Funcionario edil de Santa Cruz es sorprendido con Bs 20 mil en sus bolsillos, presuntamente de sobornos

La Unidad de Administración Tributaria desvinculó al empleado, quien ocupaba el cargo de fiscalizador desde hace siete años.

Sociedad
Redacción Diario Página Siete
Por 
La Paz - jueves, 23 de junio de 2022 - 15:17

Un funcionario que ocupaba el cargo de fiscalizador en la Secretaría de Administración Tributaria, dependiente de la Alcaldía de Santa Cruz de la Sierra, fue sorprendido con 20.000 bolivianos en sus bolsillos, provenientes presuntamente de sobornos que le pagaron los contribuyentes a cambio de borrar las deudas de gestiones pasadas.

El caso de cobros irregulares fue puesto en evidencia por el concejal Juan Carlos Medrano, quien se dirigió hasta el escritorio de Fernando L., quien trabajaba desde hace siete años en ese puesto y fue denunciado.

“Nos llegó una denuncia de una vecina, quien fue a la quinta municipal y le dijeron que si ella llevaba 1.200 bolivianos, le iban a anular toda la deuda. Pero esos 1.200 bolivianos no iban a ingresar por la ventanilla de la oficina, sino que tenía que darle al funcionario. Es por eso que ayer nos apersonamos hasta las oficinas del SAT, donde hemos encontrado al funcionario con 20.000 bolivianos en sus bolsillos, y a su lado estaba un tramitador con otros 10.000”, denunció el concejal.

Al respecto, el secretario municipal de la Administración Tributaria, Berman Hillman, afirmó que la municipalidad cruceña dispuso la destitución del trabajador y que se adhirieron a la denuncia por el hecho de corrupción.

“Él ya trabajaba hace más de siete años, fue contratado desde la anterior gestión. La Unidad de Transparencia se apersonó al Ministerio Público e hizo la denuncia penal”, indicó Hillman.

El concejal Medrano ingresó de inmediato hasta las oficinas de la Administración Tributaria, donde estaba el funcionario a quien se sorprendió con el botín.

Sin embargo, pese a su esfuerzo por ocultar el ilícito, todo quedó grabado y fue cuando se le exige levantar el dinero que había botado, donde se ve cortes de 100 y 200 bolivianos, principalmente, además otro monto que está en el bolsillo de su pantalón y otra parte estaba en un sobre de papel.

“Póngale ahí (en la mesa) para ver el número de serie. Mire la cantidad de dinero, ¿de dónde sacó el dinero? Usted tiene 10.000 bolivianos en el bolsillo, en la oficina de impuestos, ¿de dónde sacó ese dinero?”, increpa a Fernando, quien luego es llevado a otra oficina y tras entregar todo el dinero, él sale corriendo hasta la calle, donde toma un taxi.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen.
Para más información puede contactarnos

OTRAS NOTICIAS