Alcalde”, dijo.
 Añadió que esta situación   apena al ejecutivo, porque eran personas cercanas. “Pero en ningún caso se ha querido disculpar. Más bien se ha querido dar el ejemplo y por eso se solicitó sus renuncias”.
Indicó que en el caso de las subalcaldesas destituidas por actos de corrupción, las investigaciones están en manos de la Unidad de Transparencia. A pedido del burgomaestre no se darán mayores detalles hasta que el proceso haya terminado. En el caso del subalcalde denunciado por acoso, dijo que el caso está en manos de la justicia porque es personal y  anterior a  su  gestión.
“No incide o no afecta a  nuestra gestión”, afirmó, pese a que en las  denuncias se indica que presuntamente, entre las  víctimas  habría  funcionarias.

 

3 autoridades

de libre nombramiento fueron destituidas por denuncias en su contra.

 

Denuncias y contradenuncias de  corrupción y acoso

Entre denuncias y contradenuncias, la Alcaldía sostiene que las dos subalcaldesas fueron destituidas por denuncias de corrupción en su contra. Sin embargo,  las destituidas afirman que fueron retiradas e inculpadas como   respuesta a las denuncias  presentadas por   ellas ante el Alcalde sobre corrupción y acoso sexual dentro de las subalcaldías. El Ministerio de  Justicia anunció  que hará seguimiento.
“Hemos sido víctimas de acoso político y laboral. En ese sentido es que estamos en contra de la corrupción y de las irregularidades que se están dando al interior de las subalcaldías y lo denunciamos, pero no han hecho nada”, indicó  la exsubalcaldesa del macrodistrito Centro, Jaqueline Chavarría.
La ahora exsubalcaldesa de Mallasa, Sheyla Dávalos, también denunció que era víctima de persecución y acoso político y laboral. Indicó que después de que se le pidió su renuncia   fue impedida de recuperar sus pertenencias de su oficina, a la que ya no le permitieron ingresar. Añadió que  no se está haciendo nada ante las denuncias de acosos sexual en la subalcaldía   Max Paredes.
“Vamos  a denunciar y apoyar a las compañeras que han sufrido acoso sexual...  también hay hechos de corrupción. Se nos está apuntando con el dedo para acosarnos y  presionarnos”, dijo Dávalos.  
Desde la comuna se indicó que no hay ninguna denuncia de este tipo. Que el Alcalde les pidió su renuncia por  las denuncias en contra de ambas ediles, pero que en respuesta  lanzaron  ataques contra Arias.
En un contacto con canales estatales el ministro Iván Lima señaló: “Es algo  intolerable y un tema de preocupación para el Estado... no vamos a tolerar ningún acto de corrupción y tampoco ningún caso de acoso”, aseveró la autoridad en Bolivia Tv.
Mediante su cuenta en Twitter, la Defensoría del Pueblo convocó a ambas exautoridades  municipales a presentar la denuncia para abrir una investigación.

 

96.000 bolivianos

fueron facturados en agosto en el hospital Los Pinos,  sólo se depositaron 28.000.

 

8  ediles

fueron destituidos desde el inicio de la  gestión del alcalde Iván Arias.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos