¿Dónde está Wilma? Desapareció hace 7 días, su familia pide ayuda

La joven llegó a La Paz de Londres hace un mes para visitar a su familia y realizar trámites. Salió de su hogar el martes, sin documentos ni dinero, y ya no regresó.

Sociedad
Redacción Diario Página Siete
Por 
La Paz - lunes, 28 de marzo de 2022 - 5:00

Leny Chuquimia / La Paz

“Volveré ante ti, Virgencita milagrosa”, dice una  publicación que Wilma Edith Fernández Quispe hizo  en su muro de Facebook hace poco más de un mes, días antes de viajar a Bolivia desde Londres.

Tenía todo planeado, se reencontraría con  su hermano Raúl, su cuñada Vivian y sus sobrinos, bailaría en Oruro para agradecer a la Mamita Candila, se pondría al día con sus amigas y amigos,  visitaría el Santuario de Copacabana  y acabaría sus trámites en la universidad. Decidió hacer todo en un mes, porque debía retornar a Inglaterra, donde trabaja y reside hace algún tiempo.

En sus últimos días en Bolivia, sólo quedaban pendientes los trámites, pero no pudo terminarlos. Desapareció el martes, cuando salió  de la casa donde se alojaba  en Bajo Llojeta rumbo a la Universidad Católica Boliviana en la zona Sur. Desde entonces se desconoce su paradero.

“El martes yo fui a recoger a mis niños al colegio y la dejé en  mi casa alistándose para salir. Me dijo ‘iré a la universidad a hacer trámites’. Cuando volví, tipo 14:00, ya no estaba. Supusimos que llegaría en la noche, pero no fue así”, relató su cuñada Vivian Salas a Página Siete

Wilma tiene 39 años y es administradora de empresas, profesión que logró ejercer en Europa.  Tenía ingresos propios, una vida independiente y  facilidad para hacer amigos. Quienes la conocen la describen como una muy buena persona.

Aunque la hora de su última conexión a WhatsApp es a las 15:58 del martes, el  miércoles su hermano recibió un mensaje desde el teléfono de Wilma. Le decía que no se preocupe, que por motivos laborales debía retornar antes a Inglaterra.

El supuesto mensaje de Wilma indicaba que se le presentó un nuevo trabajo, que se mudaría de  lugar de residencia, que había terminado con su pareja y que ya no traten de contactarla mediante esa persona. Además, que ella se contactaría cuando consiga un nuevo número en Londres.

Sonaba como si tratara de bloquear todos los medios de contacto. Otros mensajes similares fueron enviados a sus amigas.

“Nos preguntamos por sus cosas, pero recordamos que en su boleto no le dieron derecho a equipaje, sólo a bolso de mano. El día viernes buscando en su cuarto nos dimos cuenta que había dejado todo. Acá está su dinero y todos sus documentos, -su pasaporte, carnet, etc.- no puede haberse ido del país. Su boleto de avión no fue adelantado ni cancelado, aún está para el miércoles”, sostiene Salas.

Un caso que no avanza

“El viernes, cuando ya vimos sus cosas, pusimos la denuncia y se hizo el reporte. Recién hoy (ayer domingo) nos llamaron  de la Policía. Fuimos en la mañana pero nos dijeron que el informe se envió a la Fiscalía para que se haga la apertura del caso y con eso nos designen un fiscal y un investigador. Estamos esperando”, explica la cuñada.

Con el mensaje del celular, la familia se acercó a la Unidad de Cibercrimen de la Felcc. Sin embargo la respuesta fue la misma: “No podemos hacer nada hasta que se tenga un número de caso abierto”.

Intentaron también contactarse con la Universidad Católica  Boliviana, para verificar si Wilma llegó a sus predios, pero al ser fin de semana no tuvieron respuesta.

Desde el viernes, Raúl y Vivian se movilizan en busca de datos. Uno de sus vecinos les proporcionó las imágenes de su cámara de vigilancia y con ellas pudieron identificar la hora de su salida y su vestimenta. El video muestra a Wilma salir el martes a las 12:22, con  pantalón negro,  blusa rosada,  gorra fucsia y  zapatos rojos.

La joven fue captada por una cámara de vigilancia.
Foto: Captura de video de vigilancia

Hablaron a todos los amigos con los que pudo encontrarse. De ellos conocieron que durante su estadía, Wilma fue contactada por un exenamorado problemático y algo violento.

De lo indagado, los familiares también  presumen que  ese martes por la tarde ella se encontró con una amistad en la calle Sagárnaga y buscan a esta persona para corroborar el dato.

Hasta hace una semana, Wilma era muy activa en el Facebook. Subía videos de todos los lugares que visitaba y el último data el 20 de marzo. Transmitió desde un boliche donde estaba con sus amigas. “Chicas... gracias! Las quiero mucho, son las mejores”, les dice.

 

Si tiene información
  • Contacto • 72516318 - 73724941 son los números telefónicos que la familia habilitó para recibir información de la población. Cualquier dato que se tenga de ella ayudará a dar con su paradero.
  • Descripción • La última vez que fue vista, vestía un pantalón oscuro, una blusa rosada, zapatillas rojas y una gorra fucsia. Portaba una mochila. 

Esta noticia es de acceso restringido.

Para seguir leyendo, regístrate o accede a tu cuenta:

REGÍSTRATE INICIAR SESIÓN

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen.
Para más información puede contactarnos

OTRAS NOTICIAS