Max Mendoza tiene 52 años y desde 1989 es universitario en la UMSS de Cochabamba

Dirigente universitario y operador del MAS gana más que un rector

El representante de la Confederación Universitaria de Docentes (CUD) en el CEUB dijo que se encontraron varias irregularidades, como la realización de viajes al exterior y la contratación o destitución de personal.

Sociedad
Página Siete
Por 
La Paz - jueves, 12 de mayo de 2022 - 0:59

El dirigente universitario y operador del Movimiento Al Socialismo (MAS), Max Mendoza, de 52 años, no pasó del segundo semestre de su carrera desde que ingresó a la “U” hace más de 30 años y gana casi 22.000 bolivianos, más que un rector porque ejerce el cargo de secretario nacional en el Comité Ejecutivo de la Universidad Boliviana (CEUB). En ese puesto viajaba al exterior y hasta podía contratar a gente.

“Usted es militante (...) del Movimiento Al Socialismo Instrumento Político por la Soberanía de los Pueblos”, indica el registro disponible en la plataforma Yo Participo, del Tribunal Supremo Electoral (TSE) que muestra a Mendoza como miembro inscrito del MAS desde el 17 de junio de 2018.

El dirigente indicó que la militancia no es un impedimento para ejercer su cargo y que tiene una amistad con Morales. “Yo he tenido unas 50 o 60 reuniones con el entonces presidente Evo Morales y también con él hemos generado una amistad”, dijo. Además, Mendoza aparece en una foto de la Conalcam con el exmandatario.

“El MAS y el masismo impusieron como método político la confrontación, la violencia y el odio. No es casual que Max Mendoza, el eterno dirigente que hoy los líderes cívicos potosinos responsabilizan de los sucesos donde murieron (el pasado lunes) cuatro universitarias, sea un militante masista que se presenta como allegado (...)”, escribió en sus redes sociales el gobernador de Santa Cruz, Luis Fernando Camacho.

Mendoza no sólo operaba en Bolivia, sino también en el exterior. En un video publicado por la Organización Continental Latinoamericana y Caribeña de Estudiantes de La Habana, Cuba, se lo ve como presidente de la Confederación Universitaria de Bolivia (CUB) hablando a favor de Morales. “Bolivia está con ustedes, la agresión a Venezuela, es agresión a Bolivia (...) Nosotros, los que luchamos por la liberación bolivariana no dejaremos solo a Venezuela. (...) Venezuela, Evo contigo, Bolivia está a tu lado”, dijo.

¿Quién es Mendoza? Según su cédula de identidad, él nació en 1970 y actualmente tiene 52 años. Se conoce que en 1989 ingresó a la Universidad Mayor de San Simón de Cochabamba y ya lleva 33 años como estudiante.

Nelson Guzmán, exdirigente universitario de San Francisco Xavier de Chuquisaca, dijo que “hasta el año pasado estaba en segundo semestre en la carrera de Agronomía y siempre se quedaba. No ha tenido la intención de estudiar”, sostuvo a radio Compañera.

Consultado sobre sus estudios en el programa Fama Poder y Ganas, Mendoza no quiso responder y colgó su teléfono.

Se conoce que desde que entró a la universidad fue dirigente, luego llegó a la Federación Universitaria Local (FUL) y de ahí consiguió el puesto de presidente de la CUB desde hace 10 años, cargo que lo llevó en 2018 a ocupar un puesto en el Comité Ejecutivo de la Universidad Boliviana en 2018. Debía estar en ese caso sólo 30 días, pero lleva cuatro años y recibe un salario de 21.870 bolivianos.

“Ese sueldo es superior a lo que gana un rector”, dijo a Página Siete el secretario ejecutivo de la Confederación Universitaria de Docentes (CUD) del CEUB, Carlos Salinas, quien indicó que por ejemplo, el rector de la Juan Misael Saracho recibe un sueldo de 18.000 bolivianos.

Salinas dijo que él ingresó al CEUB como secretario ejecutivo del CUD hace dos meses y ya en su cargo halló varias irregularidades respecto a la designación de Mendoza. “Fue cuando alertamos de aquello”, aseguró.

Una de esas irregularidades es que “el universitario arbitrariamente se hizo pagar un sueldo”. De acuerdo con una boleta de pago de febrero de 2019, que circula en las redes sociales, Mendoza tiene un sueldo de 21.870 bolivianos por el cargo de “miembro del presídium XIII CNU”. Salinas dijo que ese cargo no existe y por eso “se hizo una correción” a través de la Resolución Administrativa 036/2018 y “desde entonces (su papeleta de pago) salió con el cargo de secretario nacional”.

Salinas aclaró que ahí se identifica otra irregularidad, ya que los “secretarios nacionales son elegidos en congreso de universidades, cosa que no hubo”, además que para ejercer ese cargo se debe contar con algunos requisitos: ser docente con más de cinco años de antigüedad y ejercer cátedra en el momento de ser escogido.

Indicó que esa resolución fue aprobada por Juan Roberto Bohorques, expresidente del CEUB y exrector de la Universidad Tomás Frías, y con eso se avaló el pago irregular a Mendoza. “Pero una resolución administrativa no puede estar por encima de las normas del estamento universitario”, dijo.

De acuerdo con el extracto de la Declaración Jurada de Bienes y Rentas de la Contraloría General del Estado, Mendoza presentó su declaración el 26 de mayo de 2021, en la que cuenta con un total de “rentas pasivas” de 274.351 bolivianos.

Según Salinas, además de gozar de un sueldo, Mendoza recibía viáticos porque viajaba al interior y el exterior del país como representante del CEUB.

“Ha viajado a Cuba, a Venezuela, a Estados Unidos y otros lugares”, dijo y aseguró que él solicitó que no se vuelva a aprobar viajes para Mendoza. “No sé aún si se suspendió el pago a Mendoza”, anticipó.

El representante del CUD agregó que Mendoza tenía tanto poder en el CEUB que “hasta contrataba gente o destituía a otros”, además firmaba resoluciones que no le correspondían. Aseguró que tiene denuncias de acoso laboral y sexual. “Con todos estos antecedentes es importante que se investigue y se asuman las acciones correspondientes “, dijo.

Este medio intentó comunicarse con Mendoza, pero no respondió a las llamadas. Su caso surgió porque la dirigencia cívica de Potosí lo acusa de estar detrás del atentado que dejó cuatro universitarias muertas y 85 heridos.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen.
Para más información puede contactarnos

OTRAS NOTICIAS